Check the new version here

Popular channels

Remedios caseros para los senos caídos

Remedios caseros para los senos caídos



La flacidez en los senos es algo que inevitablemente aparece con el paso del tiempo, por lo que es normal que esta parte del cuerpo vaya perdiendo flexibilidad a medida que envejecemos y empiece a lucir más caída. Otras posibles causas que pueden acelerar este proceso son los cambios bruscos de peso, el embarazo, el mal uso de sujetadores, los componentes genéticos, etc. Además de una dieta sana y una rutina de ejercicio físico, puedes hacer uso de los remedios caseros para los senos caídos que te mostramos en este artículo de unComo. Con ello, conseguirás mantener el busto firme por más tiempo y potenciar su atractivo

Hay alimentos como el huevo que son buenos aliados naturales para aportar firmeza a los senos y lograr que luzcan más levantados. En concreto, la clara del huevo cuenta con propiedades astringentes y lípidos que ayudan a reafirmar la piel y a prevenir su envejecimiento. Te aconsejamos mezclar la cara de un huevo con una cápsula de vitamina E, la cual es ideal para rejuvenecer la dermis, y aplicar la mascarilla resultante sobre los pechos. Deja actuar durante 30 minutos y, pasado este tiempo, retira con agua tibia o fría.

Otro excelente remedio casero para los senos caídos es el aloe vera, pues esta planta tiene la capacidad regenerar los tejidos de la piel volviéndolos más firmes y tersos. Además, favorece la producción de colágeno y elastina, lo que es perfecto para frenar el envejecimiento y evitar que la flacidez perjudique la buena apariencia del busto.

Puedes aplicar gel de aloe vera directamente sobre los senos y masajear hasta que la piel absorba por completo el producto y repetir el tratamiento unas 4 o 5 veces por semana. Otra opción es elaborar una mascarilla reafirmante mezclando 1 cucharada de gel de aloe vera con 1 cucharada de miel y 2 rodajas de pepino machacadas. Extiende sobre los pechos y deja reposar durante 15 o 20 minutos.

El frío extremo hace que el tejido de los senos se contraiga, consiguiendo así recuperar su firmeza y tonificar la piel de la zona. Es por este motivo, por el que los masajes con cubitos de hielo son un estupendo remedio natural para reafirmar el busto.

En el momento de llevar a cabo los masajes, es importante que envuelvas los cubitos de hielo en un trapo o toalla para no causar quemaduras en la piel. Luego, pásalos por los pechos haciendo movimientos circulares y lentos durante un minuto por cada uno de ellos. También puede ser un buen tratamiento, aplicar agua fría en los senos mientras te estás duchando.

El aceite de oliva contiene antioxidantes y ácidos grasos, los cuales pueden ayudar a combatir el daño ocasionado por los radicales libres que son los responsables del envejecimiento de la piel. Además, es un poderoso hidratante natural que dejará la zona completamente nutrida y protegida frente a agresiones externas.

Lo más efectivo es masajear los senos durante 15 minutos con un poco de aceite de oliva, previamente calentado con las manos. Repite este remedio caseros unas 4 o 5 veces por semana para notar los resultados.

Además del aceite de oliva, hay otros aceites naturales que tienen propiedades reafirmantes muy potentes y que penetran en las capas de la piel más profundas proporcionándoles un extra de nutrición e hidratación. Te recomendamos que antes de irte a dormir, masajees los senos con aceites como el de argán, de aguacate, de jojoba, de rosa mosqueta o de coco.

Si hay una planta efectiva para reafirmar los senos caídos y, además, estimular su crecimiento, esa es el hinojo. Contiene fitoestrógenos y favorece el trabajo de la hormona responsable de que los pechos aumenten de tamaño y se vean más grandes. Toma una o dos infusiones de hinojo al día para empezar a apreciar los resultados y lucir unos senos más tersos.

0
2
0
1
2Comments
eldogo
0
Clodion
0