Check the new version here

Popular channels

Vaca Muerta: verdades y espejismos

El informe de una consultora internacional indica que para 2035 la producción de recursos no convencionales de la Fm geológica Vaca Muerta representará el 9% de la actividad económica del país. Ese objetivo demandaría unos 16 mil millones de dólares anuales de inversión y el autoabastecimiento energético se alcanzaría hacia 2025. Los datos figuran en el informe “Re imaginando Argentina”, presentado por especialistas de la consultora internacional Accenture, que estimó el aporte del yacimiento a la economía del país en un rango que oscila entre 62.200 y 67.800 millones de dólares por año.

La Agencia de Información Energética de los EEUU (EIA) difundió en el 2013 que la Argentina se ubica entre los primeros países del mundo en recursos de shale gas y shale oil. Según la EIA, los recursos de gas serían unos 308 TCF y los recursos de petróleo 16,2 miles de millones de barriles. Toda esta información ha generado expectativas e inversiones en este recurso no convencional por más de 9000 millones de dólares en dos años. Sin dudas, alguien cree en estas predicciones.

Este recurso no convencional no es el único Shale en Argentina. Además de Vaca Muerta existen Los Molles, D-129 e Inoceramus, pero no todos tienen hidrocarburos, al menos en condiciones potenciales de ser producidos en la actualidad. Este detalle es clave para entender la problemática del desarrollo en cualquier campo Convencional o no. La condición primordial para que su desarrollo sea rentable es el factor económico que se rige en la industria petrolera por el valor del barril de crudo. En Argentina el mercado referente es el de EEUU a través de un crudo liviano de bajo contenido en azufre y de amplia comercialización en el mundo que se lo conoce como WTI (West Texas Intermediate) y que actualmente ronda los 78 USD.



Recursos Convencionales y No Convencionales

Durante décadas, los exploradores dirigieron sus trabajos hacia trampas geológicas para determinar si había hidrocarburos acumulados en ellas luego de haber migrado desde la roca madre y si estos eran explotables. Esta metodología es lo que se denomina “explotación convencional” y se desarrolla sobre reservorios porosos y permeables que pueden ser explotados a menor costo que la “no convencional”.

Sin embargo, no todos los hidrocarburos pudieron abandonar la roca generadora y migrar hasta llegar a las trampas y concentrarse en reservorios almacén. Gran parte del gas y del petróleo queda en la roca madre inmovilizado. Estos hidrocarburos que no migraron y se encuentran entrampados en la roca generadora se los considera como un recurso “no convencional”.

Shale Vaca Muerta: verdades

Vaca Muerta es una unidad litoestratigràfica reconocida como la principal roca madre o generadora de la Cuenca Neuquina. Depositada en un ambiente marino de baja energía, su mayor desarrollo se encuentra en el oeste de la cuenca cubriendo una superficie de aproximadamente 30.000 km2 distribuidos entre la geografía de Neuquén, Río Negro y Mendoza. Su máximo espesor, unos 600 m. en el centro de cuenca (Neuquén) coincide con la mayor profundidad en el subsuelo a unos 3.200 m., haciéndose gradualmente más somera hacia la porción occidental donde finalmente aflora en superficie en el oeste de la Provincia de Neuquén.

Conociendo la complejidad de transformar este shale generador en un nivel productor, ¿es posible o se trata de una simple expresión de deseo?

Según cifras de la Subsecretaría de Hidrocarburos de Neuquén, el 70% de los desembolsos del sector energético, es decir unos 3.600 millones de dólares, se destinaron hasta el mes de octubre 2014 en Vaca Muerta, y el año cerrará con inversiones por 5.138 millones de dólares en exploración y extracción de hidrocarburos, un 26% más que los 4.052 millones de dólares del año pasado. En 2005, cuando aún no se hablaba de los yacimientos no convencionales, las inversiones petroleras fueron de apenas 791 millones de dólares, uno de los registros más bajos de la última década. Todas estas inversiones parecen ser convincentes para creer en este desarrollo, sin embargo hay un extendido campo de incertidumbre a través del análisis económico.

