Check the new version here

Popular channels

Conocé todo lo que no debés imitar de las películas porno


Conocé todo lo que no debés imitar de las películas porno

El funcionario público contrajo matrimonio de manera simbólica con el reptil, como parte de un rito tradicional para que los pescadores de la zona tengan una buena temporada.





Lo que vemos en la televisión suele diferir con la realidad. Así que, antes que cometas un error irreversible, te damos algunas recomendaciones.

Los “faciales”: No sabemos en qué momento se puso de moda que los hombres eyaculen en el rostro de sus parejas, pero puede ser una práctica muy peligrosa para la salud ocular, asegura el sitio Actitud Fem. Enfermedades como la gonorrea y la clamidia pueden causar infecciones severas en los ojos e incluso provocar ceguera.

No usar lubricante: En el sexo vaginal se recomienda, pero en el sexo anal es indispensable. No utilizar lubricante (como se ve en la pornografía) puede provocar lesiones por donde se puede contraer más fácilmente las enfermedades de transmisión sexual.

No separar lo anal de lo vaginal: En la pornografía es común que las parejas pasen de sexo vaginal a anal, o incluso de anal a vaginal. Las bacterias del aparato digestivo nunca deben entrar al reproductivo. Es muy importante que si decides tener sexo anal y vaginal al menos cambies de condón, pero también te tenés que fijar en no penetrar analmente a tu pareja (o dejar que te penetren) con la mano o con algún objeto y utilizarlo después en la vagina sin lavarlo.

Sexo sin protección: No necesitamos decirte que cuando tenés sexo, especialmente si es con una pareja nueva, el condón es indispensable, pero es raro ver que se utilice en la pornografía y más raro aún que lo usen para el sexo oral. Sin embargo, también te podés contagiar de una enfermedad de transmisión sexual si practicás sexo oral sin condón. Es común, es peligroso, no lo hagas.

De sexo anal a sexo oral: Es increíble que tengamos que poner esto en una lista, pero existen videos pornográficos en los que el acto de pasar de sexo anal a oral sucede sin más pensamiento. Las bacterias que se encuentran en el recto son muy peligrosas para el consumo humano. Te puedes contagiar de hepatitis con esta ridícula práctica. Al menos, como mínimo, cambia de condón.



0
0
0
3
0No comments yet
      GIF
      New