Popular channels

entrevista a maradona

Maradona: "¿Cómo es posible que yo no entrene?"



Diego Armando Maradona (Buenos Aires, 1960) nos recibe en el Hotel Palace de Madrid apenas unas horas antes de volar en jet privado a Mánchester a ver a su nieto, Benjamín, y su hija, Giannina, y, de paso, ver el United-Real Madrid de mañana. Ya nos hemos visto muchas veces y El Diez, en confianza, es un tipo muy divertido. Se apasiona explicando su fútbol, y está deseando saltar a la cancha como técnico, ahora que se le fue la edad de jugar. Cumplimos la media hora larga de charla hablando de Mou, Pep, CR7 -al que admira- y, por supuesto, de Messi, cómo no.

Pregunta. Tenía usted ganas de hablar en España. ¿Qué hay de nuevo?

Respuesta. En Dubái no vemos mucho fútbol, vemos partidos, pero como los comentarios son en árabe no sé si los jugadores van para un lado o para otro, si juega este u otro.

P. ¿Cómo ha visto estos Clásicos? Los habrá visto todos.

R. Sí, claro, no me los perdí.

P. ¿Y?

R. Los vi más igualados que antes, obviamente. Me parece que Mourinho le ha sacado mucha ventaja al Barça en la preparación de la temporada en verano.

P. ¿A qué se refiere exactamente?

R. Me refiero a que el Barça hizo muy mala pretemporada. Se fue a jugar directamente amistosos porque le pagan fortunas donde va, ya sea Malasia o China. Pero también tienen que ver que la idea en verano es hacer una base para todo el año, y la base no te la dan los partidos, te la dan los entrenamientos de mañana y tarde.

Yo soy un defensor del entreno con pelota. No creeré nunca más en correr 50 kilómetros para nada, al pedo. Cuando leo los kilómetros que hacen los ciclistas para entrenarse, pienso que están del tomate [ locos ] , pero del tomate de verdad. No pueden hacer tantos kilómetros al pedo.

P. ¿Hay cambio de tendencia en los Madrid-Barça tras dominar el Barça de Guardiola la escena unos años?

R. Pep y Mou son dos grandes que jugaban al ajedrez. Ahora, Mou se quedó solo jugando, porque Tito es un excelente muchacho, y ojalá se cure, por cierto. [Diego nos insta a que le demos un saludo], y es un gran técnico, pero Pep le había cogido el sentido al equipo. El Barça se ha desmembrado totalmente sin él.

En vez de tres toques y pelota a gol, se hace otra cosa. Ya no lo hacen más, hacen toques sin sentido. Al Barça lo veo cansado: con el equipo que le puso el Madrid, lleno de suplentes, el Barça no tocó bien nunca, nunca.

P. ¿Y a Messi, qué le pasa?

R. [Alza la voz Diego] Si queremos llamarle Lionel, es así, correcto; pero si le queremos llamar Salvador, no se llama así. Quiero ser justo, que me entienda todo el mundo y no quiero defenderle por defenderle, pero tampoco criticarle injustamente. Messi no puede salvar al Barça en todos los partidos. Que la gente se meta en la cabeza que se llama Lionel, que no se llama Salvador, como el p... [palabra que preferimos omitir] de Bilardo. Se llama Leo.

El Barça está en un momento bravo y Messi, dentro de esa estructura, está mal, como parte de un todo que empezó mal en la pretemporada. En verano le hacían jugar 60 minutos en partidos sin sentido porque los organizadores pagaban por ello. Y lo fundieron, como a muchos del equipo. Ahí le saca una pequeña ventaja Mourinho que a la larga se hace grande. El Madrid planificó mejor la temporada.

P. Se dice en España que CR7 está un punto por encima de Leo ahora mismo. ¿Le parece así?

R. No, ni siquiera hoy en día, no lo veo así. No creo que por dos partidos puedan matar a Leo, con todo lo que ha hecho Messi metiendo cinco goles en cada partido del año. No puede ser. La gente cree que Cristiano es mejor, pero yo digo que CR7 siempre fue lo que fue, un fenómeno, no es más ahora ni fue menos antes. La rompió en Mánchester, aquí, en todos sitios. Es un animal.

Lo vi físicamente el sábado y parece de cerca más grande aún, me pareció un gigante. Hablando con Mou, además, me dice que es un gran profesional, que quiere jugar siempre. El tema es que no se le puede echar la culpa a Leo porque se pierdan dos partidos. Entonces, por ese criterio, la culpa sería de Ronaldo cuando pierda dos partidos el Real Madrid. Y no es así.

P. Eso le pasó a usted toda su carrera. Cuando perdían dos partidos el Nápoles o Argentina, la culpa era suya sistemáticamente.

R. Yo no perdí dos partidos seguidos nunca, ¿eh? [ risas ] .

P. Mou parece que se va a ir. ¿Se le va a echar de menos en el Madrid?

R. Obvio, desde ya. A los grandes siempre se les echa de menos. Y Mou lo es, como lo es Pep. En el Barcelona lo lloran desde ya, y mucho. A los grandes siempre se les extraña.

