Check the new version here

Popular channels

El costo Humano de los Agrotóxicos




El glifosato es el principio activo del herbicida RoundUp de la firma multinacional Monsanto. La utilización de este agroquímico brinda a los agricultores la posibilidad de controlar las malezas de forma total, porque no afecta los cultivos genéticamente modificados como la soja.
El 20 de marzo de 2015 la Organización Mundial de la Salud (OMS) dio a conocer un estudio que revela que el glifosato causó daño al ADN y a los cromosomas en las células humanas analizadas.




La Comisión Nacional de Investigación sobre Agroquímicos (CNIA) creada en 2009 en nuestro país tiene la misión de investigar, prevenir, y brindar asistencia y tratamiento a las personas expuestas a sustancias agroquímicas y promover la salud pública y la integridad del ambiente en todo el territorio nacional. En su informe concluye en que ‘si bien se ha señalado un aumento en la incidencia de aparición de defectos de nacimiento y de anormalidades en el desarrollo de hijos de aplicadores de glifosato, es difícil establecer una relación causa-efecto, debido a interacciones con agentes ambientales y factores genéticos’.


link: https://www.youtube.com/watch?v=KyeoKm2Xato&feature=youtu.be



Las constantes fumigaciones con agroquímicos como el glifosato y el 2.4D, no sólo generan un efecto en los cultivos, si no que también multiplican de dos a cuatro veces el promedio nacional de las tasas de cáncer y otras enfermedades graves en trabajadores agrarios y pobladores, quienes sufren de malformaciones o afecciones en la piel.

Argentina es el tercer productor mundial de soja, después de Estados Unidos y Brasil, y hoy un tercio de la población de nuestro país se encuentra afectada directa o indirectamente por el glifosato, mientras en el resto del mundo se encuentra prohibido en 74 países.




Pablo Ernesto Piovano es fotógrafo de Página 12, recorrió zonas rurales de las provincias de Entre Ríos, Chaco y Misiones para retratar a las familias afectadas por las fumigaciones con agroquímicos, el realizó este trabajo de manera independiente con el apoyo de la Fundación Manuel Rivera-Ortiz, una organización sin fines de lucro con sede en Rochester, Nueva York. Así, documentó la vida de los pueblos que conviven en contacto con las fumigaciones.

“Es una tragedia que lleva veinte años”







La VERDAD sobre Monsanto, una multinacional yankee que arribó a la Argentina en los '90 con Menem, que se mantuvo con la "década ganada" de los Kirchner con aval Político / Judicial y ahora seguirá en pie con este Gobierno de Macri.
Tenemos que tener en cuenta que esta empresa de biotecnología desarrolló el "Agente Naranja" en la Guerra de Vietnam donde se estima que 400.000 personas fueron asesinadas o mutiladas, 500.000 niños nacieron con defectos de nacimiento como resultado del ARMA QUÍMICA utilizada por los genocidas de ee.uu para rociar los campos de cosecha vietmita en la operación Ranch Hand años 1961-1971 donde hasta hoy 2016, no solo no crece nada donde cayó el herbicida, sino que siguen despertándose malformaciones en las personas y cada vez nacen mas niños con cáncer o son abortados espontáneamente debido al Agente Naranja de aquel Tiempo.

Sus efectos, hoy visibles, son deformaciones severas, daños cerebrales y físicos, defectos congénitos, multitud de tipos de cánceres diferentes... La mayoría de las víctimas son veteranos de guerra y sus descendientes. Se calcula que Washington lanzó millones de litros de este agente en las selvas vietnamitas para exponer a las tropas comunistas del norte. Este agente es de gran toxicidad por su alto contenido de dioxina y arrasó millones de hectáreas, tanto de bosques como de cultivos, alcanzando a 30.000 núcleos habitados.

El fotógrafo de Reuters Damir Sagolj ha viajado a la zona para conocer a las personas afectadas, cuatro décadas después. Este es el resultado de su labor:


Do Duc Diu, un ex soldado, es besado por su hija discapacitada, Do Thi Nga, ante la mirada de su esposa. 12 de sus 15 hijos han muerto por enfermedades que los doctores vinculan con el agente naranja lanzado por EEUU. El antiguo soldado estuvo expuesto a él en el norte del país.



