Popular channels

El despreciable mundo de los selfies

Dejando a un lado el mundo profesional fotográfico, el glamour del arte, la creatividad y nos concentramos en las masas hambrientas de histrionismo en las redes sociales que usan poses tan predecibles, hacen de este mundo un lugar hostil para los sentidos. La moda y sus tendencias comerciales dan como resultado el culto a la imagen donde la esencia se vuelve secundaria. Los estereotipos surgen como peste que recorre el mundo, tanta energía vital empleada para que al final se vuelva «out», anticuada, obsoleta, fuera de onda.

Mucho se ha hablado de la frivolidad de esta nueva generación, donde el progreso de las comunicaciones se limita a compartir un «selfie» sin importar el momento. No puede faltar la pose más despreciable de todas, la «cara de pato» o «duck face» en inglés.


Yo la llamo «sacando la trompita para compensar la falta de materia gris y mantener la cabeza en equilibrio».


He visto muchedumbres hacerlo, en conciertos, lugares turísticos y hasta en el transporte urbano para que sepan los amigos del Facebook que es lindo relacionarse con el pueblo. El mensaje que dan al mundo es que son seres de plástico y artificiales. Si la moda fuera pararse de cabeza pensaríamos que la posesión demoníaca se apoderó del mundo y buscaríamos inmediatamente agua bendita para salvarnos de la invasión del inframundo.

Hago una breve reseña de los grandes momentos de esta técnica que algún día llamaremos milenaria:


Aficionados al deporte deteniendo al deportista para un «selfie» donde la cámara no dispara la imagen a tiempo. Resultado, «selfie» frustrado y bochorno mundial.



Personas muriendo por un «selfie», más valió la imagen que la vida, que pena.



En pleno funeral para que sepan que estuvo allí, sera verdad, sera mentira, en tal caso una tía hizo algo parecido, todavía no tengo la foto sino ¡pa' el blog!


Este es un mundo libre, cada cual puede hacer lo que quiera pero también hay espacio para la crítica porque vivir en sociedad implica ser observado, es inevitable y esta sociedad alienada por la moda lo sabe perfectamente. Se feliz en todo momento incluso soportando los comentarios en contra, si tan solo la política lo practicara este mundo sería un lugar mejor, ¿con «selfies» creativos acaso?
0
0
0
0No comments yet