About Taringa!

Popular channels

"No pudimos satisfacer las pretensiones de Di María"





MADRID -- El presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, justificó este viernes las salidas del club del argentino Ángel Di María y de Xabi Alonso y restó importancia a las declaraciones de Cristiano Ronaldo, que censuró la decisión de permitir el traspaso de ambos jugadores.

Hacía mucho tiempo que Florentino Pérez no contestaba preguntas a los medios de comunicación en una rueda de prensa. Sin embargo, las salidas cuestionadas de Ángel Di María y de Xabi Alonso, dos piezas clave en los cimientos de la Décima, unidas a un inicio convulso de la Liga, han "obligado" al mandatario blanco a responder.

La última vez que dijo alguna palabra fue el pasado 5 de agosto, en pleno verano, con la UEFA Champions League conquistada todavía en la retina y con una plantilla de lujo que aquel día se completaba con el portero costarricense Keylor Navas. Eran días felices, muy felices para Pérez, que mostró orgulloso su nueva adquisición.

"Presentamos a uno de los mejores porteros del mundo. Ha demostrado en los últimos años su gran profesionalidad, su calidad y su capacidad de sacrificio. Tenía ofertas de algunos de los clubes más importantes de Europa, pero él quería jugar en nuestro club. Trabajamos cada día para incorporar nuevos jugadores que sueñan con formar parte de este equipo", dijo entonces orgulloso.

Lo que no imaginaria es que sólo 21 días después la casa blanca, un remanso de paz, comenzaría a incendiarse con el anuncio oficial de la marcha de Di María al Manchester United por 75 millones de euros, una jugosa cantidad por un jugador de quien el mismísimo César Luis Menotti, campeón del mundo con Argentina en 1978, dijo que en los últimos meses había sido mejor que Lionel Messi.

De repente, Florentino Pérez se encontró con un primer futbolista que ya no soñaba con jugar en el Real Madrid. Todo lo contrario, Di María quería irse. La llegada de James Rodríguez aceleró su marcha. El presidente del Real Madrid fichó a una estrella del Mundial de Brasil y si Di María se sentía infravalorado, con la llegada del colombiano aún más.

Por eso aceleró su salida y, una vez que la consiguió, cargó en una carta abierta contra el que era ya su exclub:

"Hoy me toca irme, pero quiero dejar claro que ese nunca fue mi deseo. Como cualquier persona que trabaja, siempre he querido progresar. Después de ganar la Décima me fui al Mundial con la esperanza de recibir un gesto de la Directiva, algo que nunca llegó. Se hablaron muchas cosas y muchas mentiras. Siempre quisieron atribuirme la iniciativa de salir del club, pero no fue así. Lamentablemente no soy del gusto futbolístico de alguna persona".

Después, fue Xabi Alonso quien abandonó el barco de forma sorprendente, sobre todo cuando renovó la temporada pasada. El medio tolosarra hizo las maletas con destino el Bayern de Múnich después de ser suplente en el primer partido de Liga. Las críticas de nuevo cayeron sobre la gestión madridista. Y, de nuevo, Florentino se mantuvo en silencio.

La derrota en Anoeta ante la Real Sociedad en el segundo partido de Liga y las palabras de Cristiano en las que aseguraba que si él mandara en el club no habría "actuado así", fueron la gota que colmó el vaso para Florentino. Con la "excusa" de explicar las cuentas de la temporada 2013/14, permitió a la prensa hacer preguntas. Parecía premeditado. Quería hablar.

A lo largo de su comparecencia desgranó todos los temas candentes. De Cristiano Ronaldo dijo que las discrepancias que existen entre ambos son "cero". Primer asunto, aclarado. Tal vez, el más importante. Su estrella, su jugador franquicia, ya estaría contento.

Después atacó la polémica con Di María. Ahí fue más contundente. Contestó al argentino punto por punto. Dejó claro que un jugador con contrato en vigor "se va porque quiere". Aclaró que el internacional sudamericano quería una subida de sueldo y que el Real Madrid se la ofreció hasta es estar sólo por debajo de Cristiano.

Según Pérez, Di María no aceptó y se marchó. "Si hubiéramos aceptado las peticiones económicas de Di María podría haber sido un agravio comparativo que pondría en riesgo la estabilidad financiera del club. Ante su negativa rotunda, pensamos en otro jugador y trajimos a James", justificó

Y terminó con Xabi Alonso. Después de anunciar los ingresos más abultados de la historia del club (603'9 millones de euros), afirmó que otros jugadores como el alemán Toni Kroos o Asier Illarramendi suplirán perfectamente a un futbolista que se dirigió "encarecidamente" al club para pedir su salida. Por eso, y por su edad, según declaró, le dejaron marchar.

CRISTIANO Y LA LEALTAD
El presidente del Real Madrid, evitó "polemizar" sobre unas declaraciones realizadas por Cristiano Ronaldo en las que dijo que si él mandara "no lo habría hecho así", en alusión a las salidas y fichajes producidos este año en el club, y aseguró que "la lealtad" del portugués es "incuestionable".

"No voy a polemizar. A Cristiano le conozco muy bien. Lleva cinco años con nosotros, es el mejor del mundo, cosa obvia y más este año, y su lealtad es incuestionable", dijo Florentino Pérez.

"No tengo duda de que no ha querido desconsiderar la política del club ni a los jugadores. Tenemos una buena relación y me acaba de regalar una replica de su Balón de Oro. Sé que le encantan los jugadores que han venido y discrepancias con él ninguna, cero", afirmó el presidente blanco, tras presentar en el estadio Santiago Bernabéu el balance de cuentas del ejercicio 2013/2014.

Preguntado sobre si hubiera sido posible la llegada al club del delantero colombiano Radamel Falcao en caso de no estar representado por el portugués Jorge Mendes, Pérez fue tajante.

"No ha tenido nada que ver. Falcao es un magnifico jugador pero los fichajes hay que valorarlos y en esa valoración, en este club, hay una ecuación deportiva y económica, que es algo que nos transmitió Santiago Bernabéu. Nosotros hacemos esa evaluación y hacemos lo mejor para el club, al margen de su representante, y además para esta decisión fue determinante la opinión del entrenador", comentó.

"Tenemos un equipo espectacular. Lo digo yo, pero todos ustedes también lo dijeron hace poco, porque tengo los titulares de los periódicos mundiales. Hay que seguir trabajando porque si hemos sido capaces de entusiasmar al mundo debemos encontrar ese camino", dijo Pérez, que calificó de "accidente" la derrota por 4-2 en Anoeta, frente a la Real Sociedad, en el último partido de Liga.

Finalmente, el presidente madridista no quiso entrar a valorar la suplencia del capitán del Real Madrid, Iker Casillas, en el amistoso que ayer disputó la selección española frente a Francia y si esa circunstancia podría repercutir en su club.

"No debe haber debate y los jugadores deben estar al servicio del entrenador. Tenemos buenos porteros y no puedo opinar sobre eso. Ninguno habrá oído decir nunca que yo diga que juegue uno y otro. Todos son muy buenos y el entrenador es el que tiene la responsabilidad, que para eso cobra", concluyó.
0No comments yet
      GIF