About Taringa!

Popular channels

Los economistas en el Senado rechazaron el plan de pago


Los economistas que expusieron en el Senado rechazaron de forma unánime el plan de pago



El ex secretario de Finanzas Guillermo Nielsen expuso junto a Javier Gonzalez Fraga, Tomás Bulat y Gabriel Rubinstein, quienes fueron invitados por la UCR a exponer a través de la senadora Laura Montero

El ex secretario de Finanzas de Néstor Kirchner, el economista Guillermo Nielsen, en su exposición en el Senado de la Nación se mostró en contra del proyecto de ley que cambia voluntariamente el domicilio de pago de los bonistas impulsado por Cristina Kirchner. Pero su mayor crítica al Gobierno es que se busque echar al Bank Of New York Mellon (BONY) como agente pagador y reemplazarlo por Nación Fdicomisos S. A.

Nielsen expuso junto a los economistas Javier González Fraga, Tomás Bulat, y Gabriel Rubinstein, quienes fueron invitados por la UCR a exponer a través de la senadora Laura Montero.

El ex secretario de Finanzas se quejó en particular de los considerandos del proyecto de ley a los que consideró agraviantes contra el Gobierno y contra la Justicia de los EEUU. En tanto González Fraga, Bulat y Rubinstein coincidieron que es un mal proyecto de ley y que el Ejecutivo debe pagar la sentencia sino entrará definitivamente en default cuando los acreedores lo decidan.

En ese aspecto, Bulat manifestó que "no es el deudor el que decide el default sino el acreedor", en tanto que Rubinstein alertó acerca de una aceleración en el pago de los bonos que podrían pedir los bonistas que entraron a los canjes.

"El valor va desde unos 17.000 a 52.000 millones de dólares que la Argentina debería pagar si los bonistas piden esa aceleración y con este proyecto podemos estar en default hasta el 2050", manifestó el economista, que además dijo que la Argentina le podría pedir un waiver a los bonistas para evitar la clausula RUFO y que eso era posible si se hacia una asamblea de bonistas como la que solicitó el senador Pino Solanas de UNEN.

Los cuatro economistas coincidieron que es un serio error cambiar la jurisdicción de pago de los bonos y también el banco agente de pago como el BONY y ambos destacaron que este es un proyecto de ley que conduce a la Argentina al default irreversiblemente.

Nilesen en un momento de su exposición, que hizo desde un estrado a diferencia de sus colegas, que expusieron sentados ante la atenta mirada del dueño de casa, el senador Aníbal Fernández, quien ofició como una especie de abogado defensor del Gobierno, se preguntó: "A dónde va la Argentina con una ley como esta que en sus considerandos incluye términos ofensivos contra el gobierno de los EEUU y contra su justicia, no nos podemos permitir una ley de estas características que está hecha desde el rencor y el mercado financiero de los EEUU es el centro del sistema financiero mundial", manifestó uno de los hacedores del canje Ia de la deuda presentado por él mismo en septiembre del 2003 en Dubai junto a Roberto Lavagna.

Además fue muy duro con el cambio del BONY por Nación Fideicomisos SA como agente de pago que propone el proyecto de ley. "Este proyecto tiene una confusión muy grande que es suponer que un banco como el BONY, al que yo contraté en su momento, puede ser reemplazado por una entidad de segunda linea como Nación Fideicomiso SA que pertenece al Banco Nación", dijo.

Y señaló al BONY como un banco de bancos de altísima reputación mundial que hace un trabajo de muchísima complejidad técnica financiera que pocos en el mundo pueden hacer.

"Por eso nosotros lo contratamos y le abrimos una cuenta en el Banco Central de la República Argentina (BCRA) para que no pueda ser embargada y de hecho Griesa no lo pudo hacer", comentó el economista y agregó: "no es serio que un país como Argentina proponga a Nación Fideicomisos SA para reemplazar al BONY, ese es un aspecto del proyecto de ley que nos hace pensar que la Argentina es un país sin esperanza" advirtió el economista, al tiempo que aseguró que "esta ley no ayuda para generar confianza y no significa nada desde el punto de vista técnico"

En relación a la iniciativa y al conflicto con los holdouts, Nielsen resumió que el juez de Nueva York Thomas Griesa, a cargo del caso, había indicado en un fallo hace dos años: "La Argentina se abstendrá de modificar los mecanismos de pago sin autorización previa", por lo que relativizó esta nueva iniciativa.

"Es un viejo anhelo esto, es la tercera vez que la Argentina, con un proyecto de ley, intenta hacer cambio de domicilio de pago y el mercado de Nueva York tiene sus reglas de juego y ninguna entidad norteamericana va a mandar a cobrar un bono acá", subrayó el economista. "La ley es voluntaria, pero tiene un tema delicado: ¿puede hacerse el reemplazo? Esta ley es esencialmente política, y tiene un objetivo político, y no técnico y lo único que hace es embarrar la cancha", resumió.


0No comments yet
      GIF