Check the new version here

Popular channels

El peor atentado terrorista en México

El peor atentado terrorista en México



No existen huellas en la memoria colectiva de la Nación acerca de atentados terroristas en contra de la población civil como sucedió en Morelia, Michoacán, la noche del 15 de septiembre de 2008, cuando dos granadas de fragmentación dejaron como saldo 8 personas muertas y 131 heridas, algunas de gravedad y con daños físicos irreversibles, como la perdida de extremidades.

En el pasado el terrorismo se expresó detonando bombas en establecimientos comerciales o sucursales bancarias. En todas las ocasiones los atentados fueron en la madrugada evitando lastimar a la población civil. El objetivo de los atentados era captar la atención ciudadana y denunciar los abusos del gobierno en turno, así como la publicación de manifiestos en los medios de comunicación. En la mayoría de los casos las organizaciones reivindicaban el atentado asumiendo con ello la responsabilidad de los acontecimientos.




Durante la celebración del Grito de Independencia, mientras el entonces gobernador de Michoacán, Leonel Godoy Rangel, daba la arenga desde el Palacio de Gobierno, desconocidos lanzaron dos granadas, una en la plaza Melchor Ocampo y la otra en la calle Andrés Quintana Roo, cuando se encontraban en los festejos más de 30,000 personas.

A seis años de distancia de los atentados terroristas se cumple una conmemoración más. Son muchos los morelianos que recuerdan el momento de los hechos y desde que sucedieron, viven con la desconfianza de salir la noche del Grito de Independencia que para ellos se convirtió en Grito de Terror.

Hoy se conoce la versión de Noticias MVS, publicada en su sitio web, que dice que tanto el Gobierno del Estado, como el Gobierno Federal, ignoraron al menos cinco amenazas registradas en los primeros 12 días del mes de septiembre del 2008. Hubo amenazas a través del Servicio Telefónico de Emergencias “066”, que alertaban sobre un ataque con granadas durante los festejos del Grito de la Independencia en Morelia. “Las cinco advertencias fueron notificadas vía telefónica y escrita –en sobre cerrado- a altos funcionarios de la PGR, PFP, CISEN, SEDENA, SEMAR y de Protección Civil que estaban comisionados en Michoacán".





Seis años después de los atentados terroristas los morelianos no olvidan ese episodio que cambió la vida de muchos y afectó las actividades tradicionales que los habitantes de Morelia y del estado realizaban, ya que por lo menos en los 3 años siguientes fueron suspendidas algunas fiestas tradicionales populares que por muchos años se llevaron a cabo y se prohibió que menores de edad participaran en los desfiles conmemorativos de septiembre.

Las víctimas de los atentados han sobrevivido y salen adelante, en muchos casos, sin recibir el apoyo puntual que por Decreto Constitucional se les otorga cada 15 días, ya sea de manera temporal o permanente.

Ningún grupo u organización se acreditó como autor de los atentados, que fueron los primeros contra la población civil en la historia de México. Según las investigaciones, podrían haber sido ejecutados por algún cártel del narcotráfico que el gobierno federal combate desde 2006.

La principal línea de investigación señala como probable responsable a la organización "La Familia" pero ésta se deslindó de los hechos colocando mantas en diferentes avenidas de Morelia. La organización conocida como “Los Zetas” se deslindó del ataque y señaló a “La Familia” como autora. Por su parte el grupo guerrillero “Ejército Popular Revolucionario” (EPR) emitió un comunicado deslindándose del atentado.

La violencia desatada contra la población civil en Morelia configura un hecho trágico por los muertos y heridos que arrojo y por ser la primera ocasión en muchos años que en México se efectúa un acto terrorista de este tipo.

Significa que hombres, mujeres, ancianos, niños y jóvenes fueron puestos como blanco por las organizaciones que se disputan los territorios del cultivo, procesamiento y traslado de drogas, como sucede en Michoacán donde la población sufre la violencia que ejecuta la delincuencia organizada en complicidad con muchos de los gobernantes, como ha quedado en evidencia en los últimos ocho meses en los que el ejército, la armada, la policía federal, municipal y demás persiguen a los delincuentes sin alcanzarlos.

La violencia contra la población civil en Morelia tiene muchos culpables ocultos. No se olvida, autoridades estatales y municipales encabezadas por el gobernador de Michoacán, Salvador Jara Guerrero, colocaron una ofrenda floral en memoria de las víctimas de los atentados terroristas del 15 de septiembre de 2008, familiares, amigos, testigos y víctimas, estuvieron presentes en la Plaza Melchor Ocampo y recordaron a quienes perdieron la vida y resultaron lesionados. La vida cambio para muchos, pero sigue.
0
0
0
1
0No comments yet