Canales populares

[MegaPost] Lo que dejo el Superclásico: Boca 1 - River 1

Boca - River





BOCA 1 - RIVER 1
Arañaron el empate

En la Bombonera, el equipo de Ischia fue más que el de Gorosito y parecía que se lo llevaba con un gol de Palermo. Pero Gallardo, de tiro libre, lo igualó y al final casi lo gana el Millonario: Falcao tuvo la victoria y falló. Fue un clásico discreto que Riquelme lo vio desde afuera.


Palermo y Gallardo, los goleadores.


LA BOCA, BUENOS AIRES .- En la Bombonera, el equipo de Ischia fue más que el de Gorosito y parecía que se lo llevaba con un gol de Palermo. Pero Gallardo, de tiro libre, lo igualó y al final casi lo gana el Millonario: Falcao tuvo la victoria y falló. Fue un clásico discreto que Riquelme lo vio desde afuera.

Con un marco impresionante, como siempre sucede en este tipo de partidos, y sobre todo en la Bombonera, salieron los equipos. Llamó la atención que la televisión pusiera micrófonos en la arenga de Boca antes de salir a la cancha. Se escuchó clarito como el Negro Ibarra expresó: "¡Vamos que tenemos que salir a matarlos a estos hijos de puta!", con un tono bastante bélico que no le suma al mensaje de parar la violencia que siempre se escucha y se ve en la TV. Palermo, en cambio, fue más tranquilo y, con un tono más suave, dijo: "Vamos, hay que GANAR!" Y todos salieron al grito de "ganar".

Y esa premisa quedó evidenciada tanto en Boca como en River en los 15 minutos iniciales, donde ambos equipos se propusieron salir a llevarse los 3 puntos, sin probarse y relojearse tanto tiempo, y sin mezquinar. Se hizo un lindo partido de ida y vuelta, que comenzó con un tiro libre que Gallardo ejecutó y que ninguno pudo soplar. Boca respondió y cómo. Primero Ibarra, con un remate/centro al arco que Palermo no pudo rozar. Y luego, la chance más clara del primer tiempo: Gaitán (remplazante de Riquelme, que se perdió el Súper porque no se terminó de recuperar de su lesión y privilegió la Copa) quedó mano a mano con Vega, quien tapó el disparo que tenía destino de gol.

A los 7 minutos, cuando ya se habían creado cuatro situaciones de gol, Fabbiani cabeceó luego de un centro de Gallardo. Ahí, contuvo el Pato en su primera intervención. Así fue el duelo en el primer cuarto de hora. Luego, durmieron.

Empezaron las patadas, los roces, las marcas fuertes, las piñas (como la de Morel a Domingo), los agarrones y el bostezo. El primer período dejó una sola certeza: los de Ischia fueron más que los de Gorosito. Fueron los que más intentaron y más cerca estuvieron de abrir el marcador. River, poquito y nada. Apenas algunos rasguños al arco de Abbondanzieri, que no tuvo trabajo. Pero el marcador era el que tenía la posta y el partido no se guiaba por las intenciones. Así que los primeros 45 se fueron 0 a 0.



El segundo tiempo siguió en sintonía. Boca salió dispuesto a buscarlo con mucha más actitud que en el PT y encontró rápidamente el gol. Palermo la agarró de frente al arco, fuera del área, a unos 30 metros de la valla, apuntó y disparó. El remate no fue potentísimo ni al ángulo. Pero entre las flojas manos de Vega se escurrió y en gol se convirtió. Gol y fiesta loca. El goleador se sacó la remera y se fue a gritarlo con todo y con todos.

El equipo de Ischia siguió yendo con Palacio, que tuvo una que se fue por arriba. Parecía que se lo comía Boca. Y más porque Gorosito sacó al multimediático Fabbiani, que aspiraba a mucho en este partido pero sólo se quedó en palabras. El Ogro fue una sombra y salió fastidioso (cuando llegó al banco de suplentes le pegó una patada). Y el local se agrandaba cada vez más. Ahí, cuando el Xeneize estaba a pleno, Battaglia le hizo un foul a Buonanotte (ojo, no a la Malanotte, eh) en la puerta del área y el Muñeco Gallardo se hizo cargo. Remató, la bola tomó muchísima rosca y adentro. Gol y un grito sagrado. River, a pesar de que no lo merecía, se puso 1 a 1.

El resto del partido fue con Boca buscando pero sin mucha profundidad y con River intentando una contra letal que defina el partido. Y esa contra llegó... Claro que no fue letal; pero estuvo cerca de serlo. Falcao quedó solo afuera del área con el Pato en su arco. El colombiano tenía entre 20 y 30 metros por recorrer en un duelo mano a mano, pero el delantero no lo aprovechó. No es que el duelo lo ganó el Pato, porque no hizo mucho más que achicar. Sino que Falcao la terminó muy mal y la pelota se fue arrastrándose a más de un metro del arco. Fue una situación clarísima que hubiera determinado el resultado.

