Popular channels

Como quemar tu Cancha y no morir en el intento



Cerillas o fósforos

La invención de las cerillas data del siglo XIX, pero la palabra cerilla data de alrededores del año 1200. Entonces designaba una mecha delgada de fibra textil, empapada en cera o en estearina, destinada a pasar el fuego de una lumbre a otra (sin capacidad de encenderlo).

Cuando se empezaron a fabricar los fósforos se hicieron con una mecha semejante a la indicada, o con una astilla de madera. Más adelante se han fabricado también de cartón.
Encendedor o mechero
Encendedor de gas.

El mechero es la versión más antigua y adecuada para el aire libre del encendedor. Consta de un tubo de unos 8 mm de diámetro y unos 4 cm de longitud en el que se desliza una mecha bastante larga; adosado a su costado lleva otro tubito que contiene una piedra de encendedor y un muelle que la mantiene contra una rueda abrasiva: Las chispas producidas por la piedra encienden la mecha. Para apagarlo, la mucha lleva una tapadera enganchada con un gancho de alambre, que tapa el tubo, al tirar de ella por la parte inferior, sofocándolo.

El encendedor es una versión más moderna. El encendido se hace, como en el anterior, mediante las chispas producidas por una piedra de encendor, frotada por una rueda abrasiva, o por una chispa de arco producida por un mecanismo electrónico sencillo (ver más abajo). Tiene un pequeño depósito de combustible (gasolina o gas) que permite mantener la llama; para apagar el de gasolina, se cierra mediante una tapa, sofocándolo, y el de gas mediante una válvula, que cierra la salida del combustible.

Se venden repuestos de gasolina y de gas para rellenar estos encendedores. La gasolina es más fina que la de los automóviles y a veces perfumada. El gas se vende de dos tipos: butano y gas natural, siendo preferible el primero pues tiene una temperatura de ignición más baja y, por lo tanto es más sencillo de encender.
Sol

La utilización de una lupa, de un espejo cóncavo o de un conjunto de espejos permite concentrar la luz solar en un punto sobre un combustible y encender allí el fuego. Para hacer fuego con una lupa, hay que variar la altura de la lupa con el fin de concentrar los rayos solares en un solo punto (el foco o punto focal). Arquímedes habría utilizado espejos para quemar las velas de los barcos que atacarían Siracusa. Un horno solar funciona bajo el mismo principio.
Arco eléctrico

Un arco eléctrico se utiliza para prender fuego a un gas inflamable, como el butano o el gas ciudad. Esta técnica se utiliza habitualmente para encender las cocinas de gas.











No te Vayas Sin Quemar Tu Estadio




0
0
0
0No comments yet