Femme

¿Es normal que mi novio se masturbe?



La respuesta sencilla es SÍ. Lamentablemente, debido a un desconocimiento del tema, hemos estigmatizado la masturbación al punto de considerarlo como una actividad para las personas solitarias o insatisfechas sexualmente, cosa que está completamente alejada de la realidad.

La masturbación es algo normal, tanto hombres como mujeres, independientemente de si están en una relación o no, y es completamente falso que la masturbación sea un sustituto del sexo.

Algunos estudios sugieren que los hombres al encontrarse en una relación estable y tener sexo más frecuente incrementa sus niveles de testosterona, lo que genera la necesidad de masturbarse más frecuentemente a comparación de cuando estaba soltero.



La masturbación es un acto muy personal y único, pero también este puede ser compartido en pareja, sin embargo la mayoría de los hombres deciden ocultarlo y he aquí algunas de las razones:

Piensan que “mi pareja podría considerar que masturbarme es señal de insatisfacción sexual y comentarlo con ella podría resultarle ofensivo”.
Sólo tengo cierto nivel de energía sexual y si lo gasto en masturbarme entonces mi pareja creerá que ya no tengo suficiente para ella.
Tengo vergüenza de hablar sobre el tema.
Prefiero guardar parte de mi vida sexual sólo para mí.

La única razón medianamente válida para que tu pareja no quiera hablarlo contigo es que quiere guardar esa parte de su vida sexual para él, lo cuál está totalmente bien, no por ser pareja quiere decir que se tengan que compartir todo en la cama, también a veces nos podemos guardar una que otra cosa.

Como mujer debes de comprender el tema de la masturbación en los hombres. No por el hecho de hacerlo quiere decir que ya no le atraes o no quiere tener sexo contigo, no existe relación alguna entre estas cosas.

Si tu pareja tiene el coraje de abrirse contigo sobre la masturbación, entonces debes de ser lo más considerada posible pues está tocando un tema que no es sencillo de hablar en pareja, por lo que debes de reconocer la confianza que está depositando en ti al hablar de esto.



La masturbación jamás te reemplazará, para los hombres es similar a comerse un chocolate antes de la comida, te quitará el antojo pero en definitiva jamás te quitará las ganas del platillo principal.

Por último recuerda que la masturbación es la relación sexual más larga que cualquier hombre haya tenido, pues muchos la comienzan desde la pubertad, así que debes de comprender esto. Si la próxima vez atrapas a tu pareja en medio acto, o una de dos, o te unes a la acción o lo dejas terminar, pero no le reproches y mucho menos creas que te está engañando o ya no le atraes.