Popular channels

Grandes inventos Argentinos,.,[Megapost] + yapa




Grandes inventos argentinos...




Las huellas digitales



El Sistema Dactiloscópico, o sea, el método de clasificación y la tecnología de identificación de personas por sus huellas digitales, fue inventado en 1891 por el policía argentino Juan Vucetich, impulsado por la enorme cantidad de crímenes. Y el primer caso resuelto con ayuda de este método también ocurrió en Argentina. Vale a aclarar que innumerables clases de delitos también son de invención argentina porque somos inventores parciales.



El bypass cardíaco




La intervención para tratar obstrucciones del corazón fue creada por René Favaloro en 1967. Revolucionó la cirugía y hasta hoy es la más practicada en todo el mundo. Por desgracia, el bypass no pudo salvar la vida de Favaloro, quien se pegó un tiro en el corazón al no recibir apoyo económico del gobierno para su Fundación, pionera en la investigación de la medicina cardíaca. Los gobiernos ignorantes también parecen ser un invento argentino.



El bastón para invidente



En 1921, José Mario Fallótico vio a un ciego esperando por ayuda para cruzar una calle de Buenos Aires, pero nadie se percataba. Pensó entonces en crear algo que fuese una herramienta y al mismo tiempo un símbolo para avisar que la persona necesita ayuda. Su invento llenó huecos por todo el mundo, y hasta tiene su propio día internacional (15 de octubre). La última versión, que funciona con ultrasonido, también es argentina, así como el semáforo braile.


El dogo argentino




Puede no parecer un invento pero lo es: una máquina de matar diseñada por el médico Antonio Norez Martinez, y definitivamente no lo citaría como un "buen" invento, pero sigue siendo un asombroso logro de la genética, una calculada cruza de siete perros de caza. El Dogo argentino es definido como el mejor perro de combate del mundo, capaz de cazar jabalíes solo. Un sólo dogo fue incluso capaz de abatir a un toro, aún teniendo una pata fracturada por la difícil pelea.


La soda



El sifón de soda es un invento de la empresa argentina Drago. Lo creó en 1965 como una máquina de fabricar soda artesanal, ya que los sifones eran recargables. Al pasar los años, se comenzaron a fabricar en todo el mundo, sufriendo modificaciones hasta terminar en los actuales y más comunes sifones de plástico no recargables... Lo cual es una pena, porque fabricar la propia soda cuesta entre 7 y 10 veces menos que comprarla ($0,10 en Argentina).



El tango



El tango, la danza, el género -musical y literario- y la amplísima cultura que de él emana, es un invento compartido por Argentina y Uruguay, entre muchos otros países que aportaron junto a sus inmigrantes diferentes condimentos para crear algo único. Según Sábato, es una expresión original y nueva que deriva de una movilización humana gigantesca y excepcional, algo que expresa como nada más puede lo que significa ser y sentirse argentino.



El helicóptero



El helicóptero, si bien su concepto existe incluso desde antes que da Vinci, en el siglo XV, el primero en poder volar y ser controlado fue íntegramente creado y pilotado en Buenos Aires en 1922. Los sistemas inventados por Raúl Pateras de Pescara se siguen usando en la fabricación de los helicópteros más modernos, al menos según la NASA. La Fábrica Militar de Aviones, que ya no existe, también es responsable de varias máquinas únicas en la historia de la aviación.



Las estaciones de radio



La primera emisora de radio del mundo tuvo lugar en el Teatro Coliseo de Buenos Aires, en 1920, y continuó transmitiendo hasta 1997. Obviamente, la radio no es un invento argentino, pero sólo era una rareza tecnológica hasta que Enrique Susini creó la primera red de radiodifusión con ellas, convirtiéndose, además, en el primer locutor del mundo. Susini conoció a Einstein en 1925, quien lo calificó como "una de las primeras inteligencias de la Argentina".




El bolígrafo



Biró visualizó de inmediato el bolígrafo cuando unos niños jugaban con bolitas en la calle y una de ellas surcó un charco, dejando una estela de agua sucia sobre el asfalto. Con el mismo princpio, inventó el desodorante a bolilla, entre sus otras 30 patentes, que incluyen la caja de cambios automática y un dispositivo para obtener energía de las olas del mar. La mayoría de ellos se siguen usando sin modificaciones importantes hasta el momento.



La educación moderna



El Sistema Preventivo Salesiano es el método educativo que creó Juan Bosco en respuesta a la dura educación europea del s. XIX. Basado en cosas tan lógicas como cambiar castigos por incentivos, vigilancia por orientación, discurso por diálogo y represión por prevención, su sistema se expandió por todo el mundo. Es lamentable que su visión no se respete en la actualidad argentina, donde la educación ya no es ni represiva ni preventiva... ni educativa.



