Check the new version here

Popular channels

Bimodal (lenguaje con las manos)

Qué es bimodal?

BIDOMAL 2000 es un curso multimedia para el aprendizaje básico de la Comunicación Bimodal, como sistema aumentativo del habla, asistido por ordenador. Se trata de un programa multimedia para el aprendizaje autónomo de los signos manuales. Va destinado a todas aquellas personas que tienen que usar sistemas aumentativos signados de comunicación, como son: a) padres de deficientes motóricos (parálisis cerebral), sensoriales (deficiencia auditiva) y psíquicos (autismo y deficiencia mental); b) maestros en formación de las especialidades de Educación Especial, Audición y Lenguaje, Logopedia y otras; c) profesionales y/o cuidadores relacionados con la Educación Especial.

Introducción

Este curso presenta paralelamente las frases en lengua oral para ser complementadas en Bimodal y su correspondiente traducción a la Lengua de Signos (LS). El interés de este paralelismo está en solventar la dificultad que tienen los usuarios no expertos en distinguir el Bimodal de la LS. El primero consiste básicamente en el uso de signos manuales tomados de la LS y presentados simultáneamente con la expresión oral; de ahí Bimodal, o doble modo de expresar los conceptos.
Con el programa queda garantizado un aprendizaje autónomo y el repaso en casos de necesidad, repaso necesario para llegar a automatizar los signos manuales, tarea difícil de llevar a cabo en el marco siempre limitado temporalmente, tanto en la formación inicial como permanente de los profesionales relacionados con la educación.


Usos de bimodal

El Bimodal es un sistema que puede favorecer tanto a la comunicación en general como al desarrollo lingüístico oral en particular, dependiendo de su mayor o menor ajuste a la estructura de la lengua oral. Así, pues, se puede hablar de distintos usos de Bimodal:
1) Uso del Bimodal con intención comunicativa. Es un Bimodal muy fluido como consecuencia de ir signando sólo las palabras con contenido semántico (sustantivos, adjetivos, verbos y adverbios) al tiempo que se va hablando sin suprimir ninguna parte de la oración. O sea, mientras que con las manos se signan las cuatro categorías gramaticales arriba expuestas, en la expresión oral se articulan las nueve categorías gramaticales (nombres, pronombres, adjetivos, verbos, adverbios, artículos, preposiciones, conjunciones e interjecciones). En esta modalidad, que es la más frecuente, la expresión oral es más completa que la signada.
2) Uso del Bimodal para estimular el desarrollo de la lengua oral. Se pretende reflejar la estructura completa del oral signando todas las palabras del enunciado oral. Resulta más lento y pesado, pues tiene que recurrir con frecuencia a la dactilología u otros signos arbitrarios ajenos a la Lengua de Signos de los sordos. Un ejemplo de este uso es el Español Signado u oral signado exacto (OSE) propuesto por Gutiérrez (1997).
Entre estos dos extremos hay otras muchas variantes, que han surgido para hacer posible la comunicación de grupos concretos.

Aplicaciones de bimodal


Una de las mayores ventajas del Bimodal es que sirve para muchos contextos educativos, aunque su uso más generalizado sea con alumnos sordos.

1. Con niños sordos
El objetivo principal del Bimodal con alumnos sordos es facilitarles un soporte para expresarse durante las primeras etapas, cuando todavía otros sistemas podrían bloquearles la producción. En este contexto distintos centros lo usan como paso previo a otros sistemas más ajustables a los parámetros del habla. En cualquier etapa servirá para visualizar la estructura morfosintáctica del oral. En el primer caso se haría un uso sistemático y en el segundo un uso selectivo, que podrá extenderse a situaciones de cansancio, confusión de palabras, introducción de conceptos nuevos,...

2. Con niños oyentes no verbales
Niños no verbales son aquéllos que oyendo bien tienen grandes dificultades para expresarse. Entre estos casos están algunos tipos de afásicos, disfásicos, retrasados mentales y autistas, principalmente. Para estos niños, el Bimodal es una herramienta para expresarse, que se hará sin ir necesariamente acompañada de la palabra; por eso su uso en estos casos es alternativo, hasta que el sujeto pueda usar palabras para comunicarse, momento en el que desaparecerán progresivamente los signos gestuales.
Con niños no verbales oyentes, lo importante será resaltar las palabras de contenido semántico, uso aumentativo, pues el lenguaje les llega por vía auditiva.
Con disfásicos, sordos u oyentes, también se usará la modalidad selectiva, pero en este caso irá encaminada a resaltar los nexos y palabras funcionales.

3. Con grandes afectados (deficientes mentales y psíquicos)
Con sujetos muy deteriorados se han ensayado con éxito programas concretos de Bimodal. Los aspectos a resaltar de estos programas son:

La selección del vocabulario, que debe ser muy básico y responder a las necesidades inmediatas del sujeto para interactuar con su entorno.

El sistema de aprendizaje, que obedece a un programa instrumental muy pormenorizado.

El uso inmediato de lo aprendido.

Cómo introducir bimodal?

Con niños sordos pequeños, antes de que sean capaces de otros sistemas más complejos, se procede por inmersión lingüística, que suele coincidir con el método natural de aprender el lenguaje.
Con autistas y deficientes profundos es aconsejable empezar por algún tipo de aprendizaje sistemático basado en refuerzos.
Con padres, alumnos de carreras próximas a la intervención logopédica y profesionales en general, se aprende sistemáticamente el sistema para posteriormente aplicarlo. Este curso de Bimodal está diseñado para ser aprendido en unas 10 sesiones de 90 minutos cada una.


