Check the new version here

Popular channels

¿Por que todos hipsters lucen iguales?

El efecto hipster: la fórmula matemática que explica por qué todos lucen igual



Cuando una tendencia alternativa se difunde demasiado y se hace masiva, se vuelve mainstream. Es decir, cuando un estilo alternativo se pone de moda, deja de ser alternativo y se vuelve dominante. Esto sucede habitualmente con determinadas prendas de vestir, lugares y actividades culturales que comienzan siendo poco conocidas y relativamente exclusivas, y de repente se vuelven masivas y ordinarias.



Con los hipsters ha sucedido algo similar, la historia de esta subcultura se remonta a los años 40,



pero su nueva versión a partir de los 90 tiene la particularidad de que se ha difundido de tal forma que está dejando de ser una expresión alternativa, para volverse parte de la cultura dominante. Esto no es algo que sólo preocupe a los hipsters "originales", la preocupación ha llegado a la comunidad científica, y hoy te presentaremos una ecuación matemática que pretende explicar por qué todos los hipsters lucen igual.

¿Por qué todos los hipsters lucen igual?



Jonathan Touboul del Mathematical Neuroscience Laboratory del Collège de France, ha descubierto una fórmula matemática para explicar cómo cuando los "inconformistas" se esfuerzan demasiado por diferenciarse, terminan tomando decisiones similares y luciendo todos de la misma forma.

Según Touboul, "cuando los hipsters son demasiado lentos en detectar las tendencias, seguirán tomando las mismas decisiones y permanecerán similares con el paso del tiempo, mientras la tendencia evolucionará con una función periódica". Para Touboul la clave está en lo rápido que un hipster puede apropiarse de un estilo, de un lugar, de una prenda de vestir o hasta de un hobby.



Cada individuo está definido por su "estado" actual y por la variación del entorno que lo rodea. Dicha variación depende de dos factores: por un lado cómo cada individuo evalúa su entorno y por otro lado la historia del sistema cultural.

La ecuación matemática es bastante más compleja, pero básicamente sugiere que cada individuo sólo es capaz de ver el "estado actual" de los demás con cierto delay de tiempo, es decir, tarde. Esa lentitud para identificar las tendencias conduce a que de hecho ninguno sobresalga, ninguno logre diferenciarse y por lo tanto todos luzcan igual.


Encontrar un hipster de verdad es tan posible como encontrar un unicornio

Si la ecuación de Touboul se adapta correctamente a la realidad no sería posible, estadísticamente, encontrar un hipster de verdad. Es una conclusión bastante fuerte ¿no? La idea es que para ser un auténtico hipster, una persona no sólo debería estar permanentemente alerta del comportamiento de todos los demás, también debería poder adelantarse a todos los cambios y variaciones de la moda.



Estar pendiente de los demás y adelantarse a todos los posibles cambios implica una enorme cantidad de recursos sociales y económicos. En este sentido es que la subcultura hipster es considerada típica de la clase media y media-alta urbana.



En cualquier caso, teóricamente sería imposible encontrar un verdadero hipster, ya que es imposible que un individuo X conozca de antemano el posible comportamiento futuro de todos los demás.



Ahora bien, eso es la teoría. En la práctica, perfectamente podemos identificar hipsters. De identificarlos a juzgar cuán "verdaderos" son, hay un enorme abismo.




No podríamos definir exactamente qué es un hipster con una ecuación matemática, ni podríamos predecir exactamente su comportamiento.



Lo cierto es que esta subcultura ha crecido tanto en los últimos años que perfectamente podría decirse que ha perdido su carácter alternativo, al menos en algunas grandes ciudades.
En lugares como Nueva York, Berlin, Estocolmo y Barcelona, la moda hipster es ampliamente dominante. En ciudades más chicas o menos cosmopolitas el hipster sigue siendo una tendencia alternativa que cautiva a los jóvenes de clase media-alta.



Y Algunos memes:







0
0
0
0
0No comments yet