Canales populares

El Dios desconocido

Pasando y mirando vuestros santuarios, hallé también un altar en el cual estaba esta inscripción: AL DIOS NO CONOCIDO. Al que vosotros adoráis, pues, sin conocerle, es a quien yo os anuncio. El Dios que hizo el mundo y todas las cosas que en él hay… Señor del cielo y de la tierra…
Hechos 17:23-24

El Dios desconocido

Un escritor ateniense del primer siglo escribía: «Nuestro país está tan lleno de divinidades, que es más fácil encontrarse con un dios que con un hombre».
Los griegos se habían fabricado una multitud de dioses para protegerse. Trataban de estar bien con las fuerzas de la naturaleza para escapar a las catástrofes naturales que, según ellos, eran manifestaciones de la ira de esos dioses.
Cuando el apóstol Pablo llegó a Atenas, se sorprendió al ver la ciudad llena de ídolos. Pero entre la multitud de altares y estatuas, descubrió un altar dedicado al “DIOS NO CONOCIDO”. Este altar era una clara prueba de un profundo desconocimiento del verdadero Dios. Numerosos dioses sobrecargaban a los atenienses, pero ninguno de ellos podía llenar su corazón. Entonces Pablo les presentó al único Dios, creador del Universo, el cual hizo el hombre a su imagen. Ese Dios vivo que se acercó a nosotros no está representado por una estatua, “escultura de arte y de imaginación de hombres”. Se reveló en la persona de su Hijo Jesucristo, quien vino a la tierra.
Ese Dios, añade el apóstol Pablo, “ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan” (Hechos 17:30).
¿Conoce usted al verdadero Dios, o él sigue siendo para usted el Dios desconocido? Todavía hoy él quiere darse a conocer a cada ser humano como el Dios Salvador.
0
0
0
0No hay comentarios