P. Me sorprendió cuando dijo el otro día que usted era más grande que Messi.

R. No, dije que mi madre, allá donde esté en el cielo, siempre dirá que yo soy más grande que nadie, pero la madre de Messi dirá que Leo es el más grande. No dije ni diré que yo soy mejor que Leo. No, no, no. Lo de las madres es normal. Es amor de madre. De ninguna manera me atrevería a decir que soy mejor que Messi. Estuve con Leo en el Bernabéu y nos fundimos en un abrazo inmenso. Yo lo quiero mucho y mi sueño sería reencontrarme con él en el Barça.

Es un sueño, y no lo digo ahora pues no quiero meterme en el tema de Tito, por favor. Pero el sábado, cuando salieron Mascherano y Messi del vestuario, me dio un salto en el corazón y me dije que mi sueño pequeñito, por eso es un sueño y tengo derecho a tenerlo, es entrenar a Leo en el Barça algún día. Lo felicité por su hijo, aunque ya lo había llamado por teléfono.

P. ¿Qué le dijo?

R. ¿Sabes qué pasa? Que hablar por teléfono con Messi es como intentar hablar con Obama, ¡casi imposible! Es increíble [ risas ] .

P. No me diga que es más difícil hablar con él que hablar con Maradona.

R. Pues no sé, ¿eh?, estamos casi igualados.

P. Hace dos años me dijo que veía al Kun Agüero destinado a jugar en el Madrid. ¿Sigue viéndolo en el Bernabéu?

R. El Kun sería la solución para el futuro del Madrid, y de Ronaldo, el complemento perfecto. Sergio es movimiento puro, mientras Benzema y El Pipita son dos tanques impresionantes que te pueden arrastrar la defensa, sí, pero chocan con CR7. Un día de estos Cristiano se va a llevar por delante a alguno de los dos. A veces pienso que van a tener que poner un semáforo ahí para regular el tráfico entre ellos.

P. ¿Qué más le daría el Kun al Madrid?, según usted.

R. Le crearía espacios a Cristiano. Sería espectacular. Lo sigo viendo en el Madrid, aunque es verdad que ahora mismo él está muy a gusto en el City, muy contento en el club. Eso sí, vivir en Mánchester es como vivir en un freezer, en un congelador [ Diego se muere de risa ] .

P. Pepe es un gran jugador al que a veces se le va la cabeza. ¿Está de acuerdo con esta afirmación?

R. Mire, Pepe es un jugador de mi época, va con todo en cada pelota. A matar, a morir, como íbamos antes el noventa y cinco por ciento de los jugadores. Carrete [ jugador mítico del Valencia ] me hizo una chilena en la boca, aquí [ Maradona se toca la nariz ] . Goicoechea, por ejemplo, me quebró a mí aquel día.

Otro ejemplo de jugadores de aquella época era Maceda, aquel rubio del Madrid que salía jugando, muy guapo, pintón, aquel mismo al que agarró Migueli en la final de la Copa de Zaragoza y lo estropeó. Es decir, le guste o no a la gente, yo en mi equipo quiero a Pepe. No lo quiero tener enfrente de ninguna manera.

P. Después de Mou, ¿quién puede venir al Madrid?

R. No hay posible sustituto para Mourinho. Otra cosa es que lo quieran inventar los periodistas o que los dirigentes quieran reemplazarlo porque Mou tiene su carácter y a alguno no le gusta. Son libres de que a la gente le vendan cualquier desconocido o algún conocido que jugó 20 partidos en Primera, pero mi opinión es que no hay sustituto para él.

¿A quién vas a traer? ¿A quién?El otro día leía al filósofo Valdano y decía que podía ser un técnico español, pero, ¿qué técnico español va a venir? Además, en España se hace una rueda cerrada y nadie puede entrar ahí. Se va Míchel, traen en el Sevilla a Emery. Se va éste, traen a otro.

P. Se habla, como español, de Rafa Benítez.

R. Pero él está en el Chelsea. Rafa es un buen entrenador pero le fue mal en el Inter. Y no puede dejar ese gran equipo que es el Chelsea sin más.

P. Por último, ¿cree que pasará el Madrid en Mánchester?

R. Va a ser un partido peleado pues los dos tienen experiencia. Es un choque abierto, creo. Me parece que el Madrid no lo va a tener fácil.

P. ¿Qué hace ahora en Dubái, a qué se dedica?

R. Estoy muy bien como embajador del deporte del jeque, muy tranquilo. Estoy con ganas de renovar con el jeque y sólo falta su palabra. Si él quiere, yo estoy dispuesto a seguir cinco años más.

P. ¿Qué pasó en el Al Wasl, el equipo que le despidió?

R. El que me echó de allí no fue el jeque sino el primo del jeque o alguien parecido, ni sé quién es. Ahora ese equipo es un desastre, lamentable. Ese que me echó quiere saber más de fútbol que yo, hizo competencia conmigo sin haber tocado en su vida una pelota.

Y, además, me echó por una red social. Me faltó el respeto. Se ve que me odia o le habré pisado porque ni lo conozco. Ahora, en el Al Wasl se hace todo al revés. En Dubái me gané el respeto yo solito, nadie me regaló nada.

