Canales populares

Robo del Madrid? No te acordás de esto Culé ?













link: https://www.youtube.com/watch?v=NziyufSACKk



El mayor robo y la mayor injusticia del fútbol mundial tuvo lugar esta noche en Stamford Bridge. El Chelsea avasalló al Barcelona durante noventa minutos y mereció meterle media docena de goles en un partido espectacular de los blues que fueron vilmente robados por un árbitro malnacido y comprado que le birló hasta seis penalties. Los ingleses se adelantaron con un golazo de Essien en el minuto nueve y a partir de ahí arrasararon a un Barça que sólo tiró una vez a puerta en todo el partido. Fue en el 93', en el gol de Iniesta que daba el pase a la final al conjunto azulgrana, una mentira de equipo como ha quedado demostrado.

Los primeros nueve minutos de partido fueron un tanteo de ambos equipos, que salieron al verde de Stamford Bridge respetándose en demasía. Pero sólo fueron 450 segundos de estudio por parte de ambos conjuntos, ya que en el nueve, Michael Essien, emulando el golazo de Zinedine Zidane en la final de Glasgow, enchufó un golazo en la portería de Valdés que dejó boquiabiertos a todos los aficionados blues y bastante tocado al equipo blaugrana.

CHORREO INGLÉS E INDIGNANTE VILLARATO EUROPEO

A partir de ese espectacular tanto del africano, el Chelsea bailó al Barça durante 20 minutos y mereció llevarse hasta tres goles de ventaja al descanso, y no fue así por las paradas de Valdés y por dos escandalosos errores del colegiado noruego. En el 14’, una gran contra de Malouda por la banda izquierda acaba en un pase a la frontal del área para Lampard que desaprovechó la ocasión mandando el balón por encima del larguero de Valdés. En el 22’, pase en profundidad sobre Drogba que se queda mano a mano con Valdés pero al intentar superarlo con una vaselina el guardameta azulgrana le gana la partida.

Dos minutos después, claro penalti de Alves sobre Malouda que el colegiado saca inexplicablemente fuera del área. La falta la bota directa a puerta Drogba y Valdés, que se la encuentra sin saber cómo, la despeja a corner con la rodilla. Dicho saque de esquina lo botó Lampard y Terry, en el punto de penalti cabeceó un balón que salió lamiendo el palo derecho de la portería blaugrana. El baño del Chelsea era colosal.

Entonces comenzó el mayor robo de la hisotira. En el minuto treinta de esta primera mitad, Drogba vuelve a quedarse mano a mano contra Valdés y por detrás Touré Yaya llega para, primero agarrar al ariete costamarfileño y después barrerle su pierna izquierda. El árbitro noruego, más que noruego, parecía sueco, y no quiso pitar penalti y expulsar al jugador blaugrana en una acción clarísima. Lamentable.

De ahí al final de los primeros cuarenta y cinco minutos el partido bajó un poco el ritno y sólo el Barça tuvo una ocasión, en un chut de Dani Alves desde 30 metros que fue una burda imitación de los que lanza Cristiano Ronaldo. Hecho que demostraba el desquiciamiento culé y del propio brasileño que además vio una amarilla que le le privará de jugar la final.

DROGBA PERDONA EL SEGUNDO UNA VEZ MÁS

Los segundos cuarenta y cinco minutos comenzaron sin ninguna novedad por parte de ambos equipos y con una jugada de ensayo del Barça de chiste, que acabó en eso mismo, en un ensayo de Alves sobre la portería de Cech.

Chelsea: Cech, Bosingwa, Alex, Terry, Ashley Cole, Essien, Lampard, Ballack, Malouda, Anelka y Drogba (Belleti, 71’).

Barcelona: Valdés, Alves, Touré, Piqué, Abidal, Sergio Busquets (Bojan, 85’), Xavi, Keita, Iniesta (Gudjhonsen, 95’), Etoo (Silvyhno, 94’) y Messi.

Goles: 1-0 (9’): Essien. 1-1 (92’): Iniesta

Árbitro: Tom Henning, noruego. Amonestó a Alves en el 29’, a Essien en el 73’, a Alex en el 76’ y a Eto’o en el 90’ y a Drogba una vez acabado el partido. Expulsó a Abidal en el 67’.

Incidencias: Partido de vuelta de las semifinales de la Champions League disputado en Stamford Bridge ante 45.000 aficionados.

La primera gran ocasión de la segunda mitad llegó a los ocho minutos. Anelka pasó en profundidad a Drogba que en un nuevo mano a mano con Valdés le lanzó un chut rasito. El portero blaugrana volvió a ganarle la partida sacando el balón con la puntita del pie izquierdo.

Dos minutos después otro penalti, el tercero a favor del Chelsea y el tercero que se fue al limbo. Drogba ganó en la porfía a Touré y cuando se adentraba en el área de nuevo es barrido por el azulgrana y de nuevo el noruego se hizo el sueco.
0No hay comentarios