Popular channels

[Test] Cort G260 Y Cort Z44

Cort z44


Cort G260


CORT G260 & Z44

Sobriedad y elegancia son palabras que podrían usarse para asociarlas al diseño de estos instrumentos.

A mediados de los 70’s, la compañía Cort comenzó a fabricar instrumentos musicales para distintas firmas, pero no fue sino hasta 1986 que empezó a producir guitarras y bajos con su propia marca. Si bien sus primeros diseños estaban más que influenciados por los clásicos de siempre, sus más recientes modelos presentan ya una personalidad propia. Tanto es así que artistas como los guitarristas Hiram Bullock y Neil Zaza, o el bajista TM Stevens cuentan con sus modelos signature.
La línea Cort presenta distintas series de guitarras eléctricas:la “metalera” VX, la X, la Zenox, la G, la M, y la “jazzera” Jazz Box. En cuanto a los bajos, las series que encontramos en el mercado local son tres: Curbow, Action y GB. A continuación probamos dos modelos, los cuales están a mitad de camino entre ambos extremos en lo que a costo se refiere.

La Cort G-260 OPN (open pore natural) es muy liviana, con un formato que me hizo acordar a las Music Man que Leo Fender hacía en los 70’s. En su totalidad, esta guitarra tiene una terminación mate o satinada. O sea que este modelo en particular no está pintado. Tanto el diapasón como la trastera, el clavijero y el cuerpo, no presentan el tradicional laqueado brillante, sino que vienen terminados al natural. Esto hace que el contacto entre el instrumento y el ejecutante sea desde un comienzo… más directo, por así decirlo. El diapasón es de maple, de una sola pieza, y sólo lleva pegado sobre él la trastera, que también es de maple.
La Cort G260 trae accesorios anodizados. Sus calvijas son die cast del tipo mini. El clavijero incluye dos guías elevadas, una para la 1ª y 2ª cuerda, y otra para la 3ª y 4ª cuerda. Estas guías están pensadas para que las cuerdas pasen libremente por ellas, sin interferir con la afinación cuando usamos la palanca. La cejuela es una “Trem-Nut” de GraphTech, hecha en grafito, y tiene la particularidad de estar más elevada en la 6ª que en la 1ª cuerda. Los trastes (22) son redondeados, y están perfectamente instalados sobre la trastera, la cual presenta un radio similar al de las nuevas Strato (305 mm). Por su parte, el diapasón tiene un formato oval tipo “C”, extremadamente cómodo.
La unión del mango con el cuerpo (swamp ash) se realiza por medio de cuatro tornillos, los cuales están fijados directamente sobre la madera. La parte delantera cuenta con un chapón o pickguard tricapa (negro/blanco/negro). La misma trae un considerable rebaje en la sección en donde apoyaría el brazo derecho. Sobre el frente del cuerpo encontramos instalados los pickups Duncan Designed (simple/simple/doble), la llave de cinco posiciones, el pote de volumen y el de tono. Este último funciona adermás como un “coil tap” para que el mic. doble bobina actúe como simple o como doble. El sistema de vibrato es ni más ni menos que un Wilkinson VS50 II, garantía de seguridad… doña Rosa, el cual pivotea sobre dos pernos, los cuales sirven además para regular su altura. La palanca se inserte a presión.
En la parte trasera, junto con un rebaje en la madera a la altura de nuestra “panzita”, encontramos el acceso a los resortes del sistema de vibrato, junto con el acceso al conexionado del jack de salida, el cual está en la base del instrumento y es del tipo encapsulado.

Detalles, detalles… El logo con la marca es de color plateado y viene en relieve. Los puntos que marcan los trastes 3, 5, 7, etc. son de abalone. La unión del cuerpo con el mango está rebajada, logrando así una mayor comodidad en el acceso a los últimos trastes. El jack de entrada es encapsulado, de esos que no se aflojan nunca. Si bien todas las Cort pasan por un proceso de calibración y seteado a cargo del distribuidor local, ya de origen vienen con una altura de cuerdas adecuada para salir tocando sin problemas.
Desdenchufada, la G-260 tiene un sonido parejo y resonante, con buena presencia en todo el rango de frecuencias. Ya en acción, la guitarra mostró una amplia paleta sonora, incluyendo los registros fuera de fase en las posiciones 2 y 4. La guitarra es capaz de ir desde el tono cálido del pickup del mango, hasta el agudo del pickup del puente, pero sin que la cosa resulte agresiva, estridente o sin balance. Accionando el “coil tap” del pote de tono en la última posición de la llave, podemos aumentar el volumen gracias a la transición simple-doble bobina.

Pasando al modelo Zenox 44, tenemos aquí un formato de guitarra, que si bien podría asemejarse al de una Les Paul, está mucho más cerca de lo que sería la Single Cut de PRS. ¿Seguimos con los detalles? Todos los lugares en donde se alojan las perillas de los potes se encuentran rebajados o biselados. La marcación del traste 12 lleva un motivo custom de Cort. El cuerpo presenta rebajes muy específicos en el frente, junto con una cenefa de madera que lo bordea en su totalidad. El extremo del clavijero trae un detalle en una madera de color más claro. El logo, al igual que en el modelo anterior, tiene relieve y es plateado.
En el caso de este instrumento, todos sus accesorios son negros. Las clavijas (3 + 3) son de precisión del tipo die cast, y el acceso al tensor se encuentra cubierto por un plástico bicapa con el nombre de la serie. El clavijero presenta un ángulo, el cual favorece la correcta tensión de las cuerdas al ingresar a las clavijas. En su parte trasera, a la altura de la cejuela, tenemos una voluta, como la que venía en las guitarras vintage.
El diapasón de caoba tiene un formato en D oval. Cuenta con un ancho de 43 mm. en el primer traste y de 56 mm. en el último, y con un grosor que va de los 19,5 a los 21,5 mm. La trastera de palisandro cuenta con un amplio radio, logrando así que las cuerdas puedan acercarse a él lo máximo que sea posible. Los trastes son tipo jumbo, similares a los de la G-260, y también se encuentran prolijamente instalados. El mango está encolado al cuerpo, por lo que tenemos aquí una construcción set-neck. Esta unión resulta muy cómoda, ya que el cuerpo (caoba) presenta 4 cm. como ancho máximo, y 5 cm. si le sumamos la altura del diapasón.

Sobre el frente del mismo tenemos dos humbucking EMG Hz pasivos, un puente TonePros, la llave selectora de tres posiciones, dos controles de volumen (uno para cada mic.) y uno más de tono, el cual incluye “coil tap”. En este modelo, las cuerdas se colocan desde atrás, logrando de esta forma mayor contacto entre ellas y el cuerpo del instrumento.
Todo el frente del cuerpo trae distintos rebajes en la madera, brindando así un look fino y a la vez distintivo. En la parte trasera encontramos el aceso al circuito de la guitarra.
Desenchufada, la Cort Z-44 tiene buen volumen, y un color que gira en torno al rango de los medios y medio/agudos. Enchufada, el volumen del instrumento se hace notorio, y gracias a la acción del “coil tap”, tenemos la posibilidad de doblar nuestras opciones. Esto se hace más notorio, nuevamente, en el rango de las frecuencias medias y medio/agudas. Buen sustain, claridad y definición, tanto en el mic. grave como en el agudo.
En resumen, las Cort encuentran el punto justo entre prestaciones y costo, sumando además un cuidadoso detalle en lo que a construcción se refiere.


Escucha la cort G260

Escucha la Cort Z44
0
0
0
0No comments yet