Desde 2011, cuando los no convencionales comenzaron a ser targets luego del histriónico discurso presidencial de mayo, los desembolsos no pararon de crecer. Las compañías destinaron 1.572 millones de dólares ese año, 2.221 millones en 2012 y 4.052 millones en 2013. Actualmente la operadora que lidera ampliamente el ranking de inversores es YPF, que ya está en plena etapa de desarrollo del yacimiento Loma Campana, en sociedad con Chevron con un contrato que ha generado suspicacias y denuncias.

YPF cerrará 2014 con 3.172 millones de dólares, el 60% del total de las inversiones del sector en Neuquén.

Vaca Muerta: ¿espejismo?

Hasta fines de octubre 2014 se perforaron más de 400 pozos en Vaca Muerta, la mayoría verticales y apenas unos 30 son horizontales.

Loma Campana es el único proyecto de Shale Oil/Gas en fase de desarrollo con más de 240 pozos. Cada pozo cuesta entre 7,5 y 15 millones de dólares (Galuccio 14/09/2014 ART). Estos costos son de 3 a 5 veces superiores a los pozos en reservorios convencionales y hay que hacer miles por las características de bajísima permeabilidad que tiene el shale.

Asumiendo un costo de 8 millones de USD promedio por pozo vertical, con un WTI de 77 USD (11/11/2014) y un nivel de retenciones del 13%, el barril ronda en Argentina para una operadora en 67 USD. El análisis de declinación nos acercò una realidad: cubrir el costo de un pozo para Vaca Muerta significa producir un volumen de 150000 Bbls o 24000 m3 de petróleo equivalente, que representa unos 20 años de producción.

En el caso de un pozo horizontal, su costo significa unos 193000 Bbls o 31000 m3 de petróleo equivalente y en tiempo, unos 10 años de producción. En estos análisis no se consideran lifting ni finding cost lo que en general representa un 10% del valor unitario por Bbl y de incluirlos el ciclo de amortización se extendería aún más.

Estas consideraciones económicas generan una profunda incertidumbre en el futuro de Vaca Muerta y los no convencionales, al menos en el mediano plazo. El análisis en la proyección del valor del WTI no es optimista hacia proyectos de alto riesgo o elevados costos de desarrollo. La complejidad del mercado con participantes como Medio Oriente hace dificultoso el pronóstico. No hay dudas que a Arabia Saudita no le simpatiza el autoabastecimiento logrado por EEUU a través de no convencionales y conoce el lado débil de su éxito: el valor del barril por debajo de los 80 USD hace inviable su desarrollo. Las operaciones a 30 días se están cerrando a 74 USD lo que da un panorama sostenido de este bajo precio, mientras que en Argentina, este valor debiera estar por encima de los 100 USD para que sea viable.

YPF enfrenta el desarrollo de áreas no rentables con reservas desconocidas porque sus pérdidas se diluyen en las subvenciones que se originan desde el Estado Nacional, y le permite asumir riesgos exploratorios y de desarrollo que son inviables en proyectos privados. Aunque el alto costo no habilite económicamente el desarrollo de Vaca Muerta, la prioridad de YPF es el incremento de volúmenes sin reparar en gastos y anunciar una exitosa recuperación productiva. YPF lejos de la austeridad de un Estado en crisis, multiplicó el número de empleados entre el 2001 (8867) a noviembre/2014 e informa en su WEB que la empresa tiene hoy más de 45.000 trabajadores que participan – directa e indirectamente- en las actividades de la empresa.

Tal vez, YPF revierta la declinación de reservas y Aerolíneas vuele por el mundo como línea de bandera, o quizás sólo sean espejismos en el vasto desierto de la negación, arbitrariedad y anacronismo del Estado.
0
0
0
0No comments yet