Check the new version here

Popular channels

El Gran Atractor

UN POCO DEL UNIVERSO


El Gran Atractor es una anomalía gravitatoria del espacio intergaláctico, en el centro del supercúmulo de Virgo, que arrastra las galaxias a lo largo de una región de millones de años luz.


(El Supercúmulo de Virgo)

Todas estas galaxias presentan un desplazamiento al rojo, de acuerdo con la Ley de Hubble, como si se alejasen de nosotros, pero las variaciones en su desplazamiento al rojo son suficientes para revelar la existencia de una concentración de masa equivalente a decenas de miles de galaxias. De hecho, existen galaxias que se encuentran justo detrás de esa zona hipermasiva que debido a la colosal atracción gravitatoria ejercida sobre las mismas presentan un corrimiento al azul.

Los primeros indicios de una desviación de la expansión uniforme del universo se conocieron en 1973 y nuevamente en 1978. La ubicación del Gran Atractor se determinó finalmente en 1986, y se sitúa en un lugar a una distancia de entre 150 y 250 millones de años luz (entre 47 y 79 megaparsecs) (esta última es la estimación más reciente) de la Vía Láctea, en dirección de la constelación Triangulum Australe (Triángulo Austral) y la constelación Norma (La escuadra del carpintero).1 Mientras que los objetos en esa dirección se encuentran en la Zona vacía (la parte del cielo nocturno oscurecida por la Vía Láctea) y son, por lo tanto, difíciles de estudiar con longitudes de onda visibles, observaciones con rayos X han revelado que la región del espacio está dominado por el cúmulo de Norma (ACO 3627),2 3 un cúmulo masivo de galaxias, muchas de las cuales están colisionando con sus vecinas y emiten grandes cantidades de ondas de radio.


Parte del Cumulo de Galaxias llamado
ACO 3627 cerca del centro de Gran Atractor.
(Creditos: 2P2 Team, WFI, MPG/ESO 2.2-m
Telescope, La Silla, ESO)

En el universo nada está en reposo. Todo evoluciona y se mueve. La Luna gira en torno a nosotros, la Tierra orbita alrededor del Sol y éste alrededor del centro de la Vía Láctea, nuestra galaxia. El equilibrio que permite que existamos es fruto de la lucha entre dos tendencias que se contrarrestan: la gravedad, que atrae a la materia entre sí y deforma el espacio-tiempo, y la expansión del universo, que hace que todo se aleje de todo.

La Vía Láctea también se mueve y no vamos solos. El llamado Grupo Local -formado por nuestra galaxia, Andrómeda y otras treinta más pequeñas- viaja por el universo a una velocidad de unos 600 kilómetros por segundo, en dirección al cúmulo de Virgo. Esta velocidad representaba un interesante problema para los científicos. Teniendo en cuenta la masa de Virgo y la atracción gravitatoria que, según dicha masa, debería ejercer sobre nosotros, la velocidad de desplazamiento del Grupo Local no terminaba de cuadrar. Es decir, nos desplazábamos más rápido de lo que se esperaba.

Pese a que tira de nosotros, nunca llegaremos a alcanzar al Gran Atractor porque la fuerza de expansión supera a la de la gravedad, es decir, nos alejamos mucho más rápido de lo que su gravedad nos atrae. Pero lo que en realidad preocupa a los astrónomos es la influencia que esta atracción pueda tener en el movimiento de la Vía Láctea y el Grupo Local de Galaxias.

Actualmente, no hay evidencias significativas de que a espaldas del Gran Atractor haya un movimiento similar de atracción hacia el mismo, lo que sugiere que el flujo en el que está inmerso el Grupo Local y que parece caer hacia esta superestructura es sólo una parte de un flujo mayor, causado por un centro de atracción aún más masivo que estaría más allá del Muro.

Siguiendo esta hipótesis, y según un estudio más reciente llamado CIZA (Cúmulos en la Zona de Evasión) basado en la búsqueda con rayos x, la Vía Láctea no estaría siendo atraída sólo por el Gran Atractor, sino por una región mucho más masiva que se encuentra tras él. Algunos científicos señalan que podría tratarse de la concentración de Shapley, una aglomeración de 17 cúmulos de galaxias a unos 490 millones de años luz en esa dirección, la estructura masiva más grande que se conoce (encabeza la lista de los 220 supercúmulos conocidos y se estima que es cuatro veces mayor que el Gran Atractor). No obstante, los astrónomos creen que podría haber algo todavía más masivo detrás de la concentración de Shapley, ya que ni ésta ni el Gran Atractor pueden explicar completamente el movimiento del Grupo Local, por lo que quizá haya que buscar una estructura aún mayor como responsable última de este movimiento.

Se espera que la nueva generación de telescopios, entre ellos el recién inaugurado Gran Telescopio Canarias, el futuro E-ELT (European Extremely Large Telescope), así como otros desde el espacio abran nuevas vías para el estudio de éste y otros enigmas planteados por la cosmología moderna. Pero con o sin ellos, una cosa está clara: Solo conocemos el 1% del universo, y es que este universo siempre acaba sorprendiéndonos.


(Vista Panorámica del cielo en el espectro infrarrojo cercano — La localización del Gran Atractor queda indicada por la flecha azul abajo a la derecha.)
0
0
0
0No comments yet