Check the new version here

Popular channels

10 personas con talentos WTF...e inútiles...

Quienes aparecen en el siguiente listado son personas que desarrollaron talentos extremadamente llamativos. Entre ellas, un hombre capaz de mover autos con los párpados; otro que lanza líquidos por los ojos; y una dama que puede tocar dos flautas con la nariz. A pesar de que estas habilidades son realmente sorprendentes, lo cierto es que no implican ningún aporte a la sociedad. Sin embargo, muchos de los personajes que desarrollaron estas destrezas consiguieron ganarse la vida gracias al perfeccionamiento de las técnicas más inútiles del mundo. 

Piel elástica


Gary “Hombre Elástico” Turner es un británico que logró ingresar al Libro Guinness de los récords luego de estirar 15,8 centímetros la piel de su estómago. Turner padece una patología muy particular conocida como síndrome de Ehlers-Danlos. Esta enfermedad hereditaria hace que los tejidos y ligamentos se estiren más de lo normal. Además de batir varios récords mundiales, Gary sacó provecho de su desorden genético para ganarse la vida apareciendo en programas de televisión y en espectáculos de circo. Entre sus participaciones más populares se destacan “El circo de los horrores” y la “Familia real de gente extraña”.

Entrepierna de acero


Uno de los talentos más extraños del mundo es el que exhibió el monje shaolín Yong Hsueh en un popular programa de televisión chino. Los millones de espectadores quedaron boquiabiertos cuando este maestro de las artes marciales mostró su capacidad para recibir fuertes patadas en la entrepierna sin sufrir lesiones ni manifestar dolor alguno. El monje hizo una amable reverencia y sonrió después de cada golpe recibido durante su presentación. Al finalizar la demostración, Hsueh reveló que “la habilidad provenía de una antigua arte marcial que servía para fortalecer y proteger los órganos genitales masculinos en batalla”. La particular técnica consistía en empujar los testículos hacia dentro del cuerpo y, así, evitar recibir heridas en esa zona.

Supereructo


Hay algunas personas que desarrollaron talentos inútiles y, además, desagradables. Es el caso del británico Paul Hunn, quien en 2009 ingresó al Libro Guinness de los récords luego de efectuar el eructo más ruidoso del mundo. Hunn fue capaz de emitir un sonido que superó los 110 decibeles de potencia. En su página web y en sus cuentas de Twitter y de Facebook pueden consultarse todos los videos, fotos y artículos periodísticos en los que apareció demostrando su habilidad. “He viajado por todo el mundo gracias a este talento y estoy extremadamente orgulloso de mis logros”, repitió en todas las entrevistas publicadas por diferentes medios de comunicación.
Mover autos con los párpados


El chino Xie Zhongcai tiene la habilidad de mover automóviles con la fuerza de sus párpados. Este hombre introduce dos ganchos en sus ojos, conecta dos sogas a la parte inferior de cualquier vehículo con ruedas y luego lo arrastra tirándose hacia atrás. Cuando los espectadores que asistieron a uno de sus shows en Hefei (ciudad en el este de China) vieron cómo Zhongcai remolcaba una camioneta utilizando nada más que sus párpados, quedaron completamente perplejos. Xie decidió redoblar la apuesta: después de enseñarles aquel truco, hizo que dos personas se sentaran sobre el capó de un auto. Unos segundos más tarde, empujó el vehículo con la impresionante fuerza de sus párpados.

Lanzar leche por los ojos



Ilker Yilmaz es un obrero turco que desarrolló un talento extremadamente raro: lanzar líquido por los ojos. Al parecer, su deseo por conseguir una marca que lo distinguiera del resto de los mortales lo llevó a dominar esta particular técnica. Gracias a su perseverancia, logró establecer el récord mundial de lanzamiento de líquido por la vía ocular (sí, aunque te parezca ridículo, existe un grupo de personas que se dedican a disparar líquidos con los ojos). Yilmaz consiguió lanzar leche a una distancia de dos metros, y es el actual campeón de la categoría. El turco explica que la técnica consiste en aspirar cualquier líquido con toda la fuerza posible y, finalmente, tapar los orificios nasales para expulsarlo por los ojos.

Boca gigante


Francisco Domingo Joaquim es el dueño de la mandíbula más intimidante del mundo. Este angoleño de 24 años puede guardar una lata de gaseosa de 330 mililitros enteramente en su boca. Su amplitud bucal supera los 17 centímetros de lado a lado, y en 2010 ganó el premio de “La gran boca de Roma”, una competencia internacional que reúne a los principales exponentes de esta categoría. Para conseguir algunos dólares extra, Francisco suele exhibir su habilidad en partidos de fútbol y otros espectáculos organizados por diferentes patrocinadores. Los habitantes de Sambizanga, su ciudad natal, lo consideran toda una celebridad.

Inflar globos con la nariz



En marzo de 2010, el estadounidense Andrew Dahl logró inflar 23 globos con su nariz, estableciendo así una nueva marca mundial. Para poder entrar en el Libro Guinness de los récords, los globos debían superar los 20 centímetros de diámetro. Andrew consiguió cumplir con ese requisito, completó la prueba en tan sólo tres minutos y se convirtió en el nuevo campeón de la extraña categoría. Durante una entrevista para un diario de su ciudad, Dahl reveló que “empezó a practicar esta técnica cuando tenía 7 años”, pero que inicialmente lo hacía en barbacoas o reuniones familiares “sólo para impresionar a sus seres queridos”.

Dedo de acero



Ho Eng Hui es un maestro de Kung Fu malayo que desarrolló una asombrosa técnica para romper objetos con su dedo índice. En 2010 ingresó al Libro Guinness de los récords luego de partir cuatro cocos en apenas 12,15 segundos. Para conseguir esta particular hazaña, Hui trabajó en el perfeccionamiento de su habilidad durante más de 41 años. Su dedo índice quedó completamente deformado a raíz de las constantes y dolorosas sesiones de entrenamiento. El gobierno de Malasia decidió otorgarle un centro de exhibiciones para que comparta con la comunidad sus particulares destrezas y pueda transmitir sus enseñanzas a los interesados en continuar con la técnica.

Tocar dos flautas con la nariz



La intérprete Claire Hawes causó furor en el popular certamen televisivo “Britain’s Got Talent” (Los británicos tienen talento) al tocar con su nariz dos flautas al mismo tiempo. Cuando Hawes se presentó ante la audiencia sosteniendo un instrumento en cada mano, todos imaginaron que los tocaría con la boca. Sin embargo, unos segundos más tarde llevó las flautas a su cara y las hizo sonar utilizando nada más que su nariz. A pesar de que los tres jueces del programa quedaron realmente impresionados con su habilidad, la mujer no logró avanzar en la competencia.

Cabeza giratoria



Martin Laurello tenía la capacidad de girar su cabeza 180 grados. Entre 1880 y 1920, viajó por todo el mundo para exhibir su extraordinario talento. En los Estados Unidos fue la atracción principal de los circos de Ringling Bros y Barnum & Bailey’s. Los espectadores que acudieron a esas presentaciones no podían entender cómo lograba dejar su cara mirando completamente hacia atrás. “Cuando mi cabeza se gira, todo el aire se corta; en otras palabras: no puedo respirar. Me llevó tres años hacer este truco a la perfección”, reveló Laurello durante una de sus actuaciones en Coney Island.


0
0
0
0No comments yet