Check the new version here

Popular channels

22 Cosas que hacemos, que nadie sabe que hacemos

1.- Aguantar de pie en el metro sin agarrarnos para ver si podemos mantener el equilibrio



Si creías que al viajar en el vagón eras la única persona jugando a mantener el equilibrio estás equivocado. Mucha gente lo hace, e incluso algunos se sienten auténticos profesionales con un don del que otras personas carecen. Si hubiera alguna competición pública, se inscribirían cientos de personas.

2.- Oler los libros nuevos



Entre una de las “manías” más habituales que hemos identificado en este estudio es la de oler cosas, y sobre todo, cosas nuevas, en especial los libros.

3.- Oler nuestra propia ropa interior



Y cuando decíamos que a la gente le gusta oler, os sorprendería descubrir cuanta gente huele su propia ropa interior antes de echarla a lavar…

4.- Cotillear las redes sociales de otras personas



Somos espías por naturaleza. Esa chica que nos llama la atención, la amiga de mi novio, ese tipo famoso de las redes sociales… Al parecer las usamos para algo más que para comunicarnos. Invertimos mucho tiempo en ver qué hacen los demás (y en criticarlos).

5.- Mentir piadosamente



Todos los encuestados admitieron mentir, eso si, de manera piadosa. Otros estudios revelan que el ser humano miente en su día a día, y que la mentira forma parte de su éxito profesional. A veces incluso preferimos que nos digan alguna excusa que la verdad.

6.- Peernos en público

Y por desagradable que parezca, muchos de los encuestados lo han admitido. Por normal general se aguantan, pero en muchos casos se silencian apretando las nalgas y… que el destino decida.

7.- Usar una mancha en el cristal del coche o del tren en el que viajamos para entretenernos moviéndola sobre los cables del tendido eléctrico del paisaje



Esto lo he hecho hasta yo, y me sentía especial… Elegías una mancha o tu propio dedo, para ir saltando por los cables y edificios.

8.- Comprarnos una agenda y solo usar las primeras páginas.



Todos tenemos buenas intenciones, y comprar una agenda puede ser el principio de planear nuevas cosas y empezar a organizarnos… las primeras semanas.

9.- Reírnos por compromiso



A veces es la mejor manera de integrarse socialmente. La mayoría de los encuestados dicen hacerlo, y el motivo es por no sentirse desplazados o por resultar simpático.

10.- Pintar en el vaho



Parece ser que cuando salimos de la ducha, tras unos minutos deleitándonos a nosotros mismos con nuestras dotes musicales, enlazamos con nuestra creatividad artística.

11.- Abrir el grifo cuando estamos sentados en el váter para que los de fuera no escuchen lo que estamos haciendo



De esta manera mucha camufla los ruidos, algunos de los encuestados decían echar papel higiénico antes para amortiguar el sonido… mentes creativas para el mismo problema.

12.- Imaginar caras en el gotelé y en las betas de la madera



Así pasamos el rato de muchos de nosotros. El fenómenos se llama pareidolia, y no estamos locos. Os hemos hablado de ella en otros artículos.

13.- Sacarnos mocos y lanzarlos al vacío disimuladamente



Para muchas personas afectadas por las alergias, su nariz es como un grifo mal cerrado. Cuando el moco se reseca molesta, y quitárselos disimuladamente es una labor casi de carterista experto.

14.- Hablar por Whatsapp mientras estamos sentados en el váter sin que nadie sepa lo que estamos haciendo en ese momento



¿No te da vergüenza? Pues imagina cuantas veces habrás coincidido con gente en una misma situación a la tuya…

15.- Inventarnos excusas que no nos creemos nosotros mismos para comprarnos algo que sabemos que no necesitamos, como por ejemplo, pedir cena fuera aunque haya cosas en la nevera.



Y es que qué mejor persona para engañarnos que la que mejor nos conoce, nosotros mismos.

16.- Dejarnos la cama sin hacer



¿Cuánta gente hacemos esto? No sé si todos los días, pero si que me pasa algunas veces…

17.- Darte cuenta de que tienes que poner una lavadora cuando un día te has visto obligado a repetir ropa interior



18.- Apuntarnos a un gimnasio y no ir



Y lo peor de todo es que lo estamos pagando. ¿No valía con eso?

19.- Darte un atracón de algún capricho y decir “esta es la despedida, la última vez, se acabó”. Y repetir unas semanas después.



Muy acorde con la del gimnasio… ¿tan poca fuerza de voluntad tenemos?

20.- Tapizar la taza de los baños públicos con pañuelos o con papel higiénico para que nuestro trasero no la toque.



Hay algunos que están demasiado sucio para nuestro limpio y aseado trasero.

21.- Cantar mientras conducimos.



Y es que la carretera es mas agradable cuando la recorremos cantando. La sensación es similar a cantar en la ducha.

22.- Enfadarnos cuando un conductor hace algo mal y morirnos de la vergüenza cuando lo hacemos nosotros.



Como decía el refrán “Haz lo que yo diga pero no lo que yo haga”. Nos gusta dar ejemplo pero nos olvidamos que a veces también nos equivocamos.


0No comments yet
      GIF
      New