Check the new version here

Popular channels

¿Cuánto sabe la AFIP de nosotros?

"Sabemos cuanto ganas, cuanto gastas y cuando lo determinemos, no sólo vamos a preguntarte por operaciones puntuales, sino que vamos a pre- liquidar tus impuestos ". Esta frase representa una tendencia, que con el correr de los años se viene gestando en relación a los mecanismos de control y la información interrelacionada con la que cuenta la A.F.I.P( Administración Federal de Ingresos Públicos) de cada uno de los ciudadanos.



Es evidente que las funciones de control, fiscalización y recaudación de la A.F.I.P, son hoy más visibles, y se promueve, a través de la utilización de herramientas tecnológicas y controles cruzados más inteligentes sobre la información aportada por entidades privadas y organismos del Estado, que el contribuyente cumpla de manera integral con sus obligaciones fiscales.

Además, no podemos olvidarnos de la información que el fisco ya tiene facilitada por el propio contribuyente como por ejemplo: las validaciones de compra de moneda extranjera; las declaraciones juradas anuales de los Impuestos a las Ganancias y Sobre los Bienes Personales; las declaraciones mensuales del Impuesto al Valor agregado, y por último, a través del régimen de facturas electrónicas para aquellos que no son monotributistas, ni empleados en relación de dependencia. Todo se conoce.

Actualmente, un gran porcentaje de las operaciones que realizan los contribuyentes son vistas por los ojos del organismo, y no podemos desconocer su existencia.

Todas las transacciones, cualquier sea su valor, son claves como fuente de datos a los fines de detectar inconsistencias. Y sin la necesidad de movilizar inspectores, supervisores, ni de enviar prima-facie un requerimiento general, el fisco directamente solicita información adicional, a través de las fiscalizaciones electrónicas, respecto de operaciones puntuales, lo que por cruzamientos de información le resulta inconsistente.

En efecto, durante los últimos meses pudimos observar controles más inteligentes donde por ejemplo a un contribuyente, le preguntan si en un período fiscal poseía un bien determinado, detallando el tipo de bien, el valor de compra y solicitando que informe si presentó la correspondiente Declaración Jurada del Impuesto Sobre los Bienes Personales. La apuesta es mayor, teniendo en cuenta que la aseveración es correcta y sólo resta la regularización de la situación detectada por parte del contribuyente.

De tal modo, sin la intervención de un inspector en primera instancia y con controles más efectivos, el fisco detecta errores y/o la adopción de conductas irregulares, y el contribuyente por voluntad propia está corrigiendo los desvíos.

El fisco cuenta hoy día con detallada información de las transacciones de los ciudadanos y debe tenerse presente que la utilizará como herramienta de fiscalización y recaudación.

En consecuencia, hoy más que nunca resulta importante planificar nuestra situación fiscal, la cual debe incluir como pilar fundamental un análisis de razonabilidad del consumo, que nos permita como contribuyentes identificar en forma previa a la confección de las declaraciones, la integridad de los montos de rentas y patrimonio a declarar.



Triste Realidad


¡Pizzería DE LA AFIP , buenas noches!

- ¿Pizzería qué?

- Pizzería DE LA AFIP Señor. ¿Cuál es su pedido?

- Pero... este ... ¿no era el teléfono de la Pizzeria Carlitos ?

- Era, sí señor, pero LA AFIP se quedó con la pizzería, y ahora
el servicio es más completo.

- Bueno, ¿Puede tomar mi pedido, por favor?

- Cómo no señor Gómez. ¿desea lo de siempre?

- ¿Lo de siempre? ¿Usted me conoce?.. sabe mi nombre?

- Por el identificador de llamadas. De acuerdo con su número de
teléfono, sabemos que las últimas 53 veces que llamó pidió pizza
y solicitó con gustos cuatro quesos y calabresa.

- Vaya, no me había dado cuenta! Quiero eso mismo ....

- Señor, ¿puedo hacerle una sugerencia?

- Por supuesto. ¿Tiene una pizza nueva en el menú?

- No, señor. Nuestro menú es muy completo, pero me gustaría
sugerirle la de ricotta y la de rúcula.

- ¿Ricotta? ¿Rúcula? ¡Noooooo! Odio estas cosas.

- Pero, señor, es bueno para su salud. Además, su colesterol no
anda bien....

- ¿Queeeeee?

- Tenemos información del laboratorio donde usted se hace sus exámenes.
Cruzamos el número de teléfono con su nombre y vimos los resultados
de sus pruebas de colesterol.

- No quiero pizza de queso suave o ensalada. Para eso tomo mi
medicamento para el colesterol y como lo que se me cantan las pelotas!!!

- Señor, lo siento, pero creo que usted no ha tomado su medicina
últimamente.

- ¿Cómo mie!#@ lo sabe? ¿Usted me está espiando todo el tiempo?

- Tenemos una base de datos de las farmacias de la ciudad.
La última vez que compró su medicamento para el colesterol fue hace 3 meses.
Y la caja tiene 30 comprimidos.

- ¡La gran pu~#[email protected]! Es cierto. ¿Cómo carajo sabés esto?

- Por su tarjeta de crédito ..

- ¿Coooooomo ???

- Usted siempre compra sus medicamentos en la farmacia Sorrento , que le
ofrece descuentos si paga con tarjeta de crédito del Banco BANK.
Según nuestra base de datos, de sus gastos con la tarjeta, desde hace tres
meses no ha comprado nada allí, pero sí la utiliza en otros comercios, lo cual
nos indica que no la ha extraviado.

- Ajá! Y no puede ser que haya pagado en efectivo en la farmacia?
A ver qué me decís boludito...

- Usted le paga $ 900 semanales en efectivo a su empleada doméstica y el
resto de sus gastos los realiza con tarjeta de débito o de crédito.

- ¿Cómo sabes - la con~#[email protected] de tu hermana - lo que gana mi empleada?

- Usted le paga la jubilación...señor Gómez.

- ¡Andá a la mie!#@!

- Señor, lo siento, pero todo está en mi pantalla. Tengo el deber de
ayudarlo. Creo que usted debe volver a reprogramar la consulta a la que faltó
con su médico y llevarle los resultados de los exámenes que se hizo el mes
pasado para que le ajuste la medicación.

- Mirá flaco. estoy podrido de INTERNET, la COMPUTADORA, EL SIGLO XXI,
LA FALTA DE PRIVACIDAD, LAS BASES DE DATOS, DE USTEDES y de este
país ...me llenaron los huevos!!!

- Pero, señor ....

- ¡Cállate! ME VOY A MUDAR BIEN LEJOS DE ACÁ. A las Islas Fidji o a alguna
parte que no tenga Internet, computadoras, teléfono ni gente vigilándome
todo el tiempo ...

- Entiendo ...señor Gómez.

- VOY A USAR MI TARJETA DE CRÉDITO POR ÚLTIMA VEZ para comprar un
boleto de avión e irme bien lejos.

- Bueno señor Gómez...

- Podes cancelar mi pizza o recontrametertela en lo mas profundo del el or#&. Lo que te guste más. Entendiste??!!

- Perfectamente. Se cancela. Una cosita más señor Gomez...

- ¿Y AHORA QUÉ?

- Su pasaporte está vencido!!!!!!!!!!!




0
0
0
0
0No comments yet