Tang Thi Thang baña a su hijo Doan Van Quy ante su vivienda en Truc Ly. El padre del menor fue militar, destinado en zonas donde se empleó el agente. Los dos hijos de la familia nacieron con discapacidades.



Doan Tue, con su nieta, ante una foto suya de cuando era militar. Están en su casa de Truc Ly. Doan Tue también fue soldado y tuvo hijos con discapacidad.



Phan Van Lam, en su hamaca, en la provincia de Quang Binh. Su padre, ex soldado, luchó en el norte. Dice que no estuvo expuesto directamente al agente naranja, pero luego vivió en zonas afectadas. El intenso daño cerebral de su hijo procede del agente, según los doctores.



Dang Thi Quang y su hijo Nguyen Van Binh se ven reflejados en el acuario de su casa en Quang Binh. El padre de familia fue otro soldado afectado por el agente.



Lai Van Manh descansa en su cama, con su padre Lai Van Bien al fondo, recibiendo a unos vecinos, en Tuong An. El progenitor fue un agente de Inteligencia afectado por el agente, que ha tenido dos hijos con discapacidades varias.



Nguyen Thi Thiet y Nguyen Thi Phuoc, ambos son graves discapacidades, en casa de su hermano, en Danang. Su padre fue el conductor de altos mandos militares del sur de Vietnam.



Fetos deformados en botes de cristal en la sala de exposición del Peace Village del Hospital de Tu Du. Más de dos tercios de los pacientes que tratan sufren enfermedades o deformaciones causadas por el agente naranja.



Nguyen Hong Phuc, ex soldado de 63 años, sentado en la cama de su hijo Nguyen Dinh Loc, de 20, que se recupera de la operación de un tumor en las afueras de Hanoi. Nguyen Dinh Loc y sus descendientes tienen problemas porque el abuelo estuvo expuesto al agente naranja en los alrededores del aeropuerto.



Tanto Cruz Roja como Unicef mantienen programas de ayuda, porque es indispensable asistir en lo sanitario y en lo social a familias en las que sus miembros van muriendo rápidamente o nacen incluso ancladas a una cama por una deficiencia física o psíquica.

El glifosato pesticida de Monsanto fue declarado cancerígeno por la Organización Mundial de la Salud, y así y todo su uso crece descontroladamente. No se puede lavar y tampoco se destruye con la cocción. Al desarrollar resistencia las malezas, también se generalizó el uso de cócteles de otros herbicidas asociados al glifosato, generando verdaderas bombas tóxicas sobre los alimentos. Algunos agrotóxicos prohibidos en gran parte del mundo salvo en Argentina que es el más utilizado en campos de soja, maíz y algodón donde se usa 7 kilos de glifosato por habitante, Brasil utiliza 3 kilos y Estados Unidos 2,2 kilos por habitante. En Argentina es donde hay más exposición en el mundo.
Queremos que Argentina vuelva a producir alimentos de calidad, sin transgénicos ni agrotóxicos. Porque en los pueblos rodeados de cultivos trasngénicos la tasa de cáncer, abortos espontáneos y bebés con malformaciones es en algunos casos del triple de la media nacional. Porque este modelo de producción desplaza a los campesinos y comunidades originarias hacia las grandes ciudades, produciendo miseria y desocupación. Porque el monocultivo provoca desmontes, pérdida de biodiversidad y degrada los suelos eliminando los nutrientes. Porque actualmente tenemos agrotóxicos en sangre, leche materna, suelos, agua de lluvia, alimentos y productos de algodón.


La Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (Iarc), dependiente de la Organización Mundial de la Salud (OMS), agregó a cinco pesticidas como cancerígenos “posibles” o “probables”.

En un comunicado oficial, la Iarc explicó que se acaba de publicar un sumario con las evaluaciones finales de investigaciones en la revista científica The Lancet Oncology.





0
0
0
0No comments yet