Popular channels

La cabezona...

....Candela Ruggeri


“Mi papá es mi jefe de prensa y mi guardaespaldas”





Candela Ruggeri fue confirmada el martes para el Bailando. A los 23 años, la hija del Cabezón dice que no le gusta la palabra botinera, que cela a su padre más que él a ella y que es una defensora aguerrida en su equipo de fútbol: “Por pelearme con una chica me suspendieron varios meses...”.

Candela Ruggeri o Cale, como le gusta que la llamen, abrió las puertas de su casa de Olivos (en la que vive con los padres) y como buena anfitriona aguardaba la entrevista con facturas de dulce de leche y gaseosa... light. Su figura hace obvia la aclaración...

-Haciendo honor a tu apellido, también jugás al fútbol, ¿no?

-¡Sí! Me encanta. Juego con amigas y mis hermanas. Tenemos un equipo en Pilar y soy defensora como papá. Pero me gusta moverme mucho, marcar y salir jugando.

-Una jugadora de toda la cancha...

-Ni hablar, me mando arriba siempre. Además, si me quedo en una sola posición me aburro.

-Sos modelo desde los 15, ¿adentro de la cancha lo seguís siendo?

-¡Nada que ver! No soy nada femenina. Cuando estoy en la cancha me pongo ciega. Tanto mis hermanos (tiene una mayor y dos mellizos de 18), como yo, somos de mecha corta. Es más, una vez por pelearme con otra chica me suspendieron por unos meses.

-¿Tu papá te va a ver?

-Mmmm, no. Pero sí fue a verme a un desfile por primera vez hace poquito.

-¿Cómo toma tu exposición mediática?

-Si bien no es lo que más le gusta para mí, me banca... Por ahí le choca porque mi viejo nunca fue un tipo tan mediático, no mostraba a su familia y es como que siempre resguardó su intimidad. Pero mientras él me vea feliz, va a estar conmigo. Igual, me sorprende porque se lo tomó bastante bien. Hasta me organiza las notas.

-Casi tu jefe de prensa.

-¡Sí! Como nadie me está manejando la carrera es como que él se hizo cargo, ja. Es mi papá, mi guardaespaldas, mi jefe de prensa, todo. Papá es completo.

-Y ahora... ¡Vas a ir al Bailando por un Sueño!

-Ayy, estoy super contenta. Se hablaba mucho del tema pero no me quería ilusionar porque no era nada concreto. Pero ayer fui a Ideas y me lo confirmaron. Te juro que me desborda la felicidad. No lo busqué, pero si llegó es por algo y lo voy a disfrutar a full.

-¿Cómo es tu relación con los hombres? ¿Se te tiran más ahora?

-Un poco sí, algunos están regalados y eso como que no me va. Me llegan miles solicitudes por las redes sociales todo el tiempo y me dicen: “Hola, soy jugador de fútbol”. Y yo pienso: “¿A mí qué me importa?”.

-¿No te ves como botinera?

-¡Noo! Ni ahí. ¡No me gusta ni siquiera la palabra! ¿Porque le pusieron botinera?, ja! Ya te encasillan en ese lugar y después no podés salir... Por ahora, paso.

-¿Saliste con algún futbolista?

-No. Tampoco es que les tengo rechazo, pero creo que el amor llega y punto. Si se da que juega al fútbol veré qué onda. No es que soy anti futbolista, pero reconozco que a mí me gustan más los hombres chapados a la antigua, y no como los jugadores de ahora, antes creo que eran diferentes. Por ejemplo papá: mantenía una disciplina, no salía tanto. A los de hoy les importa más la fama que el deporte.

-¿Y tu papá es cuida?

-Y, sí. Pensá que yo sigo siendo su nena. Igual, yo celo más a mi papá que lo que él me cela a mí, eh. Yo lo visto cuando tiene que ir al Show del fútbol. Soy re celosa. A veces le reviso el celular para ver con quién habla o quién le escribe, ja. La verdad es que debo tener un complejo de Electra no resuelto.

-¿Cómo es “ser la hija de”? ¿Te pesa a veces?

-No es nada fácil. Más que nada porque la gente de afuera piensa que tenemos algún tipo de privilegio. Yo no soy mi papá. El es él y yo soy otra persona. Yo no agarré la etapa de jugador pero sí la de técnico, y es triste porque mi papá no estaba conmigo el tiempo que yo hubiera querido... Pero de afuera creen que es todo color de rosas.

-¿Y cómo era cuando él no estaba?

-Yo lo re extrañaba. A veces su equipo perdía y papá llegaba re mal a casa. Yo le daba besitos a la tele... Lo mejor era cuando papá llegaba de viaje con valijas llenas de regalos...

-Si te dice que quiere volver al ruedo, ¿qué le decís?

-Hoy el fútbol no es su prioridad. Lo han llamado de muchos lugares para dirigir pero él no quiere. Ya se perdió muchas cosas por el fútbol. Imaginate que cuando nací no llegó al parto por tres horas... Por eso hoy la familia es lo más importante para él.
0
0
0
0No comments yet