Popular channels

Bloques de Lego Comestibles y Funcionales

Desde hace tiempo que vemos como la popularidad de Lego crece sin cesar, sus fans admirados por esta sencilla pieza crean multitud de aplicaciones que van más allá del simple juego de construcción. Lo usan como ladrillo para reparar paredes agrietadas, para crear videojuegos, películas, o como material para hacer arte, joyas, USB, llaveros,...
Usualmente, los bloques de LEGO son una amenaza real de morir ahogado al momento de comerlos. El diseñador y artista japonés Akihiro Mizuuchi ha resuelto este problema haciendo real el sueño de toda nuestra infancia, creó los LEGO comestibles.Estos bloques, que están hechos de chocolate blanco, de leche, oscuro y rosado, son totalmente funcionales, de hecho, el artista incluso ha construido una serie de robots LEGO usando solo estos bloques.

Todo esto suena realmente genial, pero creemos que habrá un pequeño punto débil en cuando a su diseño, ninguna estructura más grande que un puñado de bloques sobrevivirá el dulce y delicioso proceso de construcción.



El chocolate caliente se vierte primero en unos moldes específicamente creados para hacer ladrillos Lego, al enfriarse se desmoldan los bloques de chocolate, con las que se podría construir los mismos objetos que con una pieza de Lego normal.
Para ello, primero los diseño por ordenador para poder calcular medidas y la cantidad necesaria de chocolate que necesitaría. Luego creó los moldes necesarios a los que añadió incluso el logo de la famosa compañía en la parte superior de cada molde para que quedase impresa en todas las piezas.

Akihiroha ha tenido el acierto de hacer ladrillos de distintos colores, con chocolates de diferentes tipos: blanco, negro, con leche y blanco con sabor a fresa. Con lo que tiene más opciones para crear personajes y detalles para sus construcciones.

Aunque en otras ocasiones ya hemos visto intentos de recrear las bloques de Lego elaboradas con chocolate, esta es la primera vez que el resultado es digno de mostrar, es de una gran precisión.

Supongo que antes de usarlas las ha puesto en el congelador para poder trabajar con ellas sin que se le derritan entre los dedos, aunque lo mejor es trabajar en invierno y al aire libre, así seguro no tienes estos problemas.

Sería genial servirlas en una cena, presentarlas en una bandeja para acompañar el café, para que todo el mundo pudiese construir sus propias esculturas y hacer una sobremesa única. Aunque también es una buena idea para una merienda con niños o una fiesta infantil.




Lo único malo de estos bloques es que, mientras construyes, los bloques lego pueden deshacerse en las manos y llenarlas de chocolate. Aunque quizá no sea tan malo, quizá es lo mejor que tienen.





Espero que les haya interesado si es asi comenten y dejen puntos
0
0
0
0No comments yet