Popular channels

Guía practica y basica para jugar al ajedrez y ganar…

Bueno la guía no es tan practica, pero es entretenida, si bien es sabido, el ajedrez es para gente inteligente de los arios y pensantes. Pero nosotros también podemos jugarlo. Esta guía no pretende transformalos en arios o grandes jugadores, sino, en ganadores de dicho juego. En pocas palabras: Ganar, cueste lo que cueste.Lo primero que haremos es explicar los elementos.

Tablero:




8 x 8 casillas blancas y negras intercaladas, podemos ver claramente que el juego no es discriminativo en este punto, numerdadas del 1 al 8 y de la A a la H, con lo que podemos ver que se trata de un juego analfabeto en proceso de aprendizaje.

Piezas:



32 piezas. 16 blancas y 16 negras. Cada jugador (dos mínimo, dos máximo) deberá elegir piezas todas del mismo color, con lo que ya empezamos a notar signos de racismo en el juego.

Cada pieza tiene un nombre y un rol en el juego. Ellas son:

Peones:



Son lo que llamaremos carne de cañón. Siempre van para adelante, de una casilla en una casilla, ante el lema de retoreceder nunca rendirse jamás. Lo único malo es que cualquier pieza, enemiga o no, que se les ponga delante hace que el peón se quede inmóvil, por lo que analizando esto, resultó ser una pieza muy cobarde que no enfrenta a los demás. Come en “diagonal”, un restaurante bastante fino de la zona de Vilcapuyo. Contamos con 8 de ellos.

Caballos:



Contamos con tan solo 2 de ellos. Se mueven trazando una L. Seguir sus movimientos es una tarea casi imposible, pero con el tiempo, sigue siendo igual de imposible. Saltan por encima de las demás fichas, se mueven tanto para adelante como para atrás, en fin, hacen su vida.

Alfil:



Flacos aburridos que simplemente se mueven en diagonal. Aquél que se mueve entre casilleros blancos, solo lo hace con los blancos. El que lo hace con los negros, solo los negros, evidenciando una vez mas, el racismo de este juego.

Torres:



Son nuestra fortaleza. Se mueven por todo el tablero tanto horizontal como vertical, y su comida favorita son los peones. Sus hobbies: Fumar y hacer argollitas de humo. Solo tenemos 2, así que deberemos cuidarlas.

Reina:



La que se acuesta con el capo del juego. En realidad se mueve por todo el tablero, y se come tanto peones como caballos. Una reina bastante, em, puta?

Rey:



Realmente, es el mas inútil del juego pero, como en la vida misma, es el que maneja a todas las demás piezas. Todos deben protegerlo y, de ser necesario, dar la vida por el. Además de inútil, se mueve lento, de 1 casilla por turno.

Ser un maestro del ajedrez no ocurre de la nada. Necesitas aprender a proteger tus piezas y ser más agresivo contra tu oponente. Pero no puedes estar seguro de que ganarás una partida. Sin embargo, este artículo te ayudará a mejorar tus oportunidades de ganar en casi todas las partidas de ajedrez.

Pasos



1 Nunca regales tus piezas, o hagas un mal trato. El valor de las piezas es: Peón= 1, Alfil =3, Caballo = 3, Torre= 5, Reina= 9. El Rey, obviamente no se puede tomar, pues de eso trata el juego. Inspecciona cada movimiento que hagas. Realiza el movimiento en tu mente. ¿Ese movimiento pone alguna de tus piezas en peligro?



2 Sigilosamente, toma las piezas de tu oponente. No importa si solo te queda un peón, aún tienes oportunidad de ganar la partida. Solo busca peones aislados que puedas tomar. Sin embargo no bajes la guardia, no seas completamente agresivo. Sigue este porcentaje 60% atacar, 40% defender.




3 Mueve tus piezas hacia adelante. El ajedrez es como una guerra medieval. Necesitas empujar a tu oponente e invadir su territorio, con la búsqueda de acercarte más y más a su rey. Si estas en guerra, y estas siendo empujado mientras tu oponente avanza, ¿será bueno para ti? No, eso ayudará a tu oponente a ganar.




4 ¡Usa todas tus piezas! Una torre vale 5 puntos, y suele abandonarse en la esquina, sola, haciendo nada. ¡Un desperdicio de 5 puntos!. Sin embargo, si la mueves hacia el centro y los lados, estarás dominando y atacando una de las filas más importantes del tablero, el centro.Combina esto con tu otra torre y la reina, y estarás atacando las otras partes del tablero.
En torneos, es aplicada la regla de tocar-mover la pieza. Esta regla significa que si tocas una de tus piezas, tendrás que moverla, si es posible. Lo mismo aplica con las piezas de tu oponente, si tocas alguna, tendrás que tomarla de alguna forma. Si no la tomas, serás penalizado bajo las mismas reglas de hacer un movimiento ilegal. Esto significa perder instantáneamente (que es la regla usual para el ajedrez rápido) o ser penalizado con restar tiempo.




5 No toques una pieza si no sabes a donde la vas a mover. No solo por el problema de la regla tocar-mover, además te hace ver inseguro, que no sabes que vas a hacer (si la regla aplica, tendrás que moverla).




6 ¡Practica. practica, practica!. No tienes que practicar contra otras personas. Puedes instalar un juego en tu computadora, y practicar contra la máquina. En las versiones más recientes de Windows y Mac, ya viene instalado un juego. ¡Usa esto para practicar!

Consejos

¡Sigue practicando y no regales tus piezas, avanza hacia adelante, protege tus piezas e invade el territorio del rival!

Solo decir que los peones, tales como campesinos o trabajadores de la vida, irán adelante para morir mas rápido. Mostrando, una vez mas, la discriminación y anarquía de este juego.

El primero en jugar será el dueño de las fichas blancas, racismo latente, pudiendo mover la ficha que quiera y pueda. Es importante en este juego no solo verle la cara al otro jugador, sino de hacerle creer que estamos ideando un maravilloso y macabro plan. Risas maléficas antes de cualquier movimiento servirán. Relamernos. Mover las manos, como contando cuántos movimientos nos faltan para un jaque mate, será imprescindible. Al mismo tiempo murmuraremos sonidos inentendibles y, entre medio de ellos, sonoros “…le como el alfil y jaque mate…” o similares.

Durante el juego no le quitaremos la vista a nuestro oponente en ningún momento, esto para que, en el instante que el se distraiga, tomaremos una ficha de el y la revolearemos debajo de la mesa. No es recomendable tomar piezas muy importantes. No tiene sentido, por ejemplo, tomar el rey y tirarlo 13 yardas al norte, ya que nuestro oponente, al notar la falta de dicha pieza, se percatará que estamos haciendo trampa una jugada magnífica, y no querrá jugar.

Cuando sea su turno trataremos de distraer su atención con conversaciones vacías de contenido, pero a la vez, intimidantes. Comentarle de como Garry Kasparov nos copia nuestras jugadas o de aquella vez que le ganamos a Frank Mayer 2 a 1 en el suplementario con jaque mate de oro.

Si pasado un tiempo, 2 a 3 minutos, nos vemos en desventaja numérica, utilizaremos la maniobra de Bayer que consiste en estornudar volteando la mayor cantidad de piezas con manos y, por que no también, patadas a la mesa. Hecho esto, un “disculpá, volvamos de cero” alcanzarán.


+1
0
0
0No comments yet