Te damos la bienvenida a la comunidad de T!Estás a un paso de acceder al mejor contenido, creado por personas como vos.

O iniciá sesión con
¿No tenés una cuenta?

La reciente condena a Cristina Fernández de Kirchner a seis años de prisión por el delito de administración fraudulenta cierra el primer capítulo de una larga batalla contra la corrupción que una importante porción de la sociedad argentina libra hace tiempo sin grandes resultados, hasta hoy. Porque resulta importante recordar que esta denuncia data del año 2004. Casi 20 años tuvieron que pasar para lograr una reacción judicial.

Durante los últimos tres años Cristina Kirchner fue sometida a juicio tras ser acusada de liderar una organización delictiva dedicada a direccionar la obra pública hacia un empresario amigo. Se le imputaron varios cargos de asociación ilícita y administración fraudulenta agravada por haber sido en perjuicio de la administración pública. Los mencionados delitos prevén penas de entre 3 y 10 años de prisión. Tras la suma de ambos el fiscal pidió 12 años de prisión e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos para la actual vicepresidente argentina.