Retratos hechos con corchos de vino por Scott Gundersen

Estos cuadros están hechos por el ilustrador y artista estadounidense Scott Gundersen el cual toma y reutiliza los corchos de las botellas de vino para crear mega retratos.

El artista comienza tomando una fotografía e imprimiéndola a gran escala para después convertirla en una ilustración. Entonces, Gundersen clava cada corcho al lienzo creando los efectos de la luz, color y sombra que le dan forma a la cara con las manchas del vino en los corchos.

Cada cuadro requiere miles y miles de corchos, en algunos ha utilizado 3,621 y en otros hasta 9,000 de estas pequeñas piezas