Check the new version here

Popular channels

Un triunfo y medio



La vida de Boca dio un giro en siete días: de Bianchi a Arruabarrena, de perder a ganar y empatar, de no tener una identidad de juego a saber a qué quiere jugar...

Jueves 28 de agosto a la tarde: Angelici anuncia en conferencia la decisión de echar a Bianchi, un día después de irse derrotado por cuarta vez en cinco partidos del semestre.

Jueves 4 de septiembre a la noche: Boca, que con Arruabarrena en el banco venía de vencer a Vélez, no hilvana dos triunfos seguidos porque la última pelota del partido se metió en el arco de Orion, aunque no hay dudas de que en siete días la vida del equipo dio un giro de 180°.

Y si tras el 3-1 a Vélez, el Vasco se quiso sacar la responsabilidad de cualquier injerencia en la victoria (“en dos días no podés hacer mucho”), ahora no puede decir que en algunas cosas no ayudó para que el 1-1 a Central, en el debut de la Sudamericana, valiera como un triunfo (a priori, un empate con goles es ventaja para el que define la serie de local).

Las primeras diferencias con el Virrey hay que encontrarlas en los jugadores que salen a la cancha: Marín, Colazo, Meli, Acosta, Chávez... Posicionales, en otro caso, como Erbes de 5 y no de 8. Además de que reaparecieron Martínez y, sobre todo, Ledesma. Hay un orden, en especial en defensa: Central generó peligro con remates de media distancia o pelotas paradas, como el tiro libre de Becker que terminó en gol. Y en ataque, se ven más de tres pases seguidos, hay una presión alta y una clara intención de ser protagonista. ¿Y cómo lo vio el Vasco? “El primer tiempo creo que fue de lo mejor de estos dos partidos. Lo más justo hubiese sido un golcito más. En el segundo empezamos a perder la pelota, retrasarnos, fue virtud de ellos merecer el empate”. Y agregó: “Lo que más me gustó es que supimos entender el partido, tanto Luciano (Acosta) como el Negro (Chávez), todavía nos falta apoyarnos un poco más, pero empezamos a triangular por los costados. Falta paciencia pero eso se trabaja. También hubo un buen partido de Meli, del Cata, de Nico (Colazo)... Un gran primer tiempo de Gonzalo (Castellani). Todo el equipo lo hizo bien”.

Lógico que hay cosas para corregir: “Nos falta animarnos más. La actitud, el compromiso y contagio que tienen es importante pero no nos podemos conformar con esto. Tenemos que pedir más. Los deberes los hicimos bien estos 90 minutos. Faltan 90 más”.
0
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New