Check the new version here

Popular channels

Uruguay-Chile 2030



El Uruguay-Chile 2030 FIFA World Cup es una oferta conjunta por Uruguay y Chile a la sede de la Copa Mundial de Fútbol 2030. La oferta sigue un movimiento impulsado inicialmente por uruguayos,en el que se sostiene que Uruguay como organizador y campeón del primer mundial (Copa Mundial de Fútbol de 1930), debe obtener los derechos de alojamiento para el 100 aniversario de la primera Copa Mundial de Fútbol.

Tras postularse de forma individual, Uruguay buscó reforzar su candidatura e invitó a su vecino Argentina a compartir la organización del certamen, pero Chile también se ofreció a presentarse conjuntamente con los charrúas, por lo que argentinos y chilenos compiten por quien organizará junto a Uruguay el "mundial del centenario". Pero el martes 4 de noviembre el secretario general de la AFA Miguel Ángel Silva, anuncia que Argentina no postula para realizar el mundial 2030 y que realmente no están interesado en organizarlo.

Antecedentes: candidatura Uruguay-Argentina

En octubre de 2007, Julio Grondona, el expresidente de la Asociación del Fútbol Argentino, aceptó una propuesta de su vecino país para ofrecerse como anfitriones de la Copa Mundial de 2030. Grondona dijo en la carta de respuesta formal a las autoridades del fútbol uruguayo que «el Comité Ejecutivo de la Asociación del Fútbol Argentino aprobó por unanimidad la solicitud de su iniciativa de organizar conjuntamente el Campeonato Mundial de la FIFA de 2030. Sin lugar a dudas, para cristalizar este propósito será llevar a profundizar aún más los lazos de amistad que siempre se unen a los dos países, y por lo tanto los deportes y los funcionarios gubernamentales de ambos lados del Río de la Plata a trabajar juntos con el fin de cumplir con la meta final de 2030». En ese mismo mes, durante una reunión de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), Uruguay y Argentina recibieron el apoyo de otros países sudamericanos para co-organizar la Copa del Mundo de 2030.

El 18 de noviembre de 2009, el mismo día en que la Selección de fútbol de Uruguay logró calificar a la Copa Mundial FIFA 2010, llegó la noticia en distintos medios de comunicación, según la cual la FIFA se mostró satisfecha con la iniciativa conjunta de uruguayos y argentinos de organizar el Mundial del Centenario.

Chile se ofrece a apoyar candidatura de Uruguay

El 3 de noviembre de 2014, el presidente de la federación chilena de fútbol, Sergio Jadue, afirmó que empezó a buscar los contactos para presentar una candidatura para organizar el Mundial de 2030, a la que se puede sumar Uruguay para trabajar en una candidatura conjunta. El 4 de noviembre de 2014, el vicepresidente de la Asociación de Futbol Argentino Miguel Ángel Silva afirmó: «Si me lo pregunta concretamente, Argentina no se postula a organizar esa Copa del Mundo», el presidente de la Asociación Uruguaya de Futbol, Wilmar Valdez, dijo que su prioridad era alcanzar un acuerdo con Argentina para trabajar en una candidatura conjunta, pero la falta de interés del lado argentino deja vía libre para que Chile se sume a la iniciativa.

Sedes

Uno de los puntos en los que habrán mayores discusiones serán las elecciones de las sedes. Desde que se inició la idea de una candidatura conjunta, los uruguayos reclamaron para sí la final del certamen (procurando que se celebre en territorio charrúa, tal como ocurriera 100 años atrás en el mítico estadio Centenario). Además, a fines de 2012, Nacional promueve la inclusión del Gran Parque Central como segundo estadio de la sede Montevideo con miras a la realización de un futuro mundial en 2030. El argumento que se presentará para que la FIFA avale el pedido tricolor de una segunda sede en Montevideo será la historia del escenario deportivo como uno de los dos primeros estadios mundialistas, junto con el desaparecido Estadio Pocitos. Esto significa que los uruguayos reclaman para sí los dos principales eventos de la organización de un mundial, el encuentro inaugural y la final, mientras que por el lado chileno se desconoce qué sedes ofrecerá.

Por otra parte, el hecho de buscar una candidatura conjunta entre Uruguay y Chie para la Copa del Mundo de 2030, corresponde al temor de los uruguayos de no poder albergar un torneo mundial por su escasa infraestructura deportiva. Esto significa que la gran mayoría de las sedes de la candidatura podrían corresponder al país trasandino, a fin de potenciar su propuesta de albergar el torneo, más allá de la distancia geográfica que separa a las dos naciones.

En lo que respecta a las reformas, Hyundai Corporation está dispuesta a formar parte del proyecto con la renovación del Estadio Centenario y toda la infraestructura que el gobierno uruguayo resuelva incorporar para que su máximo escenario deportivo esté a la altura del evento. El proyecto engloba la creación de un hotel cinco estrellas, un paseo de compras, un centro de convenciones y hasta una cadena de restaurantes en las inmediaciones del Parque Batlle.
0
0
0
0No comments yet