About Taringa!

Popular channels

Guerra de los Cien Años

LA GUERRA



La llamada Guerra de los Cien Años fue una prolongada serie de conflictos armados entre los reyes de Francia y los de Inglaterra que duraron en realidad 116 años (61 años de guerra y 55 de tregua) (1337-1453). Esta guerra fue de origen puramente sucesorio y feudal, pues su propósito no era otro que definir quién sucedería a la rama principal de los Capeto (extinta en 1328), los Valois o los Plantagenet, y quién controlaría las enormes posesiones que los monarcas ingleses tenían en territorios franceses desde 1154, debido al ascenso al trono inglés de Enrique Plantagenet, conde de Anjou y casado con Leonor de Aquitania.

Tuvo implicaciones internacionales, con la participación de Castilla. Finalmente y después de innumerables avatares, se saldó con una victoria francesa y la retirada inglesa del continente con la excepción de Calais, que permanecerá en manos inglesas hasta 1558.



JUANA DE ARCO


Juana de Arco (6 de enero de 1412 – 30 de mayo de 1431) , también conocida como la Doncella de Orléans (o, en francés, la Pucelle), fue una heroína y santa francesa. Su festividad se celebra el día del aniversario de su muerte, como es tradición en la Iglesia Católica, el 30 de mayo.

Nacida en Domrémy, pequeño poblado situado en el departamento de los Vosgos en la región de la Lorena, Francia, ya con 17 años encabezó el ejército real francés. Convenció al rey Carlos VII de que expulsaría a los ingleses de Francia y éste le dio autoridad sobre su ejército en el Sitio de Orleans, la batalla de Patay y otros enfrentamientos en 1429 y 1430. Estas campañas revitalizaron la facción de Carlos VII durante la Guerra de los Cien Años y permitieron la coronación del monarca. Como recompensa, el rey eximió al pueblo natal de Juana de Domrémy del impuesto anual a la corona. Esta ley se mantuvo en vigor hasta hace aproximadamente cien años. Posteriormente fue capturada por los borgoñones y entregada a los ingleses. Los clérigos la condenaron por herejía y el duque Juan de Bedford la quemó viva en Ruán. La mayoría de los datos sobre su vida se basan en las actas de aquel proceso pero, en cierta forma, están desprovistos de crédito pues, según diversos testigos presenciales del juicio, fueron sometidos a multitud de correcciones por orden del obispo Cauchon, así como a la introducción de datos falsos. Entre estos testigos estaba el escribano oficial, designado sólo por Cauchon, quien afirma que en ocasiones había secretarios escondidos detrás de las cortinas de la sala esperando instrucciones para borrar o agregar datos a las actas.

Veinticinco años después de su condena, el Rey Carlos VII instigó a la Iglesia a que revisaran aquel juicio inquisitorial, dictaminando el Papa Nicolás V la inconveniencia de su reapertura en aquellos momentos, debido a los recientes éxitos militares de Francia sobre Inglaterra y a la posibilidad de que los ingleses lo tomaran, en aquellos delicados momentos, como una afrenta por parte de Roma. No obstante la familia de Juana también reunió las pruebas necesarias para la revisión del juicio y se las envió al Papa, pero éste se negó definitivamente a reabrir el proceso. A la muerte de Nicolás V, fue elegido papa el español Calixto III (Alfonso de Borja) el 8 de abril de 1456 y es él quien dispuso que se reabriera el proceso. La inocencia de Juana Domrémy fue reconocida ese mismo año en un proceso donde hubo numerosos testimonios y se declaró herejes a los jueces que la habían condenado. Finalmente, ya en el siglo XX, en 1909 fue beatificada y posteriormente declarada santa en 1920 por el Papa Benedicto XV. Ese mismo año fue declarada como la santa patrona de Francia.

Su fama se extendió inmediatamente después de su muerte: fue venerada por la Liga Católica en el siglo XVI y adoptada como símbolo cultural por los círculos patrióticos franceses desde el siglo XIX. Fue igualmente una inspiración para las fuerzas aliadas durante la Primera y la Segunda guerra mundial.

Popularmente, Juana de Arco es contemplada por muchas personas como una mujer notable: valiente, vigorosa y con una gran fe. Hoy en día es objeto de especial interés en la República de Irlanda, Canadá, Reino Unido y los Estados Unidos. En el movimiento del escultismo es la santa patrona de las guías (rama femenina).

