Popular channels

Chubut: Un grupo de borrachos destrozó un colectivo



Una treintena de jóvenes ascendieron ayer de madrugada a un colectivo de la Línea 13 en la zona céntrica y durante el recorrido causaron una serie de importantes daños en el interior de la unidad. No pagaron boleto, rompieron vidrios, espejos, butacas y hasta una pasajera se descompuso "por el olor a marihuana", según denunció un coordinador del servicio.



El nuevo ataque contra una unidad del transporte público de pasajeros en Comodoro Rivadavia motivó la denuncia pública ante El Patagónico porque ante la justicia "no sirve para nada denunciar y nadie quiere hacer nada", sostuvo Gregorio Panasiuk, coordinador de Patagonia Argentina, la empresa concesionaria del servicio.

Un colectivo de la Línea 13 que efectuaba el recorrido desde la zona céntrica hasta el barrio Standart de Kilómetro 8, sufrió graves destrozos por parte de un grupo de unos treinta individuos que ascendieron sin abonar el pasaje en las tres paradas del centro: primero en calle España, en San Martín casi 25 de Mayo y en San Martín casi Abásolo.

Los revoltosos tomaron el transporte alrededor de las 6:30 de ayer, bajo los efectos del alcohol y según denunció Panasiuk también se notaba que algunos de ellos estaban bajo los efectos de otras drogas. Comenzaron a arremeter golpes y patadas contra los plafones de alumbrado ubicados en el techo, contra los espejos de la puerta trasera que utiliza el chofer en el descenso de los pasajeros y también provocaron roturas de cristales.

Una pasajera ante el fuerte olor a marihuana se descompuso, aseguró el coordinador de Patagonia Argentina. El chofer que en una ocasión anterior fue víctima de agresiones físicas esta vez resultó agredido verbalmente y no pudo detener el accionar vandálico de los individuos que regresaban a sus domicilios de la zona norte.

Una vez que bajaron los inadaptados, el colectivero regresó a la base con el transporte destrozado y con abundante basura, sobre todo colillas de cigarrillos. "Es algo que está volviendo a ocurrir, no hay vigilancia y seguridad. Nadie quiere hacer nada y ayer no había ningún patrullero cerca", criticó Panasiuk.

Agregó que "la denuncia (policial) no sirve para nada, primero porque no identifican a nadie y segundo por ser feriado es una pérdida de tiempo. No se investiga nada, nunca un fiscal llamó a la empresa. Los colectivos son tierra de nadie", lamentó.

INTERVENCION DE LA UTA

Ante el nuevo ataque los delegados de los choferes se reunieron con integrantes del sindicato de la Unión Tranviaria Automotor (UTA) para pedir que se mejore la seguridad.

En ese sentido, para hoy se espera un encuentro con autoridades municipales "que tienen la responsabilidad de la seguridad en el transporte", indicó el dirigente de la UTA, Mauricio Barrios.

Los representantes de los trabajadores tratarán de acordar durante una audiencia un plan de trabajo que garantice la seguridad de los choferes y pasajeros sin perjudicarlos. Al respecto, Barrios anticipó que para hoy "no se descarta una medida de acción directa".

El dirigente de la UTA recordó que meses atrás se había acordado un patrullaje intenso entre las 6 y las 8 durante los fines de semana, pero "desapareció". Mientras, Panasiuk analizó que "no sé cómo vamos a seguir. Yo ya llevo tantos años en esto y no se va a cambiar nada", sostuvo descreído.




0
0
0
0No comments yet