Popular channels

Caruso habla a los escoceses: "Ustedes son de los míos"

"Podrán imitarme, pero igualarme, jamás"



Caruso, preparándose para participar en una Bizzaren Music en Temperley



Luego de conocerse la derrota independentista en Escocia al obtener el 45% de los votos contra el 55% de los unionistas que celebraron la permanencia en el Reino Unido, los nacionalistas no tienen consuelo. "Regalamos 2 millones de copias truchas de "Corazón Valiente" para nada" se lamenta uno de los líderes del SNP, Partido Nacional de Escocia.

Sin embargo, horas más tarde, recibieron una llamada por Skype de Ricardo "Caruso" Lombardi, quien dirigió algunas palabras frente a una frustrada muchedumbre escota en el centro de la ciudad de Glasgow.

"Realmente me sorprendieron: nunca vi vender tanto humo al mundo desde hace varias temporadas. Aunque les advierto que podrán copiarme, pero igualarme, jamás" sentenció el ex futbolista argentino y actual director técnico del reconocido Club Social y Deportivo Tristán Suárez.

"Podríamos hacer grandes cosas juntos. Ustedes son de los míos" vitoreó el técnico, que levantó la moral de unas pocas decenas de escoceses que no sucumbieron a la depresión ni a las altas dosis de wisky.

"Corazón Valiente me inspiró a ser lo que soy ahora. Lástima que sólo llegué a la parte donde mostraban el culo, porque el cabezal de mi VHS se terminó jodiendo. Se lo llevé al técnico de la vuelta de mi casa, le pagué 100 mangos pero nunca me lo de volvió" dijo, con una voz temblorosa.

Al rato, el Ministro Principal de Escocia, Alex Salmond, aplaudió entre lágrimas y le ofreció remplazar la estatua de William Wallace con una a su imagen y semejanza, como también suceder al actual ministro. "Sí, pero si tengo que viajar en avión, ni en pedo agarro el puesto. Si me ofrecen un auto, los salvo del descenso" advirtió el ex jugador.

Ante los ruegos y reclamos de la gente, Caruso proclamó "No me midan ¡no me midan!" y amagó colgar.

"Definitivamente lo queremos como Ministro Principal" Susan Mc Gregor, proveedora de bebidas alcohólicas del Partido Nacional de Escocia.

"En unos años, Escocia será grande y humeante, más que Londres a las 6 de la matina. Será un estandárte que nos llevará a la victoria a lo largo y a lo ancho de las islas Británicas" dijo Willie McAlister, vendedor ambulante de banderitas, con lágrimas en los ojos y los puños al viento.


0
0
0
0No comments yet