Descripción del software

Se ha buscado ante todo sencillez en su manejo y una interfaz intuitiva que cumpliese los objetivos que nos habíamos propuesto.
El programa, que se ha realizado en soporte CD-ROM, no necesita instalación. Basta con introducir en el lector el CD para que el programa se ponga automáticamente en funcionamiento (autoarranque). Comienza con un vídeo de presentación que dura aproximadamente medio minuto; puede ser interrumpido en cualquier momento pinchando en el botón titulado "Comenzar", situado a su derecha.
Pasada esta fase de presentación vemos en la ventana del programa, aparte de los botones de "Ayuda", "Créditos" y "Salir" (no es necesario explicar para qué sirven), otros tres botones que nos indican que el programa está estructurado en tres partes diferenciadas:

Una introducción.

Una parte dedicada a frases.

Una parte dedicada a vocabulario.
Mediante un sistema de navegación sencillo e intuitivo, entre estas tres partes podemos ver en pantalla un total de 685 secuencias de vídeo distribuidas de la siguiente forma:

12 secuencias de vídeo en la introducción.

180 secuencias de vídeo para las frases.

493 secuencias de vídeo de vocabulario.

Introducción

Esta parte nos da información sobre lo que es el Bimodal, los parámetros del signo lingüístico gestual, el alfabeto dactilológico,...

Una vez pulsamos sobre el botón "Introducción", se nos muestra la pantalla que aparece en la figura 1:



Cada información viene apoyada por una secuencia de vídeo, a la que podemos acceder realizando un clic del ratón sobre los botones correspondientes. Podemos volver a ver una secuencia pinchando en el triángulo que muestra la ventana del vídeo en su esquina inferior izquierda (similar al botón "play" de un magnetoscopio) . Durante la reproducción, podemos parar la secuencia en el momento que deseemos, o desplazar la barra horizontal que se encuentra debajo de ella para localizar un lugar concreto de la secuencia de vídeo.
En las repeticiones que hagamos de una secuencia se puede modificar varios parámetros:

La velocidad: si pinchamos en el botón "Velocidad lenta", situado debajo de la ventana donde se reproduce la secuencia de vídeo, podemos ver ésta a una cuarta parte de su velocidad original, con lo que el aprendizaje de los signos se facilita. Al elegir esta opción, el volumen de la secuencia de vídeo baja para no oír la voz distorsionada de la misma. Se restaura la velocidad y el volumen haciendo clic sobre el botón "Velocidad normal".

El tamaño: si pinchamos sobre el botón "Activar zoom" podemos ampliar la ventana donde vemos las secuencias de vídeo (figura 2). Para restaurar la posición y tamaño originales de dicha ventana, pinchamos en el botón "Desactivar zoom".



Frases y vocabulario

En la parte de FRASES encontramos un total de 180 frases escritas y sus correspondientes secuencias de vídeo, que nos muestran dichas frases en Bimodal. Para acceder a esta parte del programa se pincha en el botón "Frases".
En la parte de VOCABULARIO encontramos 493 palabras y sus correspondientes secuencias de vídeo, que nos muestran dichas palabras mediante signos manuales correspondientes a la Lengua de Signos (LS). Para acceder a esta parte del programa se pincha en el botón "Vocabulario".
Esas palabras y frases se estructuran en dieciocho lecciones (figura 3). En cada una nos encontramos con diez frases y de veintiséis a veintiocho palabras.
Tanto se elegimos la opción "Frases" como la opción Vocabulario nos aparece la posibilidad de elegir una de las dieciocho lecciones pinchando encima del número de lección que deseemos.




Si elegimos una lección desde FRASES, se muestran en la parte izquierda las diez frases que la componen. Pinchando encima de una de ellas, vemos la secuencia de vídeo en Bimodal que le corresponde.
Si elegimos una lección desde "Vocabulario", se nos muestran, en bloques de siete, los dibujos que componen las 26&emdash;28 palabras que componen cada una (figura 4).



Cada palabra está representada por uno, dos o tres dibujos (de ahí que haya lecciones con menor número de palabras que otras). Para ver la secuencia de vídeo que corresponde a cada una, se pincha encima del/los dibujo/s que compone/n cada palabra.
Tanto si estamos viendo las secuencias de vídeo de las frases o del vocabulario, aparecen en la parte superior de la pantalla (como se aprecia en la figura 4) dos flechas: una señala a la derecha y otra a la izquierda. Si estamos en la opción de ver frases, la flecha de la derecha nos muestra la lección siguiente a la que estamos; la flecha izquierda nos lleva a la anterior. Esto mismo ocurre con el vocabulario, con la salvedad de que únicamente cambiamos de lección una vez que hemos pasado por los cuatro bloques que componen cada una (en cada bloque vemos siete dibujos). En el caso de la figura 4, la flecha derecha nos mostraría el bloque 3 de la lección 2 y la flecha izquierda el bloque 1 de la misma lección.
Las palabras que vienen recogidas en cada lección se encuentran ordenadas (dentro de cada una) alfabéticamente en tres bloques, orden que únicamente se altera en algunas ocasiones por no separar dos dibujos que forman una misma palabra:

Primero los sustantivos.

Los adjetivos, adverbios, preposiciones, conjunciones,...

por último, los verbos.

La mayoría de los dibujos están sacados (con los debidos permisos) de la obra titulada "Introducción a la Comunicación Bimodal" del CNREE del MEC.


Seguramente a alguien le servirá ..

descargar
+2
0
0
0No comments yet