ARTURO III

Arturo, conde de Richemont (24 de agosto de 1393 - 26 de diciembre de 1458), militar y noble francés bajo Carlos VI y Carlos VII de Francia.

Su destacada carrera militar comenzó en Agincourt donde, a pesar de luchar con bravura, fue capturado por las tropas inglesas. La derrota lo devolvió a su patria luego de ocho años de confinamiento, con una espantosa desfiguración por las heridas recibidas en el rostro.

En su madurez combatió bajo los estandartes de Juana de Arco


CARLOSVII

Carlos VII de Francia, nació el 22 de febrero de 1403 en París, quinto hijo del rey Carlos VI y de Isabel de Baviera, descendiente de la dinastía Valois. Se convierte en heredero al trono y en Delfín de Francia en 1417.

En 1418, cuatro años antes de la muerte de su padre el joven Delfín Carlos, de quince años de edad fue hecho regente para su padre, quien cada día estaba más delicado de salud.

En 1419, en presencia suya, los partidarios de Carlos VI asesinaron a Juan I, Duque de Borgoña (primo hermano de Carlos VI y por ende tío del Delfín Carlos de Francia), que provocó una gran revuelta.

Felipe III el Bueno, el nuevo Duque de Borgoña (hijo del asesinado duque), sus partidarios, adeptos y seguidores acusaron rotunda y severamente al regente Carlos de haber maquinado, maniobrado, incitado, preparado, dirigido e instigado el asesinato. Lograron que se desheredara al regente a favor de su cuñado, el rey Enrique V de Inglaterra (casado con Catalina de Valois, hermana de Carlos).

En 1422 contrajo matrimonio con su prima María de Anjou (bisnieta del Rey Juan II el Bueno). De esta unión nacieron:

* Luis de Francia, Delfín de Francia y Rey con el nombre de Luis XI (1423-1483)
* Juan de Francia (1424-1425)
* Rodrigo de Francia (1428-1444)
* Catalina de Francia (1428-1446), duquesa de Borgoña por su matrimonio con Carlos el Temerario
* Jaime de Francia (1432-1437)
* Yolanda de Francia (1434-1478), duquesa de Saboya por su matrimonio con Amadeo IX, regente de Saboya
* Juana de Francia (1435-1482), duquesa de Borbón por su matrimonio con Juan II
* Margarita de Francia (1437-1438)
* María de Francia (1438-1439)
* Juana de Francia (1438-1446)
* Magdalena de Francia (1443-1486), princesa de Viana por su matrimonio con Gastón de Foix, regente de Navarra
* Carlos de Francia (1446-1472), duque de Berry

A la muerte de su padre, Carlos VI, y de Enrique V, los armagnacs, enemigos de los borgoñones, se agruparon y alinearon alrededor del regente Carlos, que mantenía su corte cerca de Bourges. Mientras tanto, Juan de Lancaster, Duque de Bedford (hermano de Enrique V), que gobernaba como regente en lugar del rey niño Enrique VI de Inglaterra, había restablecido de alguna u otra forma el orden en la zona norte de Francia y había sitiado Orleans.

Fue entonces cuando una jovencita Juana de Arco se presentó ante el Delfín Carlos y lo convenció de que le permitiera apoyar, ayudar y socorrer a Orleans.

Juana de Arco tuvo muchos éxitos, y en el año (1429) fue oficialmente coronado el regente con el nombre de Carlos VII de Francia en la Catedral de Reims. Un año después fue detenida y apresada Juana de Arco en Compiègne.

París y Normandía siguieron todavía bajo el control y el poder de Inglaterra. En el año de (1435), el duque Felipe III de Borgoña, se alió y unió a Carlos VII, que era primo suyo. Y poco tiempo después fueron expulsados de París los invasores ingleses.

Carlos VII, asumió una enérgica, actitud y posición. Despedazó con grandes victorias el movimiento revolucionario y sedicioso de los nobles denominada “La Pragería”. Formó un ejército de línea y, entre el año de (1444) y el año de (1453), logró liberar y rescatar a su país de los ingleses.

A Carlos VII se le conoció como “Carlos el Bien Servido”. Este monarca tuvo mucho talento, cabe destacar también un hecho importante, que este monarca siempre supo escoger consejeros y asesores hábiles e idóneos, muchos de los cuales eran de la clase media.

Carlos VII falleció el 22 de julio de 1461 debido a una extraña causa, el rey dejo de comer y fue sepultado en la Iglesia de San Denis.

Le sucedió en el trono su hijo Luis.
0No comments yet