Check the new version here

Popular channels

Estados Unidos hace años que está en bancarrota

Estados Unidos hace años que está en bancarrota, pero mientras pueda imprimir billetes sin preocuparse de la inflación interna, los tipos de interés de la reserva federal no lleguen al negativo, no entremos en otra oleada de impagos como en 2007 y el petróleo le salga gratis gracias al concepto de petrodólares; sus gigantescos monopolios podrán tirar hacia delante con el imperio medio siglo más.

La tónica del mundo es endeudarse, para que los monopolios tengan atados al tremendo arma de control que suponen los Estados hoy día. La deuda yanki en 2013 era de 13.220.239 millones de euros, un 104,52% de su PIB repartiéndola en 41.807 € por estadounidense. Algo impagable para cualquier Estado sin crédito ilimitado, pero EEUU es el único que disfruta de esto gracias a los acuerdos de Bretton Woods. Sus subordinados o aliados europeos andan similar o peor, rozando el 100% y yéndonos hasta el caso japonés como extremo que adeuda el 237,35% de su PIB con una tasa de crecimiento de casi 10 puntos al año. El único que se salva es Australia porque no llega al 40%, pero ya le llegará el momento.


La alianza de países sometidos a los monopolios, y que domina el mundo de facto, está padeciendo la mayor crisis de sobreproducción y exceso de falsa riqueza de la historia humana, y lo saben perfectamente. Esto solo se puede solucionar con una guerra como siempre se ha hecho, una gigantesca guerra que "despache" ese exceso de riqueza, ponga en marcha las fuerzas productivas, desapalanque el crédito que anda totalmente abstraído de la economía real, descienda el sobrante de población y paro, abra nuevas vías de negocio como la reconstrucción y que coloque los descomunales stocks de armas. Esta guerra se está gestando en nuestras narices, pues buscan desintegrar a la emergente Rusia en un conglomerado de países, ya que Estados tan grandes con acceso a todos los recursos en su seno no convienen a los monopolios, que se mueven sobre los propios Estados y el enorme vacío legal que supone en si el ámbito internacional.


Quieren destruir Rusia como yonkis con un mono brutal producto del crédito, y la oligarquía rusa, que es independiente de la occidental generando contradicciones interclase, lo sabe y actúa con suma cautela en las provocaciones de Ucrania, Oriente medio o Chechenia. Si cayese en la trampa sabe que no podría enfrentarse a EE.UU., Europa, Israel, Australia y Japón juntos; pero cuando pueda hacerlo está claro que la 4ª guerra mundial ya estará aquí.
Cuanto más demore Rusia la inevitable guerra más fuerte se hará. Cuanto más acuerdos y mejoras diplomáticas haga con China y países del BRIC más poder acumulará, ganando aliados que quieran participar en el nuevo reparto del mundo que se está gestando al calor de la "pax americana". Cuando venda todo su petróleo y gas en rublos o yuanes, más debilitará al dólar que engrasa los mercados financieros internacionales. Cuando pueda constituirse como la potencia imperialista que aún no es, igual que China, estaremos todos viviendo en un gigantesco tablero de ajedrez en donde la partida acaba de comenzar, y en esa partida decisiva para ver quién domina el mundo en el siglo XXI cada uno de nosotros no llegamos a ser ni un simple peón.


No en vano se decía en los 60 que "socialismo o barbarie", pues el capitalismo, cuando se pudre y se consume a si mismo en el caos productivo que supone, para sobrevivir necesita crear el infierno de los hombres en la tierra.


Podemos acabar con la especie humana y sólo quedan dos posturas para cada uno de nosotros tengamos las ideas que tengamos: o se está con los monopolios o se está contra ellos. Eso es todo, que no es poco.
Salud y tambores de guerra.


Miguel G. Macho

0
0
0
0No comments yet