Canales populares

Beaver Tail: Nueva y absurda moda de no lavarse el pelo



Nuestro cabello está sujeto a demasiadas corrientes estéticas, modas y tendencias, y muchas veces, el pelo sufre las consecuencias de tanto cambio de color, textura y forma. Sin embargo, la nueva moda de llevar tu melena al viento te dejará sin alternativa estética, es una decisión para toda la vida con un nombre demasiado “mono”, que poco tiene que ver con su aspecto final.

No lavarse el pelo nunca: la nueva tendencia.
Esta nueva moda poco tiene que ver con las rastas, a las que ya estamos más o menos acostumbrados. Las rastas representan un estilo estético y, en su origen, una declaración de intenciones. El resultado de este “estilo” es simplemente la dejadez y quienes lo abanderan, no tienen ningún motivo detrás de dejar su pelo sin cuidar.

Que no te engañe su nombre, el resultado no es agradable.



Para llegar a tener el pelo así, no solo tienes que dejar de lavarlo, sino también dejar de cortarlo. El resultado, digamos que es único.

Cola de castor



No es difícil de ver la relación entre el nombre y el aspecto de este pelo, pero a diferencia de la cola de castor, este peinado no tiene ningún sentido, ni estético ni funcional. Es más, representa un problema higiénico para quien la luce.

Salvaje



O “recogijdo”



El problema con este forma de llevar el pelo es que se convierte en una masa gigante de pelo descontrolado. Mientras que las rastas se pueden cortar y cuidar, al menos mantienen una distancia entre ellas dejando el aire pasar, lo que permite que se limpien de forma natural, mediante la circulación del aire y protegiendo la piel.



El peso y la falta de transpiración del pelo puede producir severos problemas de piel, además de algunos inconvenientes menos evidentes, sobre todo…

… si arrastras tu pelo por el suelo



24 horas al día, 7 días a la semana arrastras tu pelo por el suelo de tu casa, la calle, centros comerciales y un largo etcétera. Si además no lo limpias por costumbre, va acumulando un sinfín de suciedad que se mantiene pegada. Nada bueno puede salir de esa combinación.



Por no hablar del olor



Imagina encontrarte con una de estas melenas en la cola del supermercado, el olor puede hacerte preferir ir a dar otra vuelta por el supermercado para comprar algo más.

Si te encuentras en una situación de precariedad y te arroja a llevar el pelo así, hay organizaciones que se pueden encargar de cuidar tu cabello y si es por decisión propia, que dios nos asista.



¿Con que frecuencia te lavas el pelo? ¿Serías capaz de pasar dos semanas sin lavártelo?

+2
0
0
0No hay comentarios