El porno



El cine porno habría sido inventado en los burdeles de Buenos Aires, según varias evidencias. El honor de ser la primera porno de la Historia se atribuye a la película El Satario, probablemente del año 1908. De allí, la costumbre de crear material que incentive a los clientes se habría desparramado rápidamente por Latinoamérica y Europa. Al no existir copias actuales de El Satario, la exactitud de esta historia es cuestionable, pero tampoco hay pruebas contradictorias.



La holofonía



Ya hablé antes sobre la holofonía, un sistema acústico que permite crear la ilusión de tridimensionalidad. Su inventor simple y genialmente copió el modelo más perfecto que conocía: puso dos micrófonos dentro de una cabeza de maniquí, simulando el sistema auditivo humano. En términos de fidelidad espacial, primero viene el sonido mono, luego el estéreo, luego el binaural y finalmente el holofónico, siendo éste el más avanzado. Los primeros en utilizarlo fueron Pink Floyd.



La transfusión sanguínea



Si bien la transfusión directa existía desde mucho antes, no era posible conservar la sangre; había que pasarla directa e inmediatamente de un paciente al otro. Tras años de experimentos fallidos, Luis Agote descubrió un sistema para mantener la sangre libre de coágulos, abriendo toda clase de posibilidades para la medicina. Agote no patentó su descubrimiento, si no que de inmediato difundió las técnicas y procedimientos en todos los medios de comunicación.



Los dibujos animados



El primer largometraje animado de la Historia fue obra de Quirino Cristiani, así como la primera película animada con sonido. Era El Apóstol, y constaba de 58.000 cuadros dibujados a mano por el propio Cristiani. Esto fue 20 años antes de que Disney hiciera Blancanieves y los siete enanitos, en 1917. Disney quiso contratar a Cristiani, pero éste se negó. Por desgracia, todo su trabajo se perdió cuando su estudio se incendió... dos veces en un periodo de cuatro años.





La camilla automatica



La camilla automática de emergencia se utiliza para el alzamiento no traumático de un paciente o herido. La patente de invención correspondiente es de Claudio Blotta, de Rosario (Argentina).
La camilla está cubierta por una sábana sinfín, que funciona como una cinta transportadora formada por delgados cilindros de goma. En 30 segundos esta placa se auto-introduce entre el paciente y cualquier superficie plana (como una cama o el suelo).




el alfajor y el dulce de leche





Como golosina de producción masiva su producción se remonta a la década del 50 en la costa atlántica argentina. Marcas como Havanna y Balcarce son las primeras, desarrollándose posteriormente otras que suman más de 30 distintas en kioscos y supermercados. Las estadísticas de 2004 indican que en la Argentina, sus habitantes consumen 6 millones de alfajores al día por eso es el pais del mundo que consume mas alfajores,11 una importante cantidad si consideramos que se trata de un país de 36 millones de habitantes. Es tal la variedad, que en las góndolas de los supermercados pueden encontrarse hasta 34 tipos diferentes de este producto. En Uruguay las marcas más importantes son Punta Ballena, Portezuelo, Sierras de Minas y Solanas. Punta Ballena y Portezuelo también exportan sus productos hacia Argentina, Brasil y Paraguay.





secador



El secador o secador de pisos (en varias regiones de Argentina también es llamado "escurridor" es un elemento de perfil plástico extrudado de P.V.C. y banda de goma (caucho natural) vulcanizado muy blanda Indeformable y no quebradizo unido a un cabo de madera o metal que se utiliza para secar el agua de los pisos o suelos, y que unido a un trapo, antecede en muchos países al uso de la mopa, En inglés se usa el mismo término para el "limpia-vidrio" y para el secador. El limpia-vidrio es de creación anterior, habiendo ejemplos en el siglo XIX. Por otro lado, en países tropicales se da el uso del secador en lugar de la Mopa, tal vez por el distinto material del piso, siendo la mopa sada para pisos de madera y el secador para pisos de baldosa, cemento, etc.




el magiclick





El magiclick es un producto inventado en Argentina por Hugo Kogan en el año 1963, el nombre de su invento viena a que encendía la llama con sólo pulsar un botón. Este aparato es tan solo un encendedor con chispa, la cual es producida con un dispositivo piezoeléctrico.





El colectivo



Primitivo auto-colectivo porteño.
El colectivo (la denominación viene de transporte colectivo) es el nombre dado en Argentina y en otros países hispanoparlantes, a los autobuses. Los colectivos en la Ciudad de Buenos Aires representan un típico icono porteño, y un típico icono argentino, coloquialmente son llamados bondi. Su origen en la ciudad de Buenos Aires se remonta a 1928, en que un grupo de taxistas decidieron realizar un recorrido fijo anunciándolo con un cartel en su parte delantera y permitiendo subir a más de un pasajero.




Alambre de púas




Fue inventado en Argentina por José F. Glidden, a pedido de su esposa, como medio para proteger su jardín de flores de los ataques de los perros. El invento del granjero de Illinois consistía en un alambre que contenía varias lengüetas dobles que se trababan sobre el alambre. Fue introducido en la agricultura como medio de protección de los campos.7 8





1929Francisco Avolio
Primer amortiguador hidroneumático del mundo.






