Popular channels

Star Wars invade el mundo real en esta serie fotográfica



Música de fondo:

link: https://www.youtube.com/watch?v=_MNWyg36KMM&index=2&list=UUzZ9JG8XoYZG60BccTEDPQA




Para muchos fans, el universo de Star Wars puede sentirse tan real como el nuestro; artistas han combinado Star Wars con Minecraft y el skateboarding; uno visualizó al Imperio invadiendo el Aeropuerto de Frankfurt. Los fotógrafos en partícular tienen una atracción especial a cruzar los límites ficticios y galácticos, incluyendo la invasión de los suburbios franceses de Cédric Delsaux y la intervenciónde Vesa Lehtimäki al campo escandinavo. Ahora el fotógrafo Thomas Dagg visualiza un mundo donde el Destructor Estelar Imperial y los Ewoks coexisten en nuestro plante con la serie fotográfica, Star Wars.

Para crearla, Dagg fotografío los modelos y figuras de acción que coleccionó como niño aficionado a Star Wars, combinándolas a la vez con fotografías especialmente creadas para traer estos juguetes a la vida. "Cada toma fue hecha específicamente para cierto juguete, y esculpió el cómo capturé el ambiente", dijo Dagg a The Creators Project. En una de sus fotos, un reflejo borroso muestra el casco en forma de T de Boba Fett (un artículo que Dagg mantienene en su escritorio todo el tiempo). Otra imagen parece tomar lugar en un pasillo abandonado, hasta que ves a un Han Solo congelado en carbonita, descansando contra el muro. Los TIE Fighters se acercan a la ampliación urbana; Darth Vader toma el autobús; y una docena de imágenes más muestran escenarios que podrían hacer que un Dagg de nueve años (y una versión mía a los nueve) se pusiera loco de gusto.

No fue tarea sencilla para Thomas Dagg el actualizar las visiones de sus sueños de infancia. "Hacer que algo que es de seis o menos pulgadas luzca de tamaño real necesita ciertos trucos con las lentes para empatar la profundidad de campo, la distorsión y la perspectiva de la escena en la vida real", dijo Dagg a The Creators Project. "La sutileza y el contexto le da la credibilidad como tal". Este es el elemento que destaca el trabajo de Dagg: sus intervenciones digitales se mezclan con los detalles de la locación, flotando a la distacia de forma que la gente vive sus días. A pesar de las naves gigantes y un Jedi que juega beisbo, podemos imaginarnos viviendo en el mundo que captura, y esa es una bella forma de contar historias.






























+1
0
0
0No comments yet