Check the new version here

Popular channels

La "salud mental" en el neoliberalismo

La "salud mental"


en el neoliberalismo







Introducción



El actual mundo globalizado está desde hace varias décadas hegemonizado por la llamada "economía de mercado" en su vertiente neoliberal, que domina la mayor parte de los países del mundo o incide incluso en aquellos que dicen no compartirla. Pero este modelo, como lo hacen todos, no sólo actúa en el terreno económico de donde surge, sino también en los ámbitos políticos, sociales y culturales. Nada escapa a su influencia directa o indirecta.
Es por tanto ingenuo creer que no interviene en un campo tan específico como la "salud mental" de la población que se encuentra bajo su influjo como lo han hecho, lo hacen y lo harán todos los modelos hegemónicos de la historia sin excepción alguna. ¿Acaso podría pensarse que el feudalismo, el "socialismo" o el capitalismo del "Estado del Bienestar" —por sólo citar algunos ejemplos— no incidieron en las actitudes, comportamientos, costumbres, formas de vida, objetivos, fantasías, deseos, angustias, etc. de los individuos de su tiempo, es decir en la psico(pato)logía de los llamados sujetos, con todo lo que esto implica de sujetación?
Sin embargo las importantes y fundamentales críticas que constantemente se hacen al modelo neoliberal se limitan a sus efectos en todos los otros ámbitos señalados —económico, político, social, a veces cultural—, sin hacerlo en un terreno que en definitiva es síntesis de todo lo que interviene sobre el ser humano: la subjetividad y la "salud mental". Poco es lo que hay al respecto y, lamentablemente, los propios trabajadores o profesionales de la misma no parecen preocuparse de tal problemática pese a su cuantitativa y cualitativa importancia.
El objetivo del presente libro es cubrir tal espacio para intentar darle la magnitud que le corresponde a un problema que es de todos, buscando ofrecer una visión amplia y general de las incidencias del citado modelo sobre la subjetividad, entendiendo a ésta como producto de múltiples factores, lo que significa la fundamental inclusión de los pámetros de la cultura de nuestro tiempo.
Para ello el texto está estructurado de la siguiente forma:
Un primer capítulo destinado a señalar los problemas, dificultades o incluso imposibilidad de una definición de "salud mental", y los sentidos que pueden adquirir tales nociones cuando se las confunde o identifica con "normalidad", actuando así como instrumentos "científicos" de la adaptación y el control social. El objetivo es ver a la misma como producto de las características específicas de la cultura concreta de cada época concreta, es decir, historizandola y viéndola en relación con lo que, psicoanalíticamente y desde Freud, se conoce como "malestar en la cultura". Esto quiere decir ver las relaciones y vinculaciones entre el modelo historico concreto de cada época y los estados de tal "salud mental".
El segundo capítulo es el centro del libro y por tanto su parte más amplia: los efectos del mismo en la "salud mental" y en la psico(pato)logía específica de nuestra época, los cambios que se están produciendo en relación a las anteriores, las llamadas "patologías de fin de milenio", las "salidas" que se buscan para enfrentar y paliar la situación, etcétera.
Y el último es complementario pero no menos importante: ver los porqué de la ausencia y escasez de estudio y análisis de esta problemática por parte de los intelectuales en general y de los profesionales psis en particular, aspecto que se inscribe en el más general de la actitud que tales sectores tienen actualmente también como consecuencia del impacto neoliberal y posmoderno, donde se ha amortiguado el carácter "crítico" que han tenido hasta hace muy poco tiempo.
Innecesario es decir que esta problemática no se puede abarcar ni completar en un texto como este, cuya máxima pretensión es difundir algo de lo existente al respecto y extender un campo de estudio hasta hoy poco desarrollado. Si bien he encarado esta tarea desde hace ya varios años a través de diferentes trabajos que se irán señalando —respecto a "salud mental" en general y en el neoliberalismo en particular—, su magnitud, complejidad y los constantes cambios teóricos e históricos la convierten en tan permanente e inacabable como peligrosa y riesgosa para quienes se mantengan en una perspectiva crítica y no cómodamente adaptativa.
Su permanente continuación tendría que ser tarea de todos: para los estudiosos e investigadores de las ciencias sociales en general, pero fundamentalmente preocupación de los sujetos de este momento histórico concreto.

México, agosto 2000

Enrique Guinsberg
Editorial Plaza y Valdez. México. 2001.





El autor es psicólogo graduado en Argentina, y reside en México desde 1996, donde es Profesor-Investigador Titular en la Unidad Xochimilco de la Universidad Autónoma Metropolitana. Es también co-director de la revista Subjetividad y Cultura. Junto a numerosos artículos científicos y presentaciones a diversos congresos nacionales e internacionales, es autor de los siguientes libros: Sociedad, salud y enfermedad mental; Control de los medios, control del hombre. Medios masivos y formación psicosocial; Publicidad: manipulación para la reproducción; Normalidad, conflicto psíquico, control social; y junto con Marie Langer y J.del Palacio, Memoria, historia y diálogo psicoanalítico.


0
0
0
0
0No comments yet