El partido se fue en intentos y errores propios de un final de un Súperclasico, pero sin más sobresaltos. Todo quedó igualado. El empate no favoreció a ninguno de los dos: Boca ya está afuera de la pelea en el campeonato. Y River, a seis de la punta. Panorama poco alentador para ambos en el ámbito local.







Ficha del partido








Resumen del Partido







Analisis Jugador x Jugador


Boca Juniors

R. Abbondanzieri (4): Tuvo su cuota de responsabilidad en el gol de Gallardo, salió tarde a achicar a Falcao y casi pierde la pelota en el área ante la marca de Rosales.

H. Ibarra (5): Estuvo muy contenido, sobre todo en el primer tiempo. Pudo haber sido expulsado por la patada a Buonanotte.

J. Cáceres (5): No tuvo problemas en la marca de Fabbiani, aunque falló en algunas entregas. Inició la jugada del gol de Boca.

J.Forlin (7): Absorbió a Falcao y sólo cometió dos infracciones. Salió del fondo con claridad.

C. Morel (6): Firmeza para marcar y audacia para proyectarse. Le tiró puñetazos a Nico Domingo y a Falcao.

F. Vargas (5,5): Corrió y metió como siempre. Le faltó precisión.

S. Battaglia (7): Cortó y distribuyó con criterio. Le cometió la falta a Buonanotte que derivó en el gol de Gallardo. Se excedió en el juego brusco.

C. Chávez (4): Todo lo que tuvo de sacrificio, le faltó en el manejo de la pelota. Muy impreciso.

N. Gaitán (5): Intermitente. En la única chance clara que tuvo definió al cuerpo de Vega.

R. Palacio (4): Arrancó bien, pero se desinfló.

M. Palermo (7): Jerarquía en la definición del gol. Estuvo preciso y descargó con inteligencia.

P. Mouche (5): Ingresó con un ritmo vertiginoso y después se pinchó. Le tiró una patada a Ahumada.

L. Gracián (5): Intrascendente.

J. Krupoviesa (-): No llegó a tocar la pelota.


River Plate

D. Vega (5): Podría haber mostrado una mejor reacción en el gol. Seguro de arriba, falló en una con el pie. Le tapó un mano a mano a Nico Gaitán.

P. Ferrari (5): Muy contenido. No hizo lo que mejor sabe: proyectarse.

G. Cabral (6): Se bancó el duelo aéreo con Palermo. De abajo, también respondió con firmeza.

N. Sánchez (5): Le costó salir a marcar lejos del área y cometió varias infracciones innecesarias.

C. Villagra (6): Incisivo y audaz, se animó a proyectarse y envió centros interesantes. En defensa, Palacio no lo complicó.

G. Bou (4): Desperdició su gran chance. Le faltó decisión y convicción.

O. Ahumada (7): Gritó, ordenó y fue el patrón del medio. Se bancó jugar bajo un clima hostil.

N. Domingo (5,5): Fuerte e inteligente para la recuperación, pero bastante impreciso.

M. Gallardo (7): El emblema del equipo. Demostró toda su categoría en la ejecución del tiro libre. Antes, no había pesado en el desarrollo del juego.

R. Falcao (4): Falló en la gran oportunidad que tuvo River de ganar el partido: definió mal y lejos del palo derecho de Abbondanzieri. Además, le costó superar a Forlin y a Cáceres.

C. Fabbiani (3): Desaparecido. Sólo pateó una vez al arco en sus 67 minutos en cancha. Débil, su remate se fue desviado.

D. Buonanotte (7): Le cambió la cara al equipo con movilidad y habilidad. Dejó a Falcao cara a cara con Abbondanzieri.

M. Rosales (4): No supo aprovechar la pelota que perdió el Pato en el final. Sólo mostró voluntad.

M. Abelairas (-): Entró para equilibrar el mediocampo. Cumplió.





Claves del Partido


Arqueros

Un exhaustivo analisis del desempeño de los porteros, a cargo de unos de los mejores arqueros que tuvo el fútbol: Ubaldo Matildo Fillol

Vega arrancó bien: le sacó una pelota difícil a Gaitán (quien no tuvo un buen ángulo para rematar) en un mano a mano que pudo rechazar con los pies por su buena ubicación. Sin embargo mostró dudas en el juego aéreo y el dominio del balón con el pie. No salió a cortar centros que pasaron por toda su área, lo cual es peligroso por los buenos cabeceadores de Boca (Palermo, Cáceres, Forlin). En una en que sí salió ante Palermo, la atrapó, pero al caer se le escapó y lo salvó que Bassi cobró falta. Con los pies no se mostró seguro: en dos salidas mandó la pelota afuera al lateral y en otra, solo, la quiso rechazar lejos y casi se la regala a Palacio. En el gol podría hacer algo más, aunque el remate fue potente y certero. Lo noté lento, como sin reacción. Llegó a tocarla, pero le venció la mano. No era imposible de atajar: era sacable.

Abbondanzieri, si bien no tuvo mucho trabajo, tampoco logró destacarse. En la única jugada difícil que tuvo, no pudo hacer nada. Fue en el tiro libre: a pesar de que Gallardo le pegó bien, al Pato le faltó reacción de piernas y despegarse aún más del piso, ya que estas situaciones de juego requieren de eso, aparte de una buena ubicación, que sí la tuvo. No fue una pelota muy esquinada, ni muy elevada, y es por eso que era atajable. Es más, la tocó, pero eso tampoco alcanzó para evitar que entrara. Como en el gol de Palermo a Vega, siento que la pudo haber sacado. Le pasó lo mismo que en el de Gastón Fernández el domingo.


El gol que desperdicio Falcao

¿Cómo tendría que haber resuelto el colombiano? Ex jugadores de River lo analizaron y coincidieron en que lo mejor era la gambeta.

Te abrís un poco y chau arquero

Creo que Falcao se apuró al patear. Porque si bien no hay dudas de que la jugada fue muy rápida, me parece que tenía tiempo como para intentar otra cosa. ¿Qué? Si bien Abbondanzieri salió apenas Buonanotte habilitó al Tigre y lo atoró, lo mejor en esa situación hubiera sido tirar la gambeta larga, porque iba a agarrar al arquero saliendo y en un movimiento, lo dejaba sin chances de reaccionar. Evidentemente, Falcao pensó que no tenía tanto espacio y, por eso, eligió patear. Son decisiones, no hay otra. Si la hubiese metido, hoy diríamos que fue un golazo.

Carlos Morete
195 PJ y 103 goles en River

Lo mejor era tirar la gambeta larga

Lo mejor que podría haber hecho Falcao era tirarle la gambeta larga a Abbondanzieri, porque lo hubiese dejado sin posibilidad de reaccionar, lo hubiera sacado del camino. Cuando yo le metí el gol a Boca en el recordado 3-3 en el Monumental, lo ideal también hubiera sido gambetearlo, pero no me quedó otra que picársela al arquero porque me salió a tapar muy abajo, lo tenía a Fabbri cerrando y encima yo llegaba muy en carrera. Igual, desde afuera es fácil hablar. La realidad es que en la cancha tenés unas décimas de segundo para decidir. Y todo puede pasar.

Facundo Villalba
39 PJ y 6 goles en River

Lo que sirve es confiar en uno mismo

No me parece justo ponerse a criticar la definición de Falcao. Uno, que fue jugador, entiende que en situaciones así no te queda tiempo para pensar demasiado. Lo que pensás, lo que creés que te va a salir, lo decidís. Obvio que ahora, en frío, se puede decir que la gambeta o picarla hubiese sido mejor. Hay que estar en el lugar de él para entender la jugada. Seguramente, si Falcao la hubiera metido, hoy nadie estaría hablando de su definición. El ya demostró que es un gran delantero y no tiene que perder la confianza en sí mismo. Seguro que la seguirá metiendo.

Juanjo Borrelli
98 PJ y 10 goles en River.

Eludir al Pato o picársela por arriba

Cuando se da una jugada como la de Falcao, me acuerdo de lo que me decía Angelito Labruna: "Una vez que la paraste, tocásela a un palo...". Falcao decidió lo mismo, pero falló. ¿Si debió patear por arriba? Si llegás cómodo, bien pisado y con la distancia justa, sí. ¿Tirar la gambeta? Tal vez hubiese sido lo mejor si hay espacio y venís en velocidad, como Falcao. En realidad, tenés dos opciones: definís lo primero que se te cruza o pensás varias cosas al mismo tiempo y podés fallar. Creo que esto último hizo Falcao, quizá porque no llegó entero físicamente a la jugada.

Leopoldo Luque
176 PJ y 75 goles en River.





El Superclasico en los medios


Aquí, las repercusiones de los diarios deportivos más importantes de la Argentina y el Mundo luego del discreto 1 a 1 entre Boca y River, en la Bombonera.

Olé




Clarín




La Nación




MARCA (España)




Sport (España)




Lance! (Brasil)




La Tercera (Chile)




Como vivio los goles un medio internacional:







Una jornada sin Violencia




El superclásico se sacó una buena nota en lo concerniente al comportamiento del público, ya que hubo apenas dos detenidos y por problemas menores.

"Hubo 50.000 personas en el estadio, 46.000 locales y 4.000 visitantes, y tan sólo dos detenidos. Uno por ley de drogas y otro por atentado y resistencia a la autoridad", informaron fuentes de la Policía Federal a DyN.

Los detalles también dejaron en claro que todo transcurrió en un ambiente propicio. "Se labraron 28 actas por la modalidad de cuidacoches y 21 por perturbar el ingreso de los aficionados", se precisó. Por último, se aclaró que "se le aplicó el derecho de admisión a dos personas, de Boca" y que el motivo fue "por provocación a la parcialidad contraria".





El Superclasico en Imagenes




































































































































































































Para cerrar este post, pude encontrar un afiche a pesar del 1 a 1, y por cierto muy ingenioso :






Fuentes:
www.ole.com.ar
www.lanacion.com.ar
www.supergol.com
www.riverplate.com.ar
www.lamitadmas1.com.ar
0No hay comentarios