Info

44% de los chilenos demuestra analfabetismo funcional

44% de los chilenos demuestra analfabetismo funcional




El Centro de Microdatos de la Universidad de Chile y la Corporación de Capacitación para la Construcción entregaron los resultados del 2º Estudio de Competencias Básicas de la Población Adulta 2013.

El estudio mide tres ámbitos: prosa, documentos y cuantitativo en chilenos de entre 15 y 65 años. En cada ámbito se miden habilidades de uso diario como comprender información de textos periodísticos o literarios, utilizar información contenida en gráficos, mapas e índices, y aplicar operaciones aritméticas básicas para rellenar formularios.

Los resultados arrojaron que más del 80% de la población chilena se ubica en los dos niveles inferiores de competencias básicas. Y el 44% está en un nivel de analfabetismo funcional, es decir, no son capaces de entender instrucciones o textos simples.

Además, dos tercios de las personas con estudios universitarios también se ubican en los niveles más bajos. Ante esto, Educación 2020 considera que las cifras demuestran que “el problema de nuestra educación es sistémico y abarca desde la educación parvularia hasta la superior”.

Educación 2020: “Los resultados son catastróficos”

“Después de 15 años desde el estudio inicial (SIALS, 1998), los resultados son catastróficos: no hemos avanzado nada. Prácticamente en todos los ámbitos, Chile está estancado”, agregan en el movimiento ciudadano.

“Chile no está educando a sus niños, jóvenes y adultos para su desarrollo personal y para los desafíos de un país que aspira a generar desarrollo productivo y democrático”, comenta Carlos Figueroa, investigador de Política Educativa de Educación 2020.

Los resultados son coherentes con los del Informe de Competitividad Mundial 2013-2014, elaborado por el Foro Económico Mundial. En el estudio, Chile mostró un retroceso y la baja competitividad estaría explicada, entre otras razones, porque la deficiente educación de nuestro país.

“Si como país no hacemos algo ahora, estamos hipotecando nuestro futuro. Los jóvenes trabajarán hasta el año 2060 y seguirán sin contar con habilidades básicas, afectando su propio desarrollo, el de sus familias y del país”, dicen en Educación 2020.