Check the new version here

Popular channels

Cosas que te convierten en un auténtico virgo



El sexo es algo universal, todos estamos de acuerdo. No distingue razas, colores, ideologías ni distintivo alguno. Todos gustan del sexo, y cuanto más la pongas más feliz vas a ser seguramente. Desde el comienzo de la vida humana, el hombre hace todo para impresionar al sexo opuesto: sus gestos, actitudes, movimientos, son en pos de conseguir atraer a las mujeres. Y hasta el día de hoy es así: hacemos todo por sacudir el canelón. Todo. Ya lo dijo Dolina, el Dr. Bomur y yo… con eso deberá bastar.

Pero así como hay actitudes que nos acercan al sexo, también hay veces en que el sexo es esquivo en nuestra vida, nos abandona para siempre y nos obliga a un frenesí de paja, convirtiéndonos en un gurú de la tota, un experto en explotarnos los cuetes en la mano. Las mujeres nos miran como si fuésemos una bolsa de guano, y las posibilidades de copular se achican a dimensiones similares a que Huracán las Heras gane la Champions League.

¿Por qué sucede esto mis queridos colegas? ¿Porque somos tan virgos a veces? ¿Por qué cometemos los pecados expuestos a continuación?:


Pertenecer a clubes de marcas de autos: No hay nada más virgo que eso. Un lugar lleno de hombres, que aman más a su auto que a cualquier otra cosa, ya es un problema. Una parva de pibes ultra chatos, cuyo único tema de conversación es su auto, lo que le pusieron al auto, y lo que piensan ponerle a su auto. Mas si andas con la remerita del club del Palio, vas camino a que se te forme un nido de ardillas en el tronco de la verga. Virgo al palo.



El famoso combo “Bermudas+Zapatillas+Medias de toalla subidas hasta las rodillas”: Si hay un ahuyentador de mujeres por excelencia es este infalible combo antigarche. Una patada en la verga al buen gusto. Pedazo de hijo de puta, así no te levantas ni a las pibas ciegas de la escuela Braille.



Tener una remera de alguna consola/vídeo juego: Que las mujeres te vean con una remera de Playstation te gradúa con honores en el máster de virginidad. Convengamos que a las minitas no le gustan los paparulos que están con los jueguitos todo el día, así que anda buscándole un uso nuevo al pito porque lo vas a sacar solamente para mear.



Coleccionar figuras de acción/comics: Ya pasaste la infancia, cara de escroto, no podes seguir teniendo los muñequitos de la Guerra de las Galaxias y de Batman. Tenes menos posibilidades de ponerla que Ricardo Iorio de sacar un disco de cumbias. Acá directamente en cualquier momento aparecen del Museo Británico a ver la momia que tenés abajo de los calzoncillos.



Nombrar a tu mama más de dos veces en una conversación: las minas huelen a kilómetros que sos un nene de mama. No da que contes lo bien que cocina el pastel de papa y que te hace el desayuno antes de irte a laburar. Supera tu Edipo cabeza de chota, que tu mama te siga comprando los slip y que sean mejores amigos y le contes todo no te va a ayudar a enterrar la batata.



Poner fotos en cuero con frases mersa en el facebook: Te sacas una foto en el espejo del baño, con la pared a medio revocar y le pones frases como “dame la oportunidad de hacerte feliz” o alguna grasada parecida que escuchaste en una cumbia. Pará un poco Robert Dauni Yunior de la feria de Guaymallen, así no te levantas ni a las negras del Santo. Para colmo de males no le pone me gusta ni la madre. Podemos agregar de este espécimen, que comenta las fotos de la minitas ricas y les pone pajereadas tipo “mi amor te hago todo”. Puñetero empedernido este.




Acosar en el boliche a todo ser con vulva existente en el lugar (o pito encubierto, da lo mismo): Creo que este es el ejemplo más visible. A toda minita que pasa la acosa, le toca el pelo, le dice que la ama. No se aguanta las ganas de manosear a todas. Es el tocaculos que iba a la matiné y evolucionó en esto más controlado para que los patovas no lo saquen todos los fines de semana. Obviamente no la pone nunca y se la pasa en Poringa. Domina todos los artes de la paja: mano cambiada, paragüita, Perta (paja con la pija muerta) y otras 247 formas.



Estos son los ejemplos que a mi entender nos condicionan a la hora de usar el peceto. Debe haber muchos más, se los dejo a su criterio. Nos vemos en las próximas camaradas.

No olvides de pasar por algunos de estos post



0
0
0
0No comments yet