P. Le conozco hace tiempo y en Dubái se le ve tranquilo. Llegó a decir que estaba asqueado del ambiente del fútbol. ¿Qué quiso decir?

R. Asquea la gente que arregla partidos, me refería a eso. Yo creo en el jugador de fútbol a pie juntillas. Hice una buena amistad con Platini y él me explicaba que se amañaron partidos que ni imaginamos. Lo tendrán que resolver. Si no, el fútbol no va a ser transparente y la gente no irá más al campo. Se volverá un deporte poco creíble.

P. Hablemos de su futuro. Usted acabará entrenando al Nápoles. Seguro.

R. Puede ser, pero tengo la sensación de que Blatter [ presidente de la FIFA ] lo maneja todo. Va a España y dice que Di Stéfano fue el mejor. Va a Brasil y habla de Pelé. Va a Argentina y dice que Messi lo es, porque se lo merece y es el actual. Va a Alemania y elogia a Beckenbauer. A mí no me da nada, y eso influye mucho para que me contraten o no. Si algún día alguien me echa una mano será Platini, no Blatter.

Y sí, tengo posibilidades de entrenar al Nápoles, pero luego aparecerán los entrenadores mentirosos que dicen que se van a retirar con su familia y en cuanto viene un equipo grande, lo agarran. ¡Dejen paso a los jóvenes, che! Es una rueda y no hay paso a los nuevos. Y hay jóvenes muy preparados, pero estos viejos, esos que dicen que se van a retirar y luego vuelven, no nos dejan.

P. En Boca también tendrá una oportunidad tarde o temprano.

R. Eso lo tengo más claro que entrenar al Nápoles. A veces veo entrenadores que hacen cambios a favor del equipo contrario, y entonces me miro al espejo y me digo: ¿cómo es posible que yo no entrene?

P. ¿Trabajaría en España?

R. Sí, pero a un club con posibilidades. Si me ofrecen el Sevilla voy mañana mismo, por ejemplo. Me dio mucha pena lo que le pasó a Hugo Sánchez en el Almería. Un grande como él en un equipo sin opciones. No me gustaría que me pasase lo mismo que al mexicano, que no merecía eso.

P. El Cholo Simeone sí ha entrado en esa rueda.

R. Le felicito como entrenador, pero él se portó muy mal conmigo y nuestra amistad murió. Permitió que en River entrenara ese que dice ser mi hijo [ Diego se refiere al italiano Diego Juniors, que entrenó en la cantera de River cuando El Cholo era técnico ] y yo dejé de hablarle. Me alegro de que le vaya bien como entrenador, eso sí. Tiene al lado un fenómeno como El Mono Burgos, pero con El Cholo la amistad murió.

R. ¿Y Marcelo Bielsa? Aquí está siendo muy criticado.

P. Llegó a dos finales y está padeciendo una cosa que es increíble: en Inglaterra, en todos los equipos juegan uno o dos ingleses; en Italia, a veces ninguno; en España, salvo el Barça, dos o tres. ¡Y Bielsa juega con once nacionales! Qué culpa tiene él de que los bilbaínos no quieran extranjeros. Tiene mucho mérito llegar a dos finales con españoles sólo, y encima el Bayern se lleva a Martínez y la Juve a Llorente.

Y luego aupó a jugadores bárbaros, como Muniain, que a mí me encanta; De Marcos o Susaeta, que son jugadores estupendos. Para mí tiene más mérito lo de Bielsa que lo de Simeone. Marcelo creó un equipo de la nada.

P. ¿Cree que la España de Del Bosque es favorita para el próximo Mundial de Brasil? No me olvido de que estando en Sudáfrica con usted, me criticó a La Roja y su juego.

R. Si sigue teniendo esta base, va a andar muy bien. El tema es cuando empiecen a caerse los soldados. Mi miedo es que volvamos a la furia española [ risas ] . Todos tenemos el mismo temor: ¿qué vamos a hacer cuando no tengamos [ Diego habla en plural como si fuera español ] a Xavi, que da cátedra siempre, o a Iniesta. No hay nadie detrás tan bueno.

P. Thiago, Cesc Fàbregas, Javi Martínez...

R. Sí, son grandes jugadores, pero no son monstruos como Xavi o Iniesta.

P. Bueno, Maradona sólo hubo uno también.

R. Sí, pero Maradona es un jugador solo. La selección debe tener un recambio para mantener el nivel. Les pasó a Brasil y a Argentina, que no tuvieron el recambio justo. Gente que haga el mismo juego para que el estilo no sufra.

P. Regresó Riquelme a Boca. ¿Qué le parece?

R. Me alegro mucho, es muy bueno que se divierta jugando. Él tuvo problemas conmigo, yo nunca con él. No sé cómo es, nunca tuve una charla cara a cara con él. Román se dejó llevar, le metieron ficha contra mí. Yo daría un brazo por tener 30 años y poder jugar en Boca. Riquelme tuvo la suerte de poder volver.

0
0
0
0No comments yet