Canales populares

Un año inolvidable















Gallardo cumplió 365 días como técnico de River y su paso ya dejó huella: levantó Sudamericana y Recopa, sacó a Boca de las dos Copas y le devolvió la identidad a un equipo en el que los hinchas se reflejan. Y va por más.

Este sábado Marcelo Gallardo cumplió un año como técnico de River y, mirando hacia atrás, son pocos lo que podrían haber imaginado un presente soñado como el de su equipo. Llegó como apuesta fuerte de Francescoli, con la dura tarea de ocupar el lugar que dejaba Ramón Díaz, con un team campeón, y no sólo cumplió con las expectativas sino que las superó por mucho.

A lo largo de este año el River de Gallardo ganó 58 partidos, empató 19 y perdió solo seis. Además, obtuvo la Copa Sudamericana (primer título internacional en 17 años), la Recopa, peleó el último campeonato hasta el final y va por más: es virtual líder del torneo actual y se encuentra en semifinales de la Libertadores. Ah, de yapa, lo dejó afuera dos veces seguidas al rival de toda la vida en el plano continental.

Pero más allá de los números y los títulos, Gallardo logró algo que, para el hincha, vale mucho más. De la mano del Muñeco, River recuperó su identidad y logró que la gente se vea reflejada en la forma de jugar del equipo. Encontró rápido a los 11 a pesar del plantel corto, transmitió su idea con gran facilidad y los convenció a los futbolistas. Ya era ídolo como jugador, pero el breve año que estuvo sentado en el banco millonario le alcanzó para convertirse en leyenda.



0No hay comentarios