Popular channels

San Lorenzo 3 G

San Lorenzo gana, gusta y golea





link: https://www.youtube.com/watch?v=D5CaM4RYzu4



link: https://www.youtube.com/watch?v=0CZO3GiqWnM



link: https://www.youtube.com/watch?v=BDbYr4i4Q14


San Lorenzo le ganó con comodidad a Quilmes en el Sur y sumó de a tres por primera vez en el campeonato. Villalba, Verón y Ortigoza de penal, hicieron los goles de un Ciclón que parece haber recuperado la identidad que lo llevó a levantar la Copa.

El campeón está de regreso. Volvió luego de unas noches de Copas, en la que se embriagó y perdió el rumbo por un par de partidos. Pero todo eso parece haber quedado atrás: este jueves, de la mano de Gonzalito Verón, San Lorenzo renació y demostró por qué en su vitrina está la Libertadores ganándole con absoluta autoridad a Quilmes en el Sur del conurbano bonaerense.

El acierto de Bauza estuvo el cambio táctico que hizo para este partido. Ahí, de entrada, el Patón empezó a ganarlo. ¿Por qué? Simple: Verón, que estuvo en lugar de Barrientos, fue un trauma para Quilmes, y sobre todo para Adrián Scifo, el ex Chicago que hace las veces de lateral por derecha en el Cervecero. Y si digo que 'hace las veces' es porque en realidad no es lateral, sino un volante ofensivo al que Guede le sacó todo el jugo haciéndolo proyectarse desde el fondo en un equipo que atacaba mucho y defendía poco. Entonces, ¿es conveniente poner a marcar a Scifo? Definitivamente no.

Fíjese, sin ir más lejos, desde dónde nacieron los goles de San Lorenzo. Sí, acertó: los dos fueron fruto de buenas excursiones de Verón y flojas respuestas del Scifo. Esto no quiere decir que toda la culpa haya sido del ex Chicago, pero sí una gran parte, ya que en el primero fue él quien perdió la marca y lo dejó mandar el centro que después concretó Villalba, y porque en el segundo, lejos y mal parado, le permitió acomodarse y patear, más allá de que la reacción del arquero haya dejado bastante que desear.

El 2-0 significó demasiada ventaja para un equipo que viene con el autoestima alta a pesar de haber perdido los dos primeros partidos del campeonato. Es que en San Lorenzo saben que el equipo está, que aunque se hayan ido algunos jugadores la base sigue siendo sólida y que esas derrotas fueron tan solo una circunstancia. Entonces se libera, toca, juega. Gana.

La mala pasa por lo que sucedió con el Pitu, que entró desde el banco y a los ocho minutos pidió el cambio tras sentir un pinchazo en el posterior de la pierna izquierda. Igual, y más allá de que sea una baja sensible para el futuro, San Lorenzo no lo padeció. De hecho, hizo un último gol, el que le puso el broche final a la noche quilmeña, sobre el cierre del partido y a través de un dudoso penal del arquero Benítez a Blandi que Ortigoza, cuándo no, cambió por el 3-0 definitivo. Volvió el campeón.
0
0
0
0No comments yet