Popular channels

Cómo llegar a ser un Conspiranoico en simples pasos


Una teoría conspirativa consiste en la explicación de un evento o cadena de eventos ya sucedidos o todavía por suceder (comúnmente políticos, sociales, populares o históricos) a partir de la ocultación de sus verdaderas causas al conocimiento público o a un complot secreto, a menudo engañoso, por parte de un grupo de personas u organizaciones poderosas e influyentes que permanecen en la sombra.




Como ejemplos más conocidos de estas teorías, podemos citar el Incidente Roswell y el oculatamiento de los OVNIs por parte del gobierno, el atentado contra las Torres Gemelas que supuestamente sería un “autoatentado“, la llegada del hombre a la luna (hecho que según estos tipos nunca ocurrió), Elvis Presley estaría vivo, el VIH no causa el SIDA y por último la reciente liberación del virus de la Gripe A para reactivar la economía.
Partiendo de esto, un conspiranoico, es la persona que cree en esas teorías.



Guía práctica para ser un conspiranoico





Tener una personalidad paranoide ayuda mucho, obviamente. En caso de no poseerla, pilas y pilas de libros sobre estas teorías podrán ayudarlo y si tiene las guardias bajas o la atención dispersa, seguramente terminará con ese tipo de personalidad.





Lo bueno es que si usted ya logró creer en alguna teoría conspirativa, es muchísimo más proclive a creer en las demás. Así que haga un esfuerzo al principio, luego será un conspiranoico profesional.





Otra cosa que suma mucho es poseer un doble rasero a la hora de analizar datos: todos aquellos que apoyen la teoría y su punto serán considerados válidos, mientras que descartará automáticamente cualquier evidencia que apunte en su contra.





No se deje engañar, nada es lo que parece y todo tiene una obscura explicación.
Siéntase con suerte, usted cuenta con una ventaja por sobre los maléficos científicos: los medios se interesan más en usted y sus delirios teorías que en las teorías científicas. Seguramente podrá terminar como panelista de algún programa televisivo, o si se lo propone, podrá escribir algún libro con el cual vivirá a costa del resto de los conspiranoicos.





Para armar una buena teoría conspirativa, usted debe buscar varios hechos, por más alocados e inconexos que parezcan. Luego, de la misma alocada manera, trate de unirlos.



g

Si no encuentra forma o datos para unirlos, no se desespere. Usted cuenta con un as en la manga: Invente datos o hechos! No importa mucho, ningún conspiranoico tiene la rigurosidad tal para desacreditar una buena teoría conspiranoica porque sus datos no sean ciertos.





La otra gran ventaja con que cuenta es que mientras el mundo le presente toneladas de evidencia en su contra, siempre podrá argumentar que dicha evidencia es inventada o “plantada” por los gobiernos. Sólo sus pruebas cuentan.





Si alguien se le acerca a discutir sobre el tema, no se gaste en explicarle cómo son en realidad las cosas: seguramente será alguien pagado por el gobierno o las grandes mentes siniestras que dominan el mundo.





Trate de rodearse de gente conspiranoica. El hecho de hablar con gente brillante como usted, refuerza sus creencias en las teorías.





No haga caso a quienes lo tildan de conspiranoico: seguramente serán pagados, o son parte del resto de la humanidad sin sus brillantes capacidades deductivas, personas bajo el dominio del poder.





Bajo ninguna circunstancia piense que todas estas conexiones que usted ve tan claramente son el resultado de su desesperada necesidad psicológica por tapar los huecos o incógnitas ante sucesos de difícil explicación.
0
0
0
0No comments yet