1968Jorge Weber
Tapa de rosca degollable.







1970Eduardo Taurozzi
Motor pendular de combustión interna.






1999Celia Mohadeb
Menbrana de colágeno para cicatrizar.








YAPAA INVENTOS GASTRONÓMICOS ARGENTINOS...


Milanesa napolitana
En la década del 50 un restaurante ubicado frente al Luna Park tenía un cliente que llegaba siempre a medianoche para comer milanesa. Una noche el cocinero se excedió con la fritura y quemó la única milanesa que quedaba. Para evitar la ira de su cliente, al propietario del establecimiento -José Nápoli- se le ocurrió disimularla con jamón, queso y salsa de tomate y le propuso probar algo nuevo y especial: la Milanesa a la Nápoli. Al tipo le encantó y así nació uno de los platos más tradicionales de la gastronomía porteña. Con el tiempo, la deformación en el habla la convirtió en milanesa napolitana.



Chimichurri
El chimichurri es la clásica salsa con la que se adereza la carne en los asados argentinos. ¿De dónde salió ese nombre estrambótico? Hay muchas versiones, pero la más conocida cuenta que se llama así porque quién la creó y comenzó comercializarla en el siglo XIX fue el inglés Jimmy Curry. Tan difícil le resultó a los criollos pronunciar su nombre, que directamente lo bautizaron Chimi Churri.



Copa helada Don Pedro
La copa helada conocida como Don Pedro nació en el ya desaparecido restaurante Loprete, que se encontraba en Sáenz Peña al 700, en Montserrat. Don Pedro era un vecino que pedía siempre una bocha de helado de crema con una medida de whisky. El dueño del restaurante pensé enseguida en ofrecer el postre a toda su clientela, y la bautizó como su cliente.



Vigilante (la factura)
A principios del siglo XX, cuando la "plebe" criolla se quería burlar de ciertos sectores sociales utilizaba los nombres de algunas facturas. Así, entre mate y mate, el cañoncito era la palabra para burlarse de los militares y el vigilante para mofarse de los policías. La forma recta y alargada de esta factura se asociaba entonces a la figura de un uniformado haciendo guardia, bien firme en su puesto.



Revuelto Gramajo
La historia, en el caso de este menjunje de papas, huevo y jamón, se remonta a la época de Julio Argentino Roca. Cuentan que el general estaba jugando una partida de cartas que se había extendido demasiado. El hambre empezó a apremiar y Roca le pidió a su edecán, un hombre obeso y adicto a la comida, Artemio Gramajo, que se las ingeniara para preparar algo. Y así sucedió: Artemio fue hasta la cocina, juntó restos de papas fritas con huevos batidos y cebollas, y llevó la mezcla a la mesa. Desde ese día, se habla del revuelto gramajo.



Papas fritas a caballo
Este plato bien argentino nació en el barrio de Chacarita, en una fonda a la que acudían obreros y operarios de la primera fábrica de heladeras de gas que existió en el país. Acosada por la obligación de alimentar muchas bocas, esta mujer frió grandes cantidades de papas y huevos y las sirvió de ese modo a los trabajadores. El mote de "a caballo" fue por un detalle muy pequeño: el hombre que repartía las papas y los huevos era tan pobre que no tenía carro propio y hacía el reparto arriba de un caballo viejo.




Vigilante (el postre)
El famoso matrimonio de queso fresco y dulce de batata nació en 1920 en un bodegón de Palermo Viejo, que en esos años era cuna de malandras y compadritos. Esa cantina estaba a pasos de una comisaría y los policías iban allí muy seguido a cenar. El dueño del boliche bautizó el postre de queso y dulce como "vigilante" en honor a los muchachos de la ley.



Bolas de fraile
La desnudez de los frailes no tiene nada que ver con esta pelota dulce que siempre viene en la docena de facturas. Al igual que en el caso de vigilantes y cañoncitos, decir "bolas de fraile" era, a principios del siglo pasado, el modo de referirse irónicamente a la iglesia. Otros, en cambio, creen que esta factura se llama así porque los frailes llevan pompones (a decir verdad son cuerdas con nudos) en el cinto de la sotana. A ellos se los denomina "bornas" y muchos defienden a capa y espada que deberíamos hablar de "bornas de fraile", no "bolas de fraile".




Tallarines a la Parisienne
Pese a que su nombre remite a la gastronomía francesa, los tallarines a la parisienne son un invento argentino. París, además de ser la capital francesa, era el nombre del restaurante del hipódromo de Palermo. Su cocinero decidió bautizar con ese nombre a las pastas servidas con una versión propia de la salsa Bechamel , que llevaba un agregado de pechuga de ave.







EL ASADOOO





0
0
0
0No comments yet