Popular channels

La mujer menstruando ¿Cómo la vemos los hombres?






Ya sabemos de sus cambios hormonales e histeria continua, pero, realmente todo se ve potenciado cuando están en “esos días”. Cuando estaba de novio pensé que todo se acabaría cuando cortara relación, pero la verdad es que no es necesario estar en pareja, basta con tener una profesora, hermana, amiga, conocida, vecina o cualquier contacto con una fémina para que tu día se ponga negro, mejor dicho, rojo.

Gracias a una conocida moda en redes sociales, ya podemos conocer cómo se sienten ellas gracias a estados como: “Me vino, la puta madre”, “Se me pinchó el tomate”, “Hoy se juega en cancha embarrada”, “Hoy se usa bombacha negra”, “Chau libertad, Hola tampax”, etc. Ahora, entre ellas se entienden perfecto, incluso he visto como se tiran tips para que no se les pierda el hilo del tampón en estados públicos, por lo tanto visibles a los hombres. Pero, ¿cómo lo vemos los vagos? Sé que no podrán dormir hasta no descubrir esto, por eso les traigo, “La menstruación según los hombres”, entre las cosas que creemos que suceden, están las siguientes:



El pensamiento “Uff, safé del pibe”: No es que tener hijos sea algo malo, pero realmente hay situaciones en las que uno no lo espera. Como cuando ella está saliendo con alguien, pero se cruza con el ex en el boliche y termino pudriéndose todo en el asiento de atrás. O como esa situación donde el flaco la cancheréa y la ponen sin caucho, siempre algo sale mal. Y piensa “la puta madre, cómo no sé tragar”. Por todo esto el primer pensamiento que surge es el: ”VAMO NOMAAAAA No voy a tener un pibe con el mermo este”.


Puteadas: Luego de la merecida celebración y bajoneo en el mismo segundo, se viene la puteada propia del dolor y la incomodidad que se viene en los próximos días. Prenden la tele y cagan a puteadas al forro del publicista (porque seguro es hombre) que pone a las minas menstruando que se despiertan felices y divinas. Putean con dormir con algo similar a un pañal, putean por caminar con algo similar a un pañal, putean por VIVIR, con algo similar a un pañal.

Llanto: Por cualquier cosa y en cualquier momento, generalmente luego de alguna puteada por algo.

Guerra contra todo lo que tenga pito: Por el solo hecho de que no tengas un dedo de algodón metido en tus genitales ya sos merecedor del peor de los destinos. El hombre en estos días es un hijo de puta sin saber porqué. Te mandan a cagar en un segundo y al siguiente vienen a disculparse diciendo que les vino. “Gordo, perdóname que te corte los frenos del auto, vos sabés, son mis hormonas”.

Comer como desgraciadas: Sabido es que en esos días sufren de cierta hinchazón, bajo ese escudo morfan cuanta cosa masticable se les cruza, total, están “hinchadas por el periodo”.

Llanto: Por cualquier cosa y en cualquier momento, generalmente luego de alguna puteada por algo.

Probar nuevas toallitas y tampones:
La mujer se pone exigente y pide que la toallita con alas vuele, o al menos que sea tan segura como lo muestra la publicidad de Ladys, que tiene a la hija de puta divina esa bailando entangada sin problemas.

Idiotez por tener que hacer el pete obligada: De por sí, algunas se hacen las trolitas gustosas de carne, pero a la hora de los bifes te ponen cara de “¿Tengo que meterme eso a la boca?”. Imaginate saber que sí o sí te tienen que tirar la goma para que no busques consuelo por otra parte, a menos claro, que seas de los que le gusta sopar el bizcocho. Lo bueno es que como son tan ásperas en estos días, al menos un pete de disculpas ligás…

Llanto: Por cualquier cosa y en cualquier momento, generalmente luego de alguna puteada por algo.

Persecución por posibles manchas: Muy típico de las mujeres en estos días es adelantarse unos pasos para que te fijes si tiene manchado. No seas pancho, aprovechá que podés verle el orto desmesuradamente con su permiso.

Querer que la abracen, pero sin tocarla: Otro detalle, es que piden cosas imposibles, algo como que las dejes en paz, pero no las ignores, que la toques sin que ella lo sienta, pobres de nosotros.

Escuchar “De vez en mes” de Arjona: Típico, te viene y escuchas la única canción en la historia dedicada a la menstruación.



Gracias por pasar!!!
0
0
0
0No comments yet