Check the new version here

Popular channels

Animales lindos, crías feas.

Al ver a un panda, ese hermoso oso de pelaje blanco con negro que pasa el día mascando hojas y caña de bambú, es prácticamente imposible imaginar que en algún momento de su vida fue un animal poco agraciado. Pues lo es. Sus crías son pequeños monstruitos de color rosa, prácticamente sin pelaje y a los que no se les ven ni los ojos. Aquí te ofrecemos una selección de algunos adorables animales que tienen crías un tanto aterradoras:
#7. Polilla de tres manchas (Harrisimemna trisignata)

Conocida por tener tres manchas cafés en cada una de sus alas, la polilla manchada es una pequeña con estilo, tanto en su casa como en ambientes casuales o formales. Mírala: piernas vellosas, alas manchadas…no es precisamente adorable, no exactamente, pero no es espantosa. Puede verse adorable de lejos. Ahora ¿sabías que algunas especies de animales engañan a sus depredadores camuflándose como excremento? Bueno, la cuncuna de esta polilla utiliza la estrategia del excremento falso.  ¿Ves esas cosas colgando de la punta? Son cabezas desechadas. Sus propias cabezas para ser precisos.

Esta cuncuna retiene sus cápsulas de cabezas viejas de mudas antiguas y las mantiene cerca, pegadas a su cuerpo por medio de largos pelos blancos, como una especie de aterradores desechos. Este camuflaje también puede utilizarse para defenderse. Cuando la cuncuna manchada se siente amenazada, inmediatamente comienza a dar vueltas violentamente, causando que las cabezas hagan ruido y reboten de manera intimidante. Al punto de que las cabezas pueden azotar a un agresor si se acerca demasiado. No conoces el desorden de estrés postraumático hasta que un excremento viviente de azota con un disfraz hecho de cabezas decapitadas
#6. Tiburones Elefante

La mayoría de los tiburones son máquinas de matar elegantes y voraces. Y luego tenemos al tiburón elefante. Se ve mucho menos como uno de los “depredadores perfectos de la naturaleza” y mucho más como lo que ocurre cuando peces primos se aparean. Tiene el look de un Dumbo acuático. Está tan lejos de ser aterrador, que es casi reconfortante. Pero si hay un área en donde los tiburones elefante destacan por su horror son sus huevos.

Todos los huevos de tiburón son bastante raros, pero los tiburones elefante son mucho peor. Estos peces (a pesar de su nombre, no son en realidad tiburones) pueden encontrarse al este de Australia. En la temporada de apareamiento, las hembras ponen sus rarísimas cápsulas de huevos, las cuales pueden demorarse hasta ocho meses en salir y los dejan en aguas lo suficientemente superficiales como para que un turista ingenuo (como tú) los aplaste entre sus dedos.
 #5. Pandas

Todo el mundo sabe que los osos pandas son tiernos y adorables –son como osos de peluche gigantes–. Incluso si se sabe que objetivamente son osos tremendamente poderosos que podrían desmembrarte en un segundo, hay algo en esa cara manchada que dice que en realidad no lo haría a propósito —o que al menos se sentiría mal al respecto después de hacerlo–.

Lo que la mayoría de la gente no puede ver es que estos preciosos pandas no comienzan viéndose así. No son esa preciosidad peluda y suave en blanco y negro que se puede ver en en los afiches ecológicos. Estas especies de bebés que más bien parecen topos subterráneos con caras sin ojos son, obviamente, pandas recién nacidos.
#4. Polillas Búho

Conoce a la polilla búho. Es inofensiva para prácticamente cualquier cosa que no sea una mezcla de fluidos ricos en nutrientes (los cuales son el principal componente de su dieta). Esta modesta criatura no podría ofender la sensibilidad de nadie, no importa lo delicada que fuera. Pareciera ser incluso más inofensivo que un bebé…
Justo cuando creíste que lo habías visto todo, un alien venenoso aparece en tu jardín y transforma tu cultivo de tomates en algo que parecieran haber salido de la película Riddick. Increíblemente, esta monstruosidad es la versión cuncuna de la gentil polilla búho y aunque puede ser que no esté bajo el poder de un parásito de alien asesino, la historia original sí tiene algo de maléfico: Fue descubierta en los bordes de un cráter volcánico en el Monte Vulture (Buitre) de Italia.

Estos terroríficos tallos que salen de su cabeza, también llamados ‘tubérculos modificados’, no son solo para la apariencia. Cuando son perturbadas, las polillas búho se enojan y las mueven a su alrededor de forma amenazante. Esto debería ser más que suficiente para darle a los pájaros, quienes ya tienen un pulso acelerado, un paro cardíaco. Y si no, bueno, siempre puede llamar a su primo…
#3. La Rana Común

 
Las ranas comienzan su vida como huevos y eventualmente se transforman en renacuajos. Pero la imagen que viene a la mente es de esos torpedos aerodinámicos negros, que bailan en las orillas del agua. Esta no es precisamente así. No tuvimos que ir demasiado lejos para encontrar a este pequeño deforme. Este es el renacuajo de la especie Rana temporaria, o la rana común. Durante un período de su desarrollo lucen agallas externas, lo cual explica esas raras y enfermizas protuberancias que se ven saliendo a los lados. Sus bocas aún no están completamente formadas, dejándolos con una especie de ventosa que parece ojo de cíclope.

#2. Pez Cebra

Este el el pez cebra, ¿bastante lindo no? Y Aquí están sus crías. Es como si alguien hubiese dado vuelta un Pokemón de adentro para afuera. Los científicos aman a estos pequeños porque además de ser genéticamente flexibles, y fáciles de cuidar, los peces cebra tienen una capacidad para regenerarse a lo Wolverine, la cual les permite hacer crecer sus aletas, sus colas, sus corazones, e incluso sus cerebros, en caso de ser necesario.

#1. Keas

El kea es una exótica especie de loros que habita en las montañas de Nueva Zelanda, conocidos por  los brillantes colores de sus alas y su propensión a la inteligencia (el kea puede incluso resolver puzzles sencillos). Y ya que es bastante inteligente, la primera pregunta que nos hacemos es: ¿Qué rayos pasa con tus horribles bebés?
Sí, el precioso loro multicolor y genio comenzó su vida como este poco agraciado polluelo. De acuerdo a expertos, la razón que el kea esté en la lista de especies ‘vulnerables’ es “principalmente debido a mamíferos que pueden saltar en sus nidos y robar sus huevos y sus polluelos”.
0No comments yet