Cómo decirle a una lincesa que no te gusta



Nunca es fácil decirle a una chica que no te gusta. Quizás es una amiga cercana que se ha enamorado de ti y no correspondes a sus sentimientos. Quizás es una chica que no conoces bien a quien le gustas mucho y que necesitas desengañar gradualmente. Cualquiera que sea el caso, una vez que le digas que no te gusta de la manera más suave y firme posible, ambos estarán mejor.



1. Encuentra el lugar y el momento adecuado. Una vez que sepas que debes darle la mala noticia a esa chica, lo mejor que puedes hacer es actuar rápidamente. Dicho esto, si quieres ser sensible al respecto, puedes pensar en encontrar el momento y lugar adecuado para decírselo. No querrás tomarla desprevenida si está en medio de una conversación con sus amigos e intentas separarla del grupo o si se está preparando para su examen de matemáticas del próximo periodo. En lugar de eso, elige un lugar que te brinde privacidad y un momento en el que no ella no esté distraída, ocupada o estresada.

Dicho eso, no puedes esperar por siempre para darle la noticia. No necesitas esperar a que la situación sea perfecta para poder decirle cómo te sientes. Solo asegúrate de tener un poco de privacidad y de que ella no parezca demasiado molesta.




2. Comienza diciendo algo lindo sin darle esperanza. Si bien no quieres darle falsas esperanzas al decirle que es la chica más hermosa que has visto, es posible que quieras ablandarla un poco antes de decirle que no te gusta. Simplemente dile algo como esto “Sabes que creo que eres una chica estupenda” o “Siempre me gusta hablar contigo” para hacerle saber que te importa sin decirle nada que suene demasiado romántico. Escoge tus palabras con cuidado previamente para que no le des una idea errónea.

Una vez más, asegúrate de mantener tu distancia para que no piense que quieres acercarte a ella. Debes cerrar tu lenguaje corporal y alejarte un poco de ella para hacerle saber que no buscas tener intimidad.
Debes mantener contacto visual para ser respetuoso, pero no la mires de manera tan intensa como para darle el mensaje incorrecto.



3 Dale la mala noticia. Esta es la parte difícil y lo mejor que puedes hacer es decírselo lo más pronto posible. No pierdas el tiempo con demasiada charla trivial o podría confundirse o incluso aumentar sus esperanzas pensando que podrías invitarla a salir. Simplemente sé lo más honesto que puedas sin herir sus sentimientos. Deja en claro que se lo dices porque quieres ser honesto y minimizar el dolor que pueda sentir. Respira profundamente y díselo.

Puedes decir algo como “Sé que sientes algo por mí y lamento decir que no siento lo mismo que tú. Te respeto demasiado como para no decírtelo y no quería que lo escucharas de alguien más”.



4. Escucha sus argumentos. Afrontémoslo, una vez que hayas dicho lo que tienes que decir, podrías sentir la necesidad de irte lo más pronto posible para no tener que lidiar con lo incómodo de la situación. Sin embargo, la chica frente a ti podría sufrir mucho y debes respetarla lo suficiente como para no huir inmediatamente. Si quiere compartir sus sentimientos contigo, deja que lo haga, siempre y cuando las cosas no se vuelvan muy intensas y emotivas.

Puedes decir algo como “Lamento realmente que te sientas de esa manera”, pero no debes sentirte en la necesidad de disculparte demasiado. Después de todo, no puedes evitar lo que sientes.
Si se molesta mucho, puedes consolarla un poco, pero debes tratar de mantener la conversación breve. No querrás darle una impresión equivocada.



5. Dile que te gustaría ser amigos si así lo deseas. Es momento de ser sincero. Si en verdad no la conoces del todo y no deseas hacerlo, entonces deja la conversación en ese punto. Sin embargo, si ya han sido amigos o si ella parece ser una chica agradable, entonces puedes decirle que te gustaría ser amigos o que quisieras mantener la amistad. Por supuesto, en el calor del momento ella podría sentirse frustrada o molestarse, ya que es algo que muchos chicos dicen sin realmente pensarlo, pero si lo dices con sinceridad, hazle saber que te gustaría que fueran amigos y es posible que puedan serlo una vez que haya tenido algo de tiempo para sobreponerse.

Simplemente dile algo como “Creo que en verdad eres una chica agradable y me encantaría que fuéramos amigos. Pero comprendo que eso podría no suceder por un tiempo”.
También puedes decir “Sé que todos siempre dicen que quieren ser amigos, pero en verdad quiero hacerlo”.



6. Termina la conversación en buenos términos. Si bien la conversación no será sencilla, procura terminarla en los mejores términos posibles. Puedes agradecerle por hablarte, recordarle que quieres mantener la amistad si ese es el caso, acompañarla de vuelta a donde se encontraba o simplemente decirle algo positivo. Si no se siente demasiado cursi o falso, incluso puedes hacerla reír, aunque es posible que no funcione en ese momento. Lo más importante es que dejes la conversación en un tono positivo para que ella no se vaya pensando que eres un completo idiota.

Puedes decir “Espero que pronto te sientas mejor. En realidad así lo espero”. También puedes decir “Me siento verdaderamente halagado por tus sentimientos”.
No necesitas decir algo cursi como “Sé que el chico correcto llegará pronto” porque es posible que te vea con incredulidad. Aun si es cierto, quizás no sea lo que ella quiere escuchar.



7. Dale su espacio en caso de que quieras mantenerte en contacto. Si en verdad quieres seguir siendo su amigo, probablemente debas tomarte un tiempo antes de pedirle seguir frecuentándote a ti o a un grupo de amigos en común. Es posible que necesite unas cuantas semanas (o incluso unos meses o más) para sobreponerse en verdad y tu sola presencia podría causarle dolor. Si bien debes mantenerte amistoso cada vez que la veas, permite que tome la iniciativa al hacerte saber cuándo está lista para pasar tiempo contigo nuevamente.

Cuando la veas, simplemente salúdala sonriéndole y dile “¿Cómo estás?”. Si se muestra visiblemente fría y molesta, entonces no la presiones.
Si ni siquiera quiere ser tu amiga porque se siente demasiado herida, también debes respetar eso.



Envíale un mensaje de texto agradable. Está bien, por lo general no es buena idea enviarle información importante a través de un mensaje de texto y la chica se enfurecerá por recibir la noticia de esta manera. Sin embargo, si es verdaderamente persistente y solo quieres hacer que entienda, puedes enviarle un mensaje de texto rápido para darle la noticia de modo que ambos puedan seguir adelante. Apreciará el hecho de haberte tomado el tiempo para decírselo tú mismo en lugar de dejarle el trabajo sucio a alguien más.

Solo di algo como “Oye, sé que te gusto y en verdad aprecio tu honestidad. Pero lamento decirte que no comparto los mismos sentimientos que tú. Creo que debes saberlo”.