Check the new version here

Popular channels

Orgía Galáctica



El Real Madrid salió por la puerta grande del estadio de Riazor tras golear al Deportivo por un espectacular 2-8. Cristiano Ronaldo marcó tres goles, Bale hizo dos, James anotó otro y Chicharito se estrenó como madridista con dos dianas. Un partidazo de los de Ancelotti para demostrarle a los agoreros que este equipo merece un respeto.






Después de saldar de forma triunfal el primer partido de la Liga de Campeones, Ancelotti y sus jugadores tenían claro que la cuota de fallos en el campeonato de Liga ya se había cubierto. Por eso, ya desde el calentamiento, se vio a un Real Madrid con ganas. Las del campeón que tenía claro que no podía volver a fallar.





De esta forma, desde el arranque el guión fue el mismo. El Deportivo se pertrechaba en su área buscando aguantar el cero en su portería el mayor número de minutos posible, mientras que el Real Madrid empezaba a amasar el partido a través de la circulación de balón. Modric, Kroos y James, que volvían a repetir como titulares, se fueron haciendo poco a poco con el control de la pelota para acular a los locales en tablas sacando la bandera blanca casi desde mediada la primera mitad.





La primera opción clara de marcar para los de Ancelotti la tuvo Gareth Bale. El galés estuvo hábil para acudir a un balón que había llegado rebotado dentro del área tras un remate de Benzema. El ex del Tottenham metió la pierna como pudo y Lux logró salvarla también con lo que pudo, en este caso con el brazo derecho.





Sin embargo, los coruñeses no correrían la misma suerte en los posteriores ataques madridistas. Se había comentado que Cristiano Ronaldo no había marcado nunca en Riazor. Seguramente no había mejor comentario posible para que CR7 derribara esa estadística en la primera opción que tuvo. Una subida por la banda derecha de Arbeloa, muy incisivo durante el primer acto en sus acciones ofensivas, terminó con un centro al área que Cristiano Ronaldo cabeceó a la red. Se puede decir fácil, pero lo cierto es que Cristiano le dio fuerza y colocación a un balón que no era nada sencillo de rematar. De hecho, el gol lo celebró desde el suelo tras la caída en el salto. Riazor ya dejaba de ser noticia por haber secado al delantero madridista.





El 0-1 hacía respirar al madridismo. El dominio blanco se traducía en el marcador, aunque no iba a durar demasiado, pues los blancos se pusieron las pilas para seguir aumentando su diferencia. Y ahí fue el momento en el que James Rodríguez se hizo un buen hueco en la presente Liga gracias a un golazo por la escuadra desde fuera del área. El del colombiano fue uno de esos goles de los que se disfruta cuantas más veces se repita. Clase, precisión y colocación en una jugada, en un disparo. Uno de los goles de la temporada.





El Deportivo estaba más que tocado. Los dos zarpazos del Real Madrid le habían enviado a la lona. Eso sí, aun no había llegado el tercero. Una mala salida del portero Lux y una buena carrera de Benzema hicieron el resto para que Cristiano Ronaldo, desde fuera del área y con el portero fuera del marco, pusiera el tercero del equipo blanco en La Coruña. La sentencia estaba firmada antes del descanso.





La segunda parte iba a comenzar con un regalo arbitral a favor del Deportivo. El árbitro, Pérez Montero, interpretó como penalti unas supuestas manos de Sergio Ramos que no lo fueron. Seguramente el trencilla quiso darle emoción al partido con su actuación aun corriendo el riesgo de cometer semejante torpeza. Medunjanin no desaprovechó el regalo arbitral y desde los 11 metros puso el 1-3.





El Deportivo se vino arriba anímicamente. La posibilidad de intentar repetir algo como lo que sufrió el Real Madrid en Anoeta era el espejo, sin embargo, el equipo de Ancelotti aprendió del error de San Sebastián y no se dejó comer la tostada. Es más, parece que el dragón blanco recibió el gol como una caricia pero respondió a él con puño de hierro. Esto es con goles. Muchos y bonitos.





En cuestión de nueve minutos Gareth Bale se marcaba un doblete. El primero de ellos con un tiro cruzado a pase de Marcelo, mientras que el segundo llegó después de un pase interior de Isco y una buena elevación sobre la salida de Lux. Los dos zarpazos del galés habían puesto el marcador en 1-5. El golpe fue K.O.





Como la cosa no iba a quedar ahí y había hambre en los jugadores del Real Madrid, la maquinaria blanca siguió siendo implacable. James Rodríguez, que volvió a jugar un gran partido, recuperó una pelota en la presión tan arriba que le valió para asistir directamente a Cristiano Ronaldo. El portugués, con la izquierda, marcaba su hat trick y le sacaba los colores al Deportivo que, poco después, marcaba su segundo gol con un cabezazo de Toché.





Con el 2-6 y el pescado claramente vendido emergió desde el banquillo la figura de otro de los protagonistas de la tarde, Chicharito. El mexicano marcó un golazo con la pierna izquierda desde el borde del área para enmarcar. Seguramente junto al de James dos de los goles de la temporada. Y para rematar su actuación, un nuevo golpeo desde fuera del área le servía para hacer su segundo tanto personal. El resultado fue histórico, 2-8. Las sensaciones evidencian que el Real Madrid está al alza y con dinamita. El campeón de Europa mostró galones y fútbol. Muy buen fútbol.







Resumen del Partido





Notas del Partido







Pack de Imágenes del Partido

Clic en la imagen




Ver el Partido Online

Clic en la imagen



0
0
0
0No comments yet