About Taringa!

Popular channels

La verdad sobre las publicaciones en las redes sociales!

Hola taringeros este es mi segundo post
Somos adictos a la redes sociales y nadie puede cuestionar lo útil que estas pueden resultar. El problema es que a veces nos distorsiona la realidad y juramos que a todo el mundo le va a interesar lo que hacemos. Está bien, Lady Gaga puede amanecer con diarrea y es noticia mundial, pero tú no eres una celebridad y a nadie le importa conocer todos los detalles de tu vida a través de Facebook (menos si tienes diarrea, no eres Gaga, recuérdalo). Por eso, te mostramos las diez cosas que siempre posteas y a nadie le importan. Ya era tiempo de que alguien te lo dijera, ¿no?
 

 

1.- “¡Con mi juguetito nuevo!”
“Tengo el nuevo Iphone, soy mejor que tú”
Algunas personas viven tan preocupadas de lo material que juran que es lo más importante de la vida. Por lo mismo cuando pudiste juntar las lucas necesarias y te compraste el último Iphone disponible en el mercado sentiste esa extraña necesidad de contarle a todo el mundo que gozabas de lo último de la tecnología (y así mostrar lo bakán que eres). Así que agarraste tu cámara, te tomaste una foto donde se mostrara en primer plano tu aparatito nuevo y la subiste a la red social. Desde hace un tiempo dejé de ver todos los estados que empezaban con “¡mi juguetito nuevo!”.
 
2.- “Oh, soy tan ebrio”
 
 
¿Lo más desagradable de Fiestas Patrias? Tener que mamarse esos comentarios idiotas donde cuentas toooodas las cervezas, piscolas y terremotos que te tomaste para el 18 de septiembre. ¿Por qué piensas que a la gente le pude importar lo que te echaste adentro durante esas fechas? ¿A quién quieres sorprender? Ok, te curaste, bakán, pero puedes carretear y hacerte cagar esa semana sin que nos enteremos. Lo peor son todas las tallas malas que tú y tus amigos hacen sobre el copete, ¿No ves que lo único que hacen es darles material a los humoristas pencas de Morandé con Compañía?
3.- “Acabo de subir 768 fotos al álbum ‘¡Vacaciones!’”
 
Las fotos de pies nunca habían estado tan de moda
¿Regresas de vacaciones y lo único que quieres es mostrarle a tus amigos cibernéticos que estuviste de viaje? Cada vez que termina el verano es común ver a gente subiendo una cantidad infinita de fotos a álbumes de nombre: “¡Vacaciones!”. ¿De verdad crees que nos vamos  a dar la paja de ver las más de 700 imágenes? Envidio tu optimismo ¿Al menos sales sin ropa en alguna? Entonces, no, muchas gracias.
 
4.- Tú y tu filosofía barata
Agrega un mensaje mamón en esta foto
¿Eres el “elegido”, el enviado del Señor?, ¿Sientes que tu vida es perfecta y tienes la misión de guiarnos a nosotros hacia el camino de la luz?. Eres un pobre moralista y a tu vida le falta muchaaaa entretención si pasas llenándole el muro (o biografía) a los demás con mensajes patéticos y motivadores donde pretendes dejar en claro lo que está bien y lo que está mal. Crees que el mensaje es más potente si  viene con la imagen de un angelito o de un perro que habla. Idiota, ¡los perros no hablan!
 
5.- “Holi, estoy aquí”
Facebook y el sapeo
Siempre cacareas que es importante respetar la privacidad y bla bla bla; sin embargo te encanta exhibir todo a través de Facebook, hasta el lugar dónde te encuentras. Fuiste feliz cuando esta plataforma social empezó a habilitar una herramienta para que las personas pudieran delatar su ubicación exacta, y tú la usas siempre, incluso cuando sólo estás en tu casa tirándotelas. Eso sí, te quieres hacer el distinto y para que tenga estilo a tu hogar le das un nombre pelotudo y suuuuper original: “Refugio”, “Cuevita”, “Madriguera”, etc. ¿Por qué piensas que a la gente le importa esto? Loco, a tu vieja le puede interesar saber que ya estás en tu casa, a nosotros no, nunca.
 
