Check the new version here

Popular channels

Murió el Cholo. Murió Simeone.

Murió el verdadero Cholo Carmelo Simeone. El marcador de punta de Boca que tiró la pelota afuera de la Bombonera en 1964 y casi repite en el estadio Pacaembú en un Argentina-Brasil mucho más lujoso que el jugado en China. Había cumplido 80 años el 22 de septiembre y vivía en Ciudadela, su barrio de siempre. Allí, donde lo velaron ayer a la tarde y luego cremaron sus restos, con el acompañamiento de su familia (tenía mujer y dos hijas), innumerables amigos y viejas glorias y dirigentes Xeneizes.

Se fue un ídolo, un símbolo. Técnicamente no era virtuoso, pero tenía una personalidad a que la camiseta de Boca le calzaba justa. Por eso, el club de la Ribera, en el que jugó entre 1961 y 1967 y fue campeón en 1962, 64 y 65, le rendirá tributo en el partido del domingo contra Rosario Central. Se realizará un minuto de silencio.

Simeone debutó en 1955 en Vélez. Ya había jugado más de 200 partidos en el club de Liniers cuando pasó a Boca junto al goleador Eugenio Callá, en 1962. Allí jugó hasta el 68 y fue tres veces campeón, entre el 62 y el 65. Con más de 500 partidos, se retiró en la misma época en que lo hicieron glorias como Antonio Rattín y Norberto Menéndez. El Cholo Simeone era rápido, duro, fuerte y muy pocos pueden jactarse de haberlo pasado en una cancha.

A fines de 1961 vino la entonces selección de la Unión Soviética, una de las mejores en la historia del fútbol ruso, y le ganó a la Argentina 2 a 1, en la cancha de River. El puntero izquierdo Meski era muy veloz y Simeone no pudo con él. Pero la anécdota que pintó la vida del otro Cholo para la posteridad se produjo el 4 de octubre de 1964, en la Bombonera. Boca y Estudiantes empataron 0 a 0 (Boca fue campeón ese año) y en una corrida de Adolfo Bielli, compañero suyo en la Selección, Simeone cruzó fuerte y su rechazo pasó por encima del palco de periodistas: la pelota se fue a la calle. Ambos, cuatro meses antes, habían integrado la Selección nacional en la Copa de las Naciones, en Brasil, cuando la Argentina la ganó invicta. Tres años antes la había dirigido el legendario Victorio Spinetto, quien en las inferiores de Vélez bautizó "Cholo" a Diego Simeone, el actual técnico del Atlético de Madrid...

La noche del 3 a 0 (con goles de Ermindo Onega y dos de Roberto Telch), Amadeo Carrizo le desvió el penal al zurdo Gerson. La pelota dio en el palo izquierdo y volvió al campo. Simeone casi la saca del Pacaembú, en otro rechazo de los suyos. En la Selección, el cholo jugó 22 partidos y ganó dos títulos: además de la citada Copa de las Naciones, el Sudamericano de 1959.

En el libro "A lo Boca", el periodista Roberto Gasparini reseño la escena: "Fue el 4 de octubre de 1964 en la Bombonera, en la fecha vigésimo primera. Estudiantes tocaba fondo y Boca no podía perder porque peleaba el campeonato con Independiente y River. El equipo dominaba, pero el partido iba 0 a 0 y los platenses nos sorprendieron adelantados. El Piojo Yudica le puso una pelota larga a Bielli por izquierda y quedaba solo un jugador. En esa jugada estuvimos a punto de perderlo todo. Pero el último hombre era el Cholo, que le pegó a la pelota el zapatazo de su vida y la mandó al cielo. La hizo subir, subir y subir hasta la cima del cemento y la sacó del estadio. Un rugido, un loco rugido inmenso siguió el rumbo del balón y luego bajó al campo de juego para celebrar el patadón histórico que le dio a Simeone aquel récord exclusivo. El partido terminó sin goles y al mes siguiente Boca fue el campeón del 64".

En 1967, Simeone dejó Boca y se fue a jugar a Sportivo Belgrano, de San Francisco (Córdoba), donde se retiró. Los últimos 20 años de su vida los pasó en Boca realizando tareas en distintas áreas del club. Este sábado se apagó su vida, pero quedará el recuerdo eterno. Chau, Cholo...






http://es.wikipedia.org/wiki/Carmelo_Simeone
0
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New