Popular channels

“Voy a volver para demostrar que valgo”

Es argentino, juega en Alemania y defiende a Paraguay. “Acá no cuidan a los jugadores”, advierte.



La de Lucas Barrios es una historia signada por la tenacidad. Debutó y jugó poco en Argentina, probó suerte en Chile, volvió y se fue a México. No la pasó bien, y por eso destaca este presente que lo muestra como goleador del Borussia Dortmund alemán y vistiendo la camiseta de la Selección de Paraguay (donde ayer fue elegido el futbolista del año). Lejos del crudo invierno europeo, la Pantera se presta al mano a mano con Clarín en una tarde en la que el centro de San Isidro se asemeja a una sucursal del infierno.
¿Por qué te adaptaste muy rápido al fútbol alemán?
Los primeros dos meses fueron duros, sobre todo por el idioma. Una vez que lo fui aprendiendo, la cosa mejoró. Ahora ya puedo tener una conversación y todo (risas). También tuve que cambiar la forma de entrenarme, porque allá se trabaja más fuerte.
¿Pensás seguir mucho tiempo más o te tientan otros países?
En Alemania estoy feliz, tengo cuatro años de contrato y quiero seguir brindándole alegría a la gente del Borussia… ¿Y si te quiere el Real Madrid, como se dijo en los últimos días? Obviamente el Real le interesa a cualquier jugador, es un sueño jugar ahí. Es un halago que un club así se fije en uno. Pero ahora sólo pienso en el Borussia y no me quiero desconcentrar.
¿Te molesta no haber podido sobresalir en el fútbol argentino?
No se si la palabra es molestia. Más bien queda algo en mi carrera, un deseo de poder demostrar que puedo jugar en Argentina como lo hice en cualquier lado.
Es una deuda pendiente… Exacto. Es una deuda que algún día voy a saldar; está claro. Voy a volver para demostrar que valgo.
¿Te faltaron oportunidades?
Quizás. Por ahí estaba en un equipo y venían muchos refuerzos… Las chances que tuve las traté de aprovechar y no me fue bien. Si tengo que hacer un balance, obviamente, mi carrera en la Argentina no fue positiva.
Tu historia es parecida a la de Conca: desconocidos en Argentina y figuras en el exterior. ¿Por qué ? Es el destino de cada uno. Pero también cómo cuidan a los jugadores, en otros lados se los cuida mucho. En Chile, por ejemplo, me dieron el valor que necesitaba. Acá, por ahí jugaba uno o dos partidos y, si no demostraba, chau, afuera. Existe mucha presión, mucha exigencia en el día a día. Uno se da cuenta recién cuando está fuera de eso.
¿Cambiaste algo desde aquellos días hasta ahora?
Sí, esas cosas me ayudaron a madurar. Me sirvieron mucho los golpes que me pegué. Te hacés fuerte. He pasado situaciones difíciles como no cobrar el sueldo o no tener ni agua para bañarme, como ocurrió en Temuco.
¿Eso te ayudó? ¿La capacidad para reponerte a las adversidades?
-Claro. Todo el esfuerzo que hice tuvo valor. Pasé de estar en el fondo del mar y no tener nada a llegar a un lugar al que sólo acceden pocos privilegiados. A mi me costó el doble. No salí de River y fui directamente a Europa. Por eso, aunque espero que vengan cosas mejores, lo que vivo es como la frutilla del postre.
0
0
0
0No comments yet