6.- “Fui a votar, ¿dónde está mi Premio Nobel?”
Premio a la originalidad: ir a votar disfrazado
Los del SERVEL habían anticipado un proceso expedito: llegar al local, hacer la fila, votar y salir. Pero no contaban con tu fanatismo por transmitir en Facebook todo lo que haces. Fuiste a sufragar, pero te detenías a cada rato para comentar en la red social tus impresiones y lo que veías. Obviamente tus comentarios iban con la respectiva fotografía, ojalá donde se viera que estabas votando o donde apareciera la audaz imagen del papelito ya marcado (uy…qué valiente) . Terminaste el día con una reflexión del deber cívico, lo bien que te sentiste y un largo etcétera. Pregunto: ¿Dónde quieres que te hagamos la estatua?

 
7.- “Llevo una vida sana y necesito hablar sobre eso”
“¿Una mountain bike? Nooo, que noventero”
La bicicleta es un invento que tiene más de doscientos años de antigüedad, sin embargo muchos parece que la descubrieron este año. Está de moda llevar una vida sana, por lo que salir a correr o andar en bici se ha convertido en una obsesión. Si eres una de estas personas vas a estar de acuerdo en que no es sólo salir a hacer deporte, para nada. Ponerse a pedalear es un trámite que empieza y termina contigo posteándolo todo en la web. De partida, no puedes tener cualquier bicicleta, ¿una mountain bike? olvídalo, eso es muy de los 90; debes tener una bici súper alternativa, de esas antiguas, pero con estilo. También tienes que bautizarla con un nombre inspirado en señoras campesinas: Rosita, María, Filomena, etc. Por último, no te puedes ir a dormir sin antes haber compartido los kilómetros que recorriste  y mejor aún si puedes hacer sentir mal a tus amigos no deportistas.
 
Este ratoncito también hace ejercicio, pero él no lo anuncia por Facebook
 
8.- “Mírenme, estoy comiendo sushi… jijiji”
Sushi e Instagram, no podía ser de otra forma
Se supone que cuando más tráfico hay en la web es a la hora de almuerzo, ¿por qué será? Muchos aprovechan ese acto cotidiano tan simple para  mostrarse al mundo a través de la web. El problema es que algunos piensan  que no pueden comer sushi si no lo avisan por Facebook o no suben una foto de esta comida tan de moda en el último tiempo. ¿Por qué piensas que nos interesa ver tus imágenes de arroz frío y pescado crudo?, ¿Alguna vez has subido una foto de un plato de tallarines con huevos o una sopa de pan?

 
9.- “Chile debe formar con: bla bla bla”
Soy Rodrigo Sepúlveda y Chile tiene que formar con…
Atención futboleros: no son entrenadores, sólo son hinchas gordos y pajeros que con mucha suerte pueden ganar partidos en el Play Station. Nunca han hecho una carrera deportiva y es muy poco lo que saben del peloteo, así que eviten comentar sobre cómo formaría la Selección si ustedes fueran los técnicos, se los repito: no lo son. Y si la ANFP estuviera muy cagada y los contratara a ustedes tampoco querríamos saber su opinión a través de Facebook.
 
Entiende, no eres Sampaoli

 
10.- “Oh Dios, ¿por qué tuvo que pasarme esto a mí?”
“Teresa”, de lunes a viernes a las 14 horas, en La Red
Reconócelo, eres fanático del drama y te gusta dejar a tus amigos metidos en Facebook. Por lo mismo, cada vez que necesitas llamar la atención sólo pones un ambiguo: “Oh Dios, ¿por qué tuvo que pasarme esto a mí?” y nada más. Así disfrutas con los comentarios de los más preocupados que te preguntan si estás bien o que quieren saber qué fue lo que te pasó…Insisto, te encanta. Pero, ¿sabes qué? además de tus cercanos que muestran interés casi por obligación, a nadie le interesa lo que te puede estar pasando, además, si estás atravesando por un momento tan malo, Facebook no es el mejor lugar para ventilarlo, ¿no te parece? Por lo mismo, te recomiendo que dejes de lado todo el suspenso; ya es suficiente con las teleseries que dan a la hora de almuerzo.
 

Dejadme un +10 y hacedme feliz...
0No comments yet
      GIF