Check the new version here

Popular channels

Cierran Exportaciones de Carne.

Justo en el momento que Argentina afronta una terrible escasez de divisas el gobierno cierra las exportaciones de carne... mientra trata de vender carne en Rusia:


El Gobierno prohíbe exportar carne por 15 días para frenar un aumento de precios

Frenará ventas porque la hacienda subió más de 10% y los carniceros prevén alzas de 8% al público; Comercio dice que la medida fue "consensuada

Por la suba que tuvo el precio de la hacienda en las últimas dos semanas, con aumentos, según las categorías, de entre 10 y 15%, y la amenaza de que los aumentos se trasladen de manera inminente a los cortes de carne que consume el público, el Gobierno restringirá por 15 días las exportaciones de carne vacuna reduciendo la entrega de nuevos permisos para embarcar.

La medida fue decidida por la Secretaría de Comercio, y el subsecretario de Comercio Interior, Ariel Langer, fue el encargado de transmitírsela ayer a los exportadores del rubro.

"Nos dijeron que no se cierran del todo las exportaciones, pero se van a restringir los ROE [permisos de exportación], y esto será por unos 10 a 15 días hasta que baje el precio de la hacienda", contó a la nacion uno de los asistentes al encuentro de ayer






Impresiona el nivel de caradurismo y contradicción del gobierno K, veamos esta otra noticia:


Kicillof cerró las exportaciones de carne cuando Giorgi y Casamiquela buscan acordar con Rusia

El Gobierno está a punto de desperdiciar una inmejorable oportunidad de meterse de lleno en el mercado ruso.

Axel Kicillof y Augusto Costa tomaron ayer una medida que le puede salir muy cara al país. El secretario de Comercio les avisó ayer a los productores de carne que cerrará por quince días las exportaciones en un intento por frenar los aumentos de precios que se registraron en los últimos días.

Más allá de las consecuencias directas en la rentabilidad de los productores y frigoríficos, la medida de Kicillof y Costa podría dinamitar la posibilidad de que Argentina aproveche el boicot de Rusia a los productos de Estados Unidos, Canadá, Europa y Australia (excepto a los vinos franceses que disfruta Vladimir Putin) para meterse de lleno en uno de los mercados más grandes del mundo.

Como explicó LPO la semana pasada, la decisión de Putin de cerrar la importación de alimentos y bebidas de las potencias mundiales, abrió una excelente oportunidad para los países productores como Argentina, Brasil, Uruguay, Chile o Paraguay. Es por eso que el Gobierno, urgido más que nunca de dólares, se apuró a enviar a Moscú a Débora Giorgi y Carlos Casamiquela a tratar de cerrar acuerdos.

"Argentina es el quinto productor mundial de alimentos y tiene capacidad para alimentar a 400 millones de personas", se envalentonó la ministra de Industria tras reunirse con funcionarios rusos a los que les aseguró que el país "está preparado" para abastecer de inmediato a ese mercado.

Pero mientras Giorgi y Casamiquela hablaban sobre las bondades de los productos argentinos, aquí Kicillof y Costa hacían lo imposible para que Rusia prefiera inclinarse por las carnes uruguayas o brasileñas, que ya superan desde hace años en número a las exportaciones argentinas.

Sucede que las autoridades rusas pretenden desde hace tiempo que el Gobierno les garantice que no cortará las exportaciones, una política que comenzó a aplicar Néstor Kirchner en 2006 y que fue llevada al límite por Guillermo Moreno. Eso fue lo que le dejó en claro Putin a Cristina en su última visita a Buenos Aires.

Las ventas internacionales de alimentos se realizan mediante contratos en el que el país proveedor debe garantizar la provisión de una determinada cantidad de toneladas. Ese número no se puede incumplir ya que pone en riesgo la provisión alimentaria del país comprador. Es por eso que los vaivenes de las políticas kirchneristas hacen cada vez más difícil que haya interesados en las carnes argentinas. Un estudio de la UCA señala que el país se perdió de ganar unos diez mil millones de dólares por las restricciones.

La suspensión de las exportaciones de carne justo cuando dos funcionarios del más alto nivel buscan cerrar acuerdos con Rusia fue la peor decisión que pudo tomar Kicillof, además de ser un verdadero papelón internacional.



Sorprenden el nivel de ignorancia y mediocridad del gobierno K, la mentira total, el saqueo absoluto.














0
0
0
0No comments yet