Check the new version here

Popular channels

Moyano: "En el 2015 Independiente va a pelear todo"

Hugo Moyano cumple hoy 100 días como presidente del Rojo y se tiene mucha fe para llevar al club a lo más alto: “Volveremos a ser el forúnculo de Boca y River, ja”.




-¿Cumplió o no con los objetivos trazados para estos primeros 100 días de gestión?

-Se viene dando lo que proyectamos. El tema prioritario era normalizar los salarios de los empleados y los jugadores y lo conseguimos. En Agremiados me comentaron que era la primera vez en 15 años que los sueldos se pagaban en tiempo y forma. Nadie se imaginaba este presente 99 días atrás.

-¿El club estaba peor de lo que imaginaba?

-Sabíamos que iba a ser difícil, pero más allá de lo económico, lo peor era el estado de degradación en el que se encontraba. Todos actuaban en pos de sus intereses. Eso lo fuimos corrigiendo, pero hay algo que me sorprende: aparecen jugadores y técnicos que pasaron por el club hace 15 años para reclamar deudas. Todos los días una nueva... ¿Ahora todos vienen a cobrar?

-¿Se dio cuenta de que acá es fundamental que acompañe el equipo?

-Sí. El ex presidente de Boca, Alberto Armando, decía que podés tener el mejor estadio, el mejor club, la mejor infraestructura, pero que si los resultados no se dan se viene todo abajo. En Independiente no es tan así porque todo está muy mal, pero la gente empezó a notar que se pasó de deshacer cosas a hacer. Y ese no es un cambio menor. Por suerte el equipo está acompañando.

-¿Podría decirse que confeccionaron el equipo que podían y no el que querían armar?

-No podemos hacer lo que se hacía antes y traer jugadores que el club no está en condiciones de pagar. Los dirigentes anteriores decían que amaban al club, pero por cómo se manejaron parecía que lo odiaban. Aún estamos pagando deudas contraídas por irresponsables.

-¿Qué fue lo que más le llamó la atención desde que asumió?

-El desprecio que parecía tener la dirigencia anterior con el club. La desidia fue total. Por más que a muchos no les guste, nunca voy a asumir un compromiso que después no pueda cumplir porque luego el que va a pagarlo no soy yo, es el club. Es mi responsabilidad buscar el bien de la entidad por más que algunas medidas no sean simpáticas. Así me manejé durante toda mi vida a nivel sindical y mal no me fue.

-¿Es más difícil administrar Independiente o el sindicato?

-El club. La institución ni siquiera se encontraba en una situación medianamente normal. Todo estaba destruido. Acá nadie respetaba a Independiente. Tres días antes de las elecciones intentaron renovar contratos con sponsors que pagaban monedas. No quise ser maleducado, pero esa fue una conducta errónea, no lo permití y se tuvieron que ir. Y desde el punto de vista edilicio la situación era peor. La pileta del estadio corre riesgo de derrumbe, los predios estaban devastados.

-¿Cuánto tiempo estima que va a demandar la reconstrucción?

-En el 2015 todo va a empezar a normalizarse. No sólo desde el punto de vista económico, sino también desde lo deportivo. Vamos a necesitar refuerzos para armar un equipo competitivo. Hoy estamos terceros, pero no nos olvidemos de que venimos de la BN.

-¿Qué objetivos tiene para 2015?

-Armar un equipo importante, normalizar la economía y terminar el estadio.

-¿De dónde van a sacar los recursos?

-Ahora estamos evaluando presupuestos para terminar la cuarta Garganta. Vamos a renovar los contratos con algunos sponsors y ya organizamos una cena para recaudar dinero en la que casi todas las mesas están vendidas. Les pedimos un esfuerzo a los hinchas, desde el más humilde que puede colaborar con su cuota, hasta el de mayor poder adquisitivo.

-¿Cree que su figura influye para que se acerquen sponsors y jugadores? Hace unos meses no quería venir nadie...

-Eso ayuda en la confianza y el respeto a la institución. Acá todo el mundo quería hacer negocios y ahora el negocio es de Independiente. La experiencia y el lugar que uno ocupa imponen respeto. A mí nadie me va a avasallar o a imponer nada. Cantero ya se fue... Mientras esté yo el que venda un choripán en Independiente deberá estar en regla. Y los dirigentes tenemos que ser los primeros en respetar eso. Se terminaron las entradas gratis. Yo compro cerca de 40 plateas por partido para entregar. El que quiera quedar bien con el vecino o los amigos deberá poner plata. Nadie va a tocar un mango, y si veo que lo hacen, no los voy a matar, pero quédense tranquilos que no lo voy a permitir. Estoy cansado de los que vienen a inventar deudas sin comprobantes. Y no vamos a tener miedo de ahorrar. Por ejemplo, Almirón nos salió más barato que el técnico que estaba en la BN (De Felippe). Si quieren que traiga jugadores que no puedo pagar, entonces que vuelva Cantero...

-¿Qué hubiera sido de Independiente si seguía Cantero?

-Estaría quebrado, la situación ya era insostenible.

-¿Pagó el precio de ser un advenedizo?

-Un club no se puede manejar por Twitter. No creo que haya tenido malas intenciones, pero le faltaba experiencia. No sabía dónde se metía. Para manejar un club debés tener poder, sino te pasan por arriba. A mí nadie me impone nada. Y si no te gusta, te vas. Hay temas que no se discuten. A fin de mes me reúno con Yoyo, la tesorera y todos los muchachos y les digo: “Esto se puede pagar, esto hay que esperar un mes más”. Esto es un circo: hay monos, ponis y payasos, pero el dueño soy yo, ja.

-¿Ya se acostumbró al mundo del fútbol?

-Todavía no.

-¿Qué es lo que más le cuesta?

-A veces escucho que los periodistas arman el equipo, que quieren poner y sacar jugadores. Un día le dije a uno: “Ustedes inventan romances y divorcios. En cualquier momento van a decir que uno de nosotros está embarazado”.

-¿Ya dejó de decirles afiliados a los socios?

-Ahora sí. Y a las peñas les decía agrupaciones... Es que uno está acostumbrado a una cosa y no es fácil. Pero en la administración, si bien acá hay menos recursos, todo es similar. Se hizo difícil porque encontramos kioscos por todos lados.

-¿Acá hubo ñoquis?

-Ñoquis, ravioles...

-¿Habla con Almirón?

-No voy al vestuario, pero lo llamo. Le digo: “Che, dale ánimo a los muchachos que tenemos confianza en ellos”. Quiero que se sienta respaldado.

-También va a comer asados con el plantel...

-Sí, me gusta estar con ellos. Son especiales los muchachos. También precisan nuestro apoyo.

-¿Piensa seguir más allá de esta presidencia?

-Como dice Piumato: “No nos comamos la cena antes que el almuerzo”. Tengo fe. Cuando mi hijo Pablo fue a ver al Papa le pidió que rece por el Diablo. Independiente va a volver a ser el que conocimos. A Yoyo (Maldonado) siempre le digo que si todo sale bien yo soy el responsable, y si sale mal, los culpables son ellos, je. Además el fue el que me convenció un día a las 23 de agarrar.

-Independiente siempre fue el grano de River y Boca...

-Sí... vamos a ser el forúnculo, ja. En el 2015 vamos a pelear todo. Espero que Dios nos dé una mano.
0
